Géneros y Sexualidades

#VIVASNOSQUEREMOS

Miles de mujeres se movilizaron en México contra la violencia machista

Más de veinte mil personas se manifestaron en las principales ciudades del país. La marcha más grande tuvo lugar en el Distrito Federal.

Lunes 25 de abril | Edición del día

Eran las 10 de la mañana del domingo y frente al Palacio Municipal de Ecatepec ya había un revuelo de mariposas moradas. Cientos de mujeres se habían dado cita frente al que se considera el “foco rojo” del feminicidio en el Estado de México. Según datos del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, entre 2012 y 2015 al menos 183 feminicidios tuvieron lugar en Ecatepec.

La marcha que había sido convocada por las redes sociales, bajo el hashtag #VivasNosQueremos, tuvo como escenario principal el recorrido de 20 kilómetros que separa Ecatepec del centro del Distrito Federal. Pero también se realizaron importantes manifestaciones en otras 47 ciudades del país.
Mujeres de todas las edades se movilizaron para gritar lo que todo el mundo calla. Que en México ser mujer, pobre y trabajadora es estar en peligro de muerte.

La última década, México ha sido azotado por el flagelo del feminicidio, la trata y la violencia cotidiana hacia las mujeres. Las múltiples violencias de las que son objeto, son ejecutadas, auspiciadas u ocultadas por las instituciones. Con la militarización, la violencia contra las mujeres se exacerbó, golpeando particularmente a las mujeres trabajadoras, estudiantes y pobres.

Dentro del contingente que partió en caravana desde Ecatepec se encontraban familiares de mujeres desaparecidas y víctimas de feminicidios, Norma Andrade, de Nuestras Hijas de Regreso a Casa e Irinea Buendía, madre de Mariana Lima, víctima de feminicidio, cuyo caso llegó a la Corte Suprema.

En el Monumento a la Revolución de la Ciudad de México las esperarán muchas mujeres más, con agua y naranjas para aliviar la sed y el calor de una jornada de lucha, donde se expresó el coraje ante las distintas expresiones de la violencia que se ejercen contra las mujeres.

Distintos colectivos leyeron un pronunciamiento: "Responsabilizamos de los deplorables contextos violentos del Estado de México a la estructura socioeconómica, política, cultural, capitalista y patriarcal que toca y trastoca el artículo de consumo, incluyendo nuestras cuerpas, sus golpes, su vejación y cualquier otro tipo de violencia que nos lleva a la muerte. No más. Renunciamos a estas imposiciones".

Alejandra Toriz, de la Agrupación de Mujeres Pan y Rosas, declaró "Este 24 de abril llega como una bocanada de aire fresco ante el hartazgo de la violencia contra las mujeres. Miles salimos a las calles a decir ¡Basta! #NiUnaMenos. Pero frente a la violencia no alcanza con gritar. Es necesario organizarnos. Por eso, te invitamos a participar con Pan y Rosas."

Entre los cánticos resaltan "Ni una asesinada más", "No es un hecho aislado, los feminicidios son crímenes de Estado".
Luego del mediodía más y más gente se sumó a la movilización. Más de veinte mil mujeres participaron de las distintas marchas.

En forma de denuncia al jefe de gobierno de la capital del país se escuchaba la consigna "Mancera, ¿dónde están las desaparecidas de toda la ciudad?". También se hizo oír el reclamo por las muertas de Juárez y por Berta Cáceres, la reciente activista hondureña asesinada.

Promediando la tarde la movilización se detuvo frente al plantón por los normalistas de Ayotzinapa instalado sobre la avenida Reforma, donde se contaron los 43 jóvenes “que nos faltan a todos”.

Hacia el fin de la tarde el grueso de los contingentes llegaban a su destino en el Ángel de la Independencia, pero las columnas se extendían por cuadras. Sobre la avenida Reforma se veía una imponente marea humana que protestaba contra la violencia hacia las mujeres.

La candidatura de la izquierda anticapitalista frente a los feminicidios

Sulem Estrada y Sergio Moissen son candidatos a la Constituyente de la Ciudad de México por la fórmula “Anticapitalistas”. Ambos son profesores y militantes del Movimiento de Trabajadores Socialistas (MTS). Participaron de la marcha junto al contingente de la agrupación de mujeres Pan y Rosas y conversaron con La Izquierda Diario.

Alrededor de Sulem, las militantes de Pan y Rosas se juntan y charlan por doquier vestidas de violeta, con banderas, remeras y pancartas. Marchan con ellas maestras y estudiantes del Politécnico en lucha contra la Reforma Educativa, trabajadoras de intendencia del IEMS, trabajadoras universitarias, estudiantes, jóvenes. Saludan con cariño y respeto a Norma Andrade e Irinea Buendía, madres de víctimas de feminicidio y luchadoras incansables.

En conversación con Izquierda Diario Sulem manifestó: “No podíamos faltar a esta cita de honor. Llevamos años desde Pan y Rosas denunciando no solo la violencia contra las mujeres si no la complicidad del Estado en perpetrarla. Nos llenó de emoción esta convocatoria porque es una forma de decir se acabó. Esta vez tomamos las calles para luchar contra la violencia a las mujeres”.

Sergio Moissen, quien encabeza la fórmula “Anticapitalistas a la Constituyente” se ve emocionado. Dice a La Izquierda Diario “este tipo de movilización no la hemos visto hace años. Apenas a principios del 2016 estuve en Ciudad Juárez con “Toñita” la obrera maquiladora que aspiró a una candidatura independiente en la ciudad fronteriza. Las cosas siguen igual para las mujeres trabajadoras y pobres. El feminicidio persiste y es especialmente incisivo con las obreras maquiladoras”.

En la Ciudad de México “las cosas están también mal para nosotras” dice Sulem. “Padecemos acoso sexual en la vía pública y en nuestros centros de trabajo. Esta marcha es enorme porque plantea la posibilidad de que surja en México un gran Movimiento Nacional de Mujeres. Urge. Las compañeras de Pan y Rosas han bregado por esto durante años. No podemos responder a la violencia de manera individual porque proviene del sistema y las instituciones del Estado son las principales responsables. También los políticos de los partidos patronales que se asocian con el crimen organizado son responsables”.

Al respecto de la candidatura que encabezan Sergio y Sulem a la Constituyente, el primero manifestó: “estamos aquí como hemos estado aquí el 8 de marzo, el 24 de noviembre y todos los días de lucha por los derechos de las mujeres durante los últimos años, junto a las compañeras de Pan y Rosas. Nuestra candidatura y si llegamos a ganar, nuestra diputación estará al servicio de arrancarle al Estado todos los derechos para las mujeres. De llevar su voz a la Constituyente. Sulem es maestra, vive en carne propia las penurias de las mujeres capitalinas. Vamos a defender con los dientes los derechos conquistados como el aborto y el matrimonio igualitario pero vamos por más. Queremos ilegalizar el outsourcing, que las trabajadoras tengan sindicato y todos los derechos laborales, que se acabe la desigualdad salarial para las mujeres y desde luego seguiremos luchando contra el flagelo del feminicidio”.




Temas relacionados

#VivasNosQueremos   /    Sulem Estrada   /    Sergio Abraham Méndez Moissen   /    México   /    Ciudad de México   /    Femicidios   /    Pan y Rosas   /    Géneros y Sexualidades   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO