Internacional

INDIA

Millones de mujeres en la India hacen un muro de 620 kilómetros por la igualdad

Entre 3 y 5 millones de mujeres en la India decidieron formar un muro humano para exigir igualdad de género en ese país luego que se intentara prohibir la entrada de dos mujeres al templo de Ayyappa en Sabarimala. El ingreso por primera vez de estas mujeres supuso un hecho histórico.

Sábado 5 de enero | 00:00

En la India, las mujeres de entre 10 a los 50 años de edad son culturalmente consideradas impuras debido que se encuentran en período de menstruar, y ese hecho las inhabilita a poder ingresar en ciertos templos sagrados. Tras una petición impulsada en 2006 por la Asociación de Jóvenes Abogados de la India en la cual promovián la participación de mujeres en estos edificios y desafiaban la tradición centenaria a favor de esta exclusión, en septiembre de 2018, la Corte Suprema de la India acabó con esta prohibición, tras considerar que la medida es "discriminatoria y vulneraba los derechos de las mujeres". A pesar de ello, aproximadamente 200 personas, entre peregrinos de la deidad y manifestantes de grupos de extrema derecha, intentaron evitar su entrada al templo. “La entrada de mujeres en Sabarimala es una victoria histórica para nosotras”, sostiene Trupti Desai, activista por los derechos de las mujeres.

La referida sentencia del máximo órgano judicial desató las protestas de los seguidores del célibe dios Ayyappa, así como de la sección regional del partido BJP del primer ministro indio, Narendra Modi, y del histórico Partido del Congreso, que se unieron a los devotos durante las manifestaciones para impedir la ascensión de mujeres. Como contra protesta, entre 3 y 5 millones de mujeres decidieron formar un muro humano de 620 kilómetros de largo en el estado indio de Cochín, en el estado de Kerala, para exigir igualdad de género.

Esta desafiante muestra de decisión y poder del movimiento de mujeres en la India confirma que cualquier cambio de raíz en la sociedad que busque acabar con la explotación y las desigualdades de las y los oprimidos, no podrá hacerse excluyéndolas de ningún protagonismo. La unión en un solo puño del movimiento obrero y el movimiento de mujeres está llamado a unificar el conjunto de las demandas de los sectores oprimidos y conquistar sus reivindicaciones. Tomando la reconocida frase de Louise Michel: “Cuidado con las mujeres cuando se sienten asqueadas de todo lo que las rodea y se sublevan contra el viejo mundo. Ese día nacerá el nuevo mundo.”







Temas relacionados

Asia   /    Mujeres   /    India   /    Violencia hacia las mujeres   /    Feminismo   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO