Mundo Obrero

ENCUENTRO EN EL HOSPITAL POSADAS

Los luchadores dieron un gran paso en la coordinación y votaron una columna independiente para el 21F

En el Hospital Posadas, se congregaron todos los sectores que están luchando y el sindicalismo combativo. Todas las propuestas y resoluciones que salieron el encuentro.

Domingo 18 de febrero de 2018 | 01:07

Ni el fuerte calor ni las distancias fueron una traba para que 2000 trabajadores y trabajadoras se reunieran este sábado por la tarde en el Hospital Posadas.

Después de varias horas de debate entre los presentes, las resoluciones marcaron un gran paso adelante.

En primer lugar, por la representatividad que tuvo: estuvieron todos los sectores que vienen peleando contra los despidos. Segundo, porque dieron un paso en la coordinación, votando acciones comunes y propuestas para seguir coordinando a los sectores combativos. Tercero, porque le dieron más fuerza al reclamo de paro nacional y plan de lucha contra el ajuste: el 21 de febrero harán una columna independiente con esas banderas en la manifestación convocada por sectores de la CGT y la CTA.

Además, el encuentro tuvo un claro contenido político: muchos de los oradores denunciaron los planes de ajuste que quería aplicar el gobierno de Macri, pero también el rol que vienen jugando los gobernadores peronistas y de otros signos políticos que lo siguen como una sombra.

Cuando miles de kilómetros no son un obstáculo

Desde Santa Cruz a Jujuy, pasando por Neuquén, Córdoba, Mendoza y Entre Ríos, llegaron delegaciones de trabajadores hasta el conurbano bonaerense.

Los mineros de Río Turbio se hermanaron con los trabajadores del Ingenio La Esperanza; los trabajadores de Zanón compartieron la tarde con las docentes del SUTE mendocino y aquellas que llegaron por los Suteba combativos de la provincia de Buenos Aires. Son apenas unos pocos ejemplos. La lista de concurrentes es extensa y vale la pena detenerse en ella.

El protagonismo lo tuvieron, al principio, los conflictos en curso. Los “anfitriones”, las trabajadores del mismo Hospital Posadas, pero también los mineros del Turbio, los trabajadores del Inti, Senasa, La Esperanza, UEP de La Plata, Ferrobaires, Diario Hoy de La Plata, Cresta Roja y Stockl, entre otros.

Muchos de ellos discutieron y votaron en asambleas de base su participación en el encuentro (Posadas, Río Turbio, Inti, Redguard, UEP, Diario Hoy, Zanon). Como diría luego Luis Sucher (Posadas), “es el método que defendemos para que los trabajadores decidan”.

Sumaron presencia más de 60 trabajadores aeronáuticos de Latam, Securitas y RedGuard. Estuvieron, también, delegaciones de los Sutebas combativos de La Matanza, Tigre, Quilmes, Bahía Blanca, Ensenada y Escobar; también Ademys (CABA). A la extensa lista hay que sumar al Hospital Garrahan, ATE Sur, Ministerio de Trabajo de la Nación, la Unión Ferroviaria de Haedo encabezada por Rubén "Pollo" Sobrero, las Listas Roja y Granate en la conducción del Sutna, Sindicato de Aceiteros, Comisión Interna de Mondelez-Victoria, trabajadores de Pepsico en lucha, entre muchos otros.

También desde el sur llegarían los ceramistas de Zanon que, al tomar la palabra, serían aclamados. Los 1.200 kilómetros recorridos los hicieron junto a las trabajadoras textiles, de la maderera MAM, estatales y docentes.

Desde el Movimiento de Agrupaciones Clasistas (MAC) y el PTS la propuesta de la asamblea del Posadas se tomó como propia. Durante la semana se había recorrido muchos lugares de trabajo y se habían propuesto reuniones y asambleas para discutir la convocatoria, logrando así importantes delegaciones de trabajadores de distintos sectores.

Otros apoyos

Pero además el encuentro recibiría otros apoyos. Fue emocionante la presencia y las palabras de Nora Cortiñas, Madre de Plaza de Mayo, que en medio del calor levantó su puño contagiando su fuerza a todos los luchadores que estaban allí.

También los diputados del Frente de Izquierda Nicolás del Caño, Myriam Bregman y Nathalia González Seligra, referentes del PTS, y referentes políticos como Luis Zamora (AyL), Juan Carlos Giordano (IS), Vilma Ripoll (MST) y otros referentes de la izquierda.

Un fuerte impulso a las luchas

Uno de los objetivos de la coordinación es favorecer a los conflictos en lucha, mejorando las posibilidades de pelear. Y eso se pudo notar en el mismo encuentro. No solo en las intervenciones de cada uno de los sectores en conflicto que desde el palco se mostraba fortalecido con tantos luchadores reunidos, sino que se pudo ver en la gran participación de trabajadores del Posadas, encabezada por los sindicatos Cicop y STS, junto a un importante sector de despedidos y trabajadores del Hospital.

También hubo un capítulo especial para las docentes, que están en las puertas de un conflicto testigo por salario, igual que los bancarios. Por eso fue importante la participación de importantes delegaciones de los SUTEBA combativos así como de representantes del SUTE (Mendoza), Ademys y AMSAFE.

Silvio “Chopper” Egüez, en nombre de los despedidos de La Esperanza, así como las combativas mujeres, destacaron un camino necesario para fortalecer a los que están peleando: buscar el apoyo popular, de sus comunidades.

La importancia de esa alianza la retomó también una de las dirigentes del SUTEBA Matanza, Natalia Hernández: “como ustedes los trabajadores del Posadas que cuidan la vida de millones de trabajadores, nosotros queremos unir nuestros reclamos a la comunidad educativa”.

Varios intervenciones destacaron además los reclamos de las mujeres trabajadoras. Por un lado convocando a movilizar el 8M en el marco del paro internacional de mujeres, contra los despidos, el ajuste y por el derecho al aborto legal y gratuito. Pero sumando además la exigencia a las centrales y sindicatos que ese día se pare efectivamente.

Muchos plantearon las peleas que vienen dando para recuperar y defender sus organizaciones de manos del sindicalismo burocrático. Como planteó Maximiliano Montero, delegado de Mondelez, “venimos a defender la fuente de trabajo, el salario, pero también mostrar una alternativa en nuestro sindicato a la burocracia de Rodolfo Daer y dar pasos junto a todos ustedes en la coordinación”.

Un importante paso en la coordinación

Pero algo demostró el desarrollo del encuentro fue la enorme vocación de los sectores que participaron por dar pasos en la coordinación de las luchas en curso.

La casi totalidad de las intervenciones que tuvieron lugar a lo largo de la calurosa tarde resaltaron la necesidad de no pelear por separado; de rodear de apoyo cada lucha que haya en curso; y sobre todo de sostener en el tiempo el paso en la coordinación que se mostró este sábado en el Posadas.

“Este encuentro es un embrión de lo que necesitamos para adelante”, diría Andrés Blanco, dirigente del Sindicato Ceramista de Neuquén. El trabajador de Zanon hizo entonces referencia a la Coordinadora Regional del Alto Valle. Los tercerizados aeronáuticos de Redguard tomaron el guante para proponer también coordinarse zonalmente con los trabajadores de Cresta Roja, Stockl, docentes y otros que están en conflicto en la Zona Sur.

En ese camino, los mineros del Turbio propusieron poner una carpa en Buenos Aires, para avanzar en unir a los conflictos en curso. “Esto que hicimos acá se tiene que replicar”, señaló Cristian Gordillo. “Todo lo que tengamos que hacer se tiene que hacer en esa carpa”, agregó.

Uno de los aspectos más importantes para avanzar en este camino encontró su lugar en las resoluciones. Fue la decisión, votada por unanimidad de convocar a una jornada nacional de protesta el miércoles 28 de febrero. Ese día, quienes participaron del Encuentro deberán definir bajo que modalidad son parte de una acción de lucha conjunta.

Movilización del 21F: marchar con una voz propia

“Ni a CGT ni la CTA, con todo el paquetazo de ajuste que hay, no se dignaron a llamar a un paro nacional con movilización”. La frase la lanzó Camilo Mones, el referente de los trabajadores PepsiCo.

Las críticas hacia las conducciones sindicales burocráticas fueron un común denominador. No es para menos. Los sectores que vienen en lucha ven como son traicionados o, a lo sumo, reciben un apoyo aislado.

“Tuvimos que esperar un mes y medio para que “Cachorro” Godoy (secretario general de ATE Nacional) convoque a una marcha”, diría Luis Sucher, trabajador despedido del Posadas e integrantes de la Agrupación Marrón. Sucher fue uno de los que propuso marchar con una columna independiente el próximo 21 de febrero. Con el planteo coincidieron otras agrupaciones del Hospital Posadas, como Alternativa Estatal y Tribunal Estatal. Jimena Lettieri, de esa agrupación y del Partido Obrero, destacó la importancia de marchar el 21 con una columna diferenciada. También planteó sus argumentos Guillermo Pacganini (Cicop-MST).

No sería esta la única crítica a la conducción nacional de ATE ni iban a faltar los debates. Uno de ellos tuvo que ver justamente con cómo participar de la convocatoria del 21F. Una de las delegadas del Inti planteó que en vez de una columna independiente, proponía una “política independiente pero que cada uno marche con su sindicato”. Todos los oradores, sin embargo coincidiendo en que había que marchar con “banderas separadas”, o sea una columna encabezada por los sectores en lucha y el sindicalismo combativo.

La resolución sería votada finalmente por unanimidad. El miércoles 21 de febrero habrá entonces una importante columna encabezada por los convocantes al Encuentro y otros sectores, que exigirá un paro nacional y un plan de lucha unificado a las centrales y sindicatos que dicen oponerse al ajuste. Es una moción para llevar a las asambleas de los demás sectores en lucha y sindicatos combativos.

Pero la contundencia de la votación dejó claro además otra cuestión: los sectores combativos están convencidos que al ajuste se lo derrota en las calles, y con una política independiente.

Vale un ejemplo. Cuando un orador planteó que al gobierno de Macri había que enfrentarlo uniendo a todas las expresiones sindicales y políticas, no tardó la respuesta de los dirigentes combativos. Camilo Mones (PepsiCo en lucha), planteó que “al ajuste se lo va derrotar en las calles. Ni la CGT ni la CTA todavía se dignaron a llamar un paro general. Al plan de ajuste no se lo derrota con alianzas electorales o “unidos todos contra Macri”. Se lo derrota con un paro nacional, un plan de lucha, en el camino de preparar la huelga general que derrote completamente el ajuste”. Julián Morales, trabajador despedido de la UEP de La Plata planteó que “vamos a ir a la marcha del 21F pero con una columna independiente. No tenemos nada que ver con Moyano y no tenemos nada que ver con la burocracia sindical”, pero también fue crítico con el rol que venía jugando ATE Nacional y Provincial conducidos por “Cachorro” Godoy.

Las resoluciones y los próximos pasos

Luego de que pudieran intervenir todos los referentes que estaban en el encuentro, se votaron a mano alzada las resoluciones. Para pelear por la reincorporación de los despedidos, contra los techos salariales y la precarización, contra la criminalización de la protesta y otros puntos, se definió:

  •  Organizar una columna independiente el 21F, con una bandera que plantee “Reincorporación de todos los despedidos, basta de ajuste. Paro General y Plan de lucha”. Además se pedirá que las que vienen enfrentando los despidos tengan una voz en el acto.
  •  Realizar una Jornada Nacional de Lucha el miércoles 28 de febrero, con acciones simultáneas en distintos puntos del país.
  •  Continuar con la coordinación, con una reunión el 6 de marzo que evalúe la jornada de lucha, nuevas actividades y la realización de un nuevo encuentro.
  •  El apoyo a la carpa que instalarán los mineros de Río Turbio en la Plaza Congreso.
  •  Apoyar a los docentes contra el techo salarial y a todos los gremios en lucha por el salario.
  •  Apoyar y promover el Paro Mundial de Mujeres del 8M. Exigir a las centrales y sindicatos que se pare efectivamente.





    Temas relacionados

    #EncuentroTrabajadoresEnLucha   /    #8M   /    Sindicalismo combativo   /    Paro general   /    Sindicalismo de izquierda   /    Hospital Posadas   /    INTI   /    Asociación Trabajadores del Estado (ATE)   /    CGT   /    Mundo Obrero

  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO