Cultura

SALUD PÚBLICA

Mitos y realidades de la enfermedad de Alzheimer

La enfermedad de Alzheimer es la causa más común de demencia, y se estima que en México hay al menos 800 mil adultos mayores que padecen esta enfermedad neurodegenerativa. Se caracteriza por la pérdida de memoria y es una de las enfermedades más devastadoras por su cuadro clínico y social.

Elizabeth Sauno

@ElizabethSauno

Viernes 27 de octubre | 13:38

La enfermedad de Alzheimer, así como otros padecimientos neurológicos como el Parkinson y Huntington son enfermedades neurodegenerativas y dependiendo de la enfermedad que se trate, puede estar restringida a poblaciones celulares del sistema nervioso central (SNC), siendo que las manifestaciones clínicas se correlacionan con la función de las regiones o grupos celulares afectados o el daño puede ser generalizado. (Pasantes, Arias, Massieu, Zentella, Tapia, 1999).

¿La demencia y el Alzheimer son lo mismo?


Cerebro sano

Como mencionamos, la enfermedad de Alzheimer es la causa más frecuente de demencia. La demencia es un síndrome definido como la declinación en el funcionamiento cotidiano debido al deterioro cognitivo y puede tener distintas etiologías (enfermedad de Alzheimer, enfermedad de Pick, demencia vascular, incluso cierto tipo de tumores, entre otros). Los criterios publicados en 2011 por el National Institute on Aging and Alzheimer’s Association (NIA-AA) estableció una definición más general que se adaptara a las demencias y que incluyera a las no producidas por la enfermedad de Alzheimer y a la misma enfermedad.


Cerebro con Alzheimer

En el caso de la enfermedad de Alzheimer, como entidad clínica, surgió a raíz de la investigación del médico alemán Alois Alzheimer en 1906, la cual consistió en realizar estudios histológicos al cerebro de una mujer de 51 años fallecida después de un cuadro de 4 años de lo que anteriormente era conocido como “un cuadro demencial” (falta de memoria, desorientación espacial y temporal, y deterioro cognoscitivo). En estos estudios, encontró lo que hoy conocemos como placas β (beta) amiloides (depósitos de proteína β amiloide y material celular por dentro y fuera de los cuerpos neuronales), las cuales crecen de manera que forman fibras entretejidas dentro de la célula nerviosa desarrollando los ovillos neurofibrilares (conglomerados anormales de proteína Tau).


Ovillo neurofibrilar

Pero entonces… ¿Qué es la Enfermedad de Alzheimer?

Como ya se mencionó anteriormente, es una enfermedad neurodegenerativa, esto es que hay pérdida de neuronas y sinapsis en la corteza cerebral (principalmente en el lóbulo temporal, parietal y partes del lóbulo frontal) así como del giro del cíngulo. También se presenta una alteración en la producción del neurotransmisor de acetilcolina (que en caso del SNC, tiene una implicación en los circuitos de la memoria), además de encontrarse la presencia de placas β amiloide y ovillos neurofibrilares a nivel cortical.


Ovillos neurofibrilares

Estas alteraciones en el SNC en los pacientes con Alzheimer, hace que presenten el cuadro clínico que conocemos comúnmente: pérdida de la memoria a corto plazo, alteraciones en la capacidad de aprendizaje, pérdida del padrón lingüístico, pérdida de la capacidad de cálculo y en algunos casos hay cambios en la personalidad (conductas agresivas o eufóricas).

Y… ¿cuáles son las causas por las que se da la Enfermedad de Alzheimer?

Actualmente, existen diferentes hipótesis, sobre las cuales se cree que se desarrolla esta entidad clínica, sin embargo, estas no logran explicar cuál es la causa “real” de la enfermedad de Alzheimer. Entre las principales hipótesis que se investigan son:

  1. Reducción en la síntesis de acetilcolina,
  2. Desarrollo de ovillos neurofibrilares (mutaciones del gen Tau) y de placas β amiloide, derivados de la mutación del gen de la proteína precursora del amiloide (APP por sus siglas en inglés) del cromosoma 21 y las mutaciones en los genes PSEN1, PSEN2 y,
  3. Desórdenes metabólicos relacionados a la hiperglicemia y la resistencia a la insulina.


Placa neuritica beta amiloide

¿Cuáles son las herramientas de diagnóstico para la enfermedad de Alzheimer?

El diagnóstico consiste tanto en una revisión de la historia clínica y la observación, tanto del personal especializado, así como los datos que refieren los familiares de los pacientes. Una segunda fase consiste en realizar pruebas de memoria y evaluación intelectual. La tercera fase consiste en pruebas de laboratorio (entre ellos hemograma completo y perfil del líquido cefalorraquídeo) así como pruebas de imagen cerebral (resonancia magnética o tomografía computarizada por emisión de fotón único).


Placa beta amilide en cerebro de adulto mayor

Lamentablemente, no hay una precisión diagnóstica al 100%, siendo actualmente entre el 70 al 85% de especificidad, por lo que no existe una prueba pre mortem que pueda ofrecer un diagnóstico concluyente para Alzheimer, y aunque las pruebas de imagen pueden mostrar signos de que existe una demencia, no especifica de cual se trata. Actualmente equipos de investigación como el del Dr. Pietrzak del Departamento de Química Farmacéutica, Análisis de Drogas y Radiofarmacia, Universidad Médica de Lodz, Polonia, realizan estudios para desarrollar biomarcadores específicos para las placas β amiloides.

La Enfermedad de Alzheimer en cifras en México

La edad promedio, en la que empieza a presentarse la enfermedad de Alzheimer oscila entre los 65-69 años, aunque se han reportado casos de pacientes con 40 años de edad, con una prevalencia de 1 de cada 100 individuos que la podría presentar. En 1990 sólo se reportaron 111 muertes asociadas a la enfermedad de Alzheimer, para 1999 se tenía el reporte de 350 mil casos; hoy la cifra es aproximadamente de 800 mil casos.

Este aumento en las cifras, se vincula al hecho de que es una enfermedad asociada a la vejez y por el aumento en la tasa de vida hay una tendencia mayor a que se presente esta enfermedad. Así mismo, ya identificada la enfermedad, la expectativa promedio de vida es aproximadamente de 7 a 10 años. Además, la prevalencia de la enfermedad cambia de acuerdo al sexo, pues las mujeres presentan un mayor riesgo de presentar enfermedad de Alzheimer, mientras que los hombres son más susceptibles de padecer demencia vascular.

¿En qué consiste el tratamiento para la Enfermedad de Alzheimer?

El tratamiento de pacientes con enfermedad de Alzheimer es una combinación de medidas farmacológicas y no farmacológicas que deben iniciarse conjuntamente. En lo que respecta al tratamiento no farmacológico se debe de prever instrucciones para el cuidador y familiares del paciente, capacitación en cuanto a administración de medicamentos, seguridad del paciente. Además, es necesario tener en cuenta el descanso de los familiares, así como la búsqueda de grupos de apoyo para el paciente y los cuidadores.


Tratamiento

¿Es muy costoso el tratamiento para la Enfermedad de Alzheimer?

A pesar de que los fármacos no logran revertir la enfermedad ni cambiar el rumbo de esta, ayudan al paciente en algunas fases de la enfermedad. Los medicamentos que se encuentran en el mercado mexicano son: galantamina, rivastigmina, donepecilo y memantina y sus costos oscilan entre $574.50 y $2135.50 (dependiendo del fármaco, cantidad de tabletas y presentación). Además, no dejemos de lado el costo que podría tener la familia si contrataran un servicio de cuidado especializado (con un costo mínimo mensual de aproximadamente $9000.00), así como el desgaste emocional que tienen los familiares de pacientes con Alzheimer.

Finalmente podemos concluir, que los retos para el diagnóstico, tratamiento e investigación para la enfermedad de Alzheimer tiene un largo camino por delante. El desgaste emocional y físico de los familiares con Alzheimer es alto, sin contar con el costo en términos económicos. La necesidad de que haya una mayor inyección por parte del Estado para la creación de centros especializados en neurología (de la mano de una mayor contratación y capacitación para el sector salud), así como mayor presupuesto para la investigación en estas áreas, y la creación de centros de apoyo para familiares con pacientes de Alzheimer, todo esto subsidiado por el Estado, cada día se hace más urgente.






Temas relacionados

Alzheimer   /   Sistema de salud   /   Derechos salud mental   /   Salud mental   /   Salud pública   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO