Política

POLÍTICA

Macri pidió “consensos básicos” para avanzar en políticas de ajuste

Ajuste fiscal, baja del costo laboral y agenda “republicana”. Gobernadores y dirigentes sindicales peronistas dieron el aval con su presencia. Desde el Frente de Izquierda, Nicolás del Caño cuestionó fuertemente el discurso.

Lunes 30 de octubre | 13:09

Los primeros 20 minutos del discurso de Mauricio Macri en el Centro Cultural Kirchner no presentaron ninguna variación en relación a cualquier discurso de campaña de los últimos meses. Frases generales apelando al “cambio” y al “futuro” intercaladas con definiciones genéricas sobre lo que "los argentinos" votaron.

Desde las primeras filas del auditorio lo miraban los mandatarios provinciales que, sin distinción de colores políticos, asistieron para dar un aval implícito a una política claramente de ajuste. Peronistas y kirchneristas (como la gobernadora de Santa Cruz) y gobernadores del mismo oficialismo escucharon el mensaje presidencial.

Allí estaban también los caciques de la CGT como Carlos Acuña, Juan Carlos Schmid y Héctor Daer. Son los sectores que vienen garantizando una tregua casi histórica a la política del gobierno de ajuste.

Te puede interesar: Nueva etapa del ajuste: Macri anuncia el "gran acuerdo nacional"

Luego de un inicio lleno de frases hechas, Macri definió tres ejes alrededor de los cuales pidió buscar “consensos básicos”: la responsabilidad fiscal; la baja de los costos laborales en función de “aumentar el empleo”; y la "calidad institucional".

En su discurso Macri justificó no hacer una descripción precisa de las propuestas en función de que las mismas serán presentadas para el debate. Así, en lo que definió como "mesas para el consenso" pidió que se avance en acordar las reformas que propone.

“No podemos gastar mas de los que recaudamos”

Desde la red social Twitter, Nicolás del Caño el referente del Frente de Izquierda y diputado nacional electo, se preguntó si quien hablaba era Álvaro Alsogaray, Domingo Cavallo o Ricardo López Murphy. La pregunta no resultaba ociosa.

El primer eje de los que presentó Macri en su búsqueda de "consensos básicos" fue la reducción del gasto público, estrechamente ligada a una reforma fiscal. "Esto no es negociable”, afirmó de manera tajante el presidente en relación a lo que suele definir como gasto público.

La afirmación, de tinte noventista, iba en el sentido de reducir el gasto del Estado en sus diferentes niveles. En ese marco, las críticas de Macri se dirigieron hacia distintas esferas de la actividad política que incluyeron a las legislaturas provinciales, la misma Justicia e incluso instituciones como la Biblioteca del Congreso de la Nación.

"No nos gusta endeudarnos, pero menos nos gusta mentirnos", agregó el presidente que encabeza la gestión que ha hecho crecer el endeudamiento de manera geométrica.

Macri, que no hizo anuncios específicos, adelantó que entre mañana martes y el miércoles se presentará un proyecto de reforma tributaria para ser discutido. Esto será punto de negociación con los gobernadores provinciales. Según la información que brindó Marcos Peña luego del discurso de Macri, habría una reunión el próximo lunes donde éste sería uno de los puntos a debatir.

Macri también dedicó un párrafo a hablar sobre la situación del sistema jubilatorio, al cual definió como “insustentable”. Ese definición va en el mismo sentido de la reforma que el gobierno se propone impulsar, donde uno de los objetivos está puesto en hacer subir la edad jubilatoria.

A pedido de las grandes patronales

El segundo eje de Macri estuvo puesto en la cuestión de la "creación de empleo". Hay que señalar que el centro de las (pocas) definiciones que dio el mandatario estuvieron volcadas a atacar lo que llama el "costo laboral".

"La mafia de los juicios laborales es uno de los principales enemigos de la creación de empleo", disparó el presidente. Se trata, no hay que olvidarlo, de una suerte de caballito de batalla cuya finalidad es aumentar la explotación de los trabajadores y trabajadoras. Momento después de la anterior afirmación, Macri lanzaba una crítica contra las provincias que no adhirieron al nuevo régimen de las ART.

“No podemos pedirle a nuestras empresas que compitan sino tienen las condiciones para hacerlo”, afirmó en otro tramo de su discurso el presidente y volvió a señalar la necesidad de otorgar mayores ventajas a los empresarios.

Hablar de "transparencia" para disfrazar el ajuste

En el tercer punto de lo que Macri presentó como la agenda para avanzar en consensos, el presidente se refirió a lo que definió como "reformas" para lograr un “Estado abierto, moderno y ágil".

Allí sobaron definiciones alrededor de la "modernización del Estado" -algo que en términos del oficialismo implica más precarización laboral o despidos- y de volver a impulsar la reforma electoral.

Además, Macri usó este apartado para criticar lo que consideró "gastos" de la política, enumerando exceso de funcionarios en las legislaturas provinciales y privilegios de sectores del Poder Judicial, entre otras cuestiones.

Así, el mensaje de "transparencia" viene a ser una suerte de justificación de nuevos ataques y ajuste en el Estado.

El discurso del Gobierno se apoya en la realidad del descrédito del accionar de la casta política para darle fuerza a una política de ajuste. Vale aclarar que, más allá de las palabras, con la llegada de Cambiemos al gobierno, los cargos jerárquicos en el Estado nacional se ampliaron en un porcentaje no menor. Al mismo tiempo, hubo modificaciones en la estructura de ministerios y secretarias destinadas a crear cargos con mejores remuneraciones para atraer a los gerentes y CEO que venían del sector privado.

Macri criticó además el uso del poder para beneficiar a familiares y amigos. La crítica es pura demagogia porque fueron múltiples los funcionarios que colocaron a familiares en cargos dentro de determinadas dependencias.

Críticas desde la izquierda

Nicolás del Caño estuvo entre quienes criticaron duramente las definiciones de Macri. Los referentes del Frente de Izquierda no estuvieron en el Centro Cultural Kirchner. "La izquierda no consensúa el ajuste", afirmó el diputado electo por la provincia de Buenos Aires.

Te puede interesar: El Frente de Izquierda rechazó el ajuste propuesto por Macri








Temas relacionados

Mauricio Macri   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO