Internacional

PERÚ: TRIBUNA ABIERTA

Minera las Bambas en Perú despide a trabajador por impulsar sindicato

Este caso, de un trabajador despedido por impulsar un sindicato, refleja la realidad de miles de trabajadores y trabajadoras sin estabilidad laboral y sin poder acceder a beneficios sociales ni derechos básicos como el derecho a sindicalizarse.

Miércoles 17 de mayo | 23:15

El consorcio Chino MMG, que implementa el proyecto minero Las Bambas, se ubica en los distritos de Challhuahuacho y Progreso, de las provincias de Cotabambas y Grau respectivamente, en el departamento de Apurímac. Este proyecto minero se dedica a la explotación de cobre, oro y molibdeno y es uno de los más importantes del Perú ya que, según las proyecciones de los especialistas, produciría en los primeros nueve años 400,000 toneladas de cobre metálico en concentrados anuales y 5,000 toneladas de concentrado de molibdeno por año.

El proyecto las Bambas tiene el aval de la población de la zona de influencia, sin embargo se han desarrollado importantes conflictos sociales a raíz del incumplimiento de acuerdos por parte de la empresa. La intermediación del gobierno ha servido para retomar el diálogo y la continuidad de dicho emprendimiento minero. Por esa razón los gobiernos y los empresarios han mostrado este caso como ejemplo de “convivencia armónica” entre la gran minería y los pueblos aledaños al proyecto.

Pero esa aparente “convivencia armónica” se termina cuando empezamos a ver la situación de los trabajadores de MMG Las Bambas. En diciembre del 2016 falleció un trabajador a causa de un accidente laboral; en ese mismo mes despidieron a Julio Salazar Chávez, quien junto a 45 trabajadores había impulsado la creación del Sindicato de Trabajadores y estaban llevando adelante los trámites para su reconocimiento formal por parte de la Dirección Regional de Trabajo de Apurímac.

Según declaraciones de Julio Salazar para La Izquierda Diario, la empresa habría tomado conocimiento de la formación del sindicato y que él (quien trabajaba desde junio del 2015) era uno de sus impulsores, por esa razón habrían dado por terminado su contrato.

Este caso refleja la realidad de miles de trabajadores y trabajadoras que se encuentran trabajando como contratados sin estabilidad laboral y sin poder acceder a beneficios sociales y derechos básicos como el derecho a sindicalizarse. En Perú se mantiene una legislación laboral que fue impuesta por Fujimori en la década del 90 y que estuvo orientada a darle todos los beneficios posibles al gran capital. Por esa razón, hoy vemos que los índices de precariedad laboral se han acrecentado significativamente y con ello la pobreza y el desempleo crecen todos los días, mientras que las ganancias de los empresarios se elevan.

Acabar con la tercerización como es el caso de los Services es una tarea de primer orden que se debe incorporar a las demandas de la clase trabajadora y más aún ahora que se ha puesto en agenda la necesidad de implementar una huelga nacional de trabajadores mineros. Debemos luchar por el nombramiento de todos los trabajadores y trabajadoras contratados así como por su equiparidad de derechos y salarios. No permitamos que la patronal nos divida. Para nosotros no existen trabajadores de segunda categoría.






Temas relacionados

Mina las Bambas   /   Despidos en la minería   /   Derechos sindicales   /   Conflictos mineros   /   Mineros   /   Perú   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO