Política

La MATANZA

Los docentes de La Marrón/FIT contra la baja de la edad de imputabilidad

Gobierno y "oposición" buscan instalar a los jovenes como enemigos públicos, haciendo un blindaje para plan de ajuste negociado con el FMI.

Esteffy LoPre

EOE La Matanza

Martes 8 de enero | 00:16

A pocas semanas de cumplirse un nuevo aniversario de la desaparición y posterior asesinato de Luciano Arruga a manos de la policía con complicidad del gobierno, volvió el debate sobre la baja de imputabilidad.

Fue en Noviembre pasado, cuando en La Matanza, la Bonaerense asesinó a Orellana, militante de la CTEP con dos balas de plomo, por encontrarse reclamando por viviendas.

En el marco de un brutal ajuste que quieren que recaiga sobre el pueblo trabajador y sectores populares, el ministro de Justicia Garavano junto al jefe de Gabinete Marcos Peña (mientras Macri sigue de vacaciones), anunciaron que quieren bajar la edad de punibilidad a 15 años, llegando a penas máximas de 15 años de prisión efectiva. Sectores del peronismo, están dispuestos a acordar con el macrismo esta reforma.

La actual Ley 22.278, que crea el Regimen Penal Juvenil, fue sancionada nada más ni nada menos que por la dictadura militar en 1980 donde se estableció la edad de punibilidad en los 16 años.

Pero fue el propio gobierno de Cristina Kirchner, quien en acuerdo con la oposición, en 2009 impulsó la baja de 16 a 14 recibiendo media sanción en el Senado.
En esa oportunidad Cristina Kirchner planteó: "Ya tiene media sanción por parte del Senado la reducción a 14 años que en definitiva es un derecho penal juvenil diferente para darle un marco de protección también pero también de adecuación a los tiempos que corren".
Finalmente el proyecto que establecia un nuevo régimen penal juvenil se trabó en Diputados, y perdió estado parlamentario.

Mientras que Scioli, que colmó la provincia de Buenos Aires de Bonaerense y policías local, tenía intensiones de bajar la edad de imputabilidad a 12 años.

Tanto unos como otros, vuelven al debate para profundizar la criminalización contra la juventud y ampliar el poder punitivo del Estado. Hace días, la ministra de Seguridad Bullrich anunció que destinará más de 100 millones de pesos para comprar armas Taser, declaradas por la ONU como armas de tortura y potencialmente letales.

Mientras oficialismo y "oposición" acordaron con el FMI un brutal saqueo al conjunto del pueblo trabajador, tarifazos de todos los servicios esenciales que pagamos nosotrxs, quieren arremeter nuevamente contra las y los pibes a los que les cargaron en sus hombros una deuda que pagaran por el resto de sus vidas a costa de mayor precarización, carestía de vida y pobreza. Sabemos que plata para educación, salud y vivienda hay, pero el gobierno de los ricos mientras se aumenta sus dietas y vive en countrys, junto al peronismo vuelven a poner el centro del debate la criminalización de la juventud, cuando como denuncia la diputada del PTS/FIT Nathalia González Seligra, hoy en Argentina hay 5,6 millones de niñxs pobres, de los cuales el 51% abarca la franja etarea de 13 a 17 años. Mientras tanto 8 millones se encuentran privados de algún tipo de derecho social.

Incluso, las estadisticas muestran que del 100% de delitos cometidos, sólo el 4% lo realizan menores y el 3% son contra propiedad privada.

En momentos en que definen ajustar a las y los trabajadores, quieren darle mayor poder de fuego a las propia policia y fuerzas de represión que se llevan la vida de un pibe cada 22 horas con el gatillo fácil como denunció recientemente CORREPI.

Es decir, darle rienda suelta a los organizadores del gran delito, que estan vinculados con las redes de trata, narcotráfico y desarmaderos de autos, y que obligan a las y los pibes de los barrios a salir a robar para ellos. Y cuando se niegan, los desaparecen y matan como hicieron con complicidad del gobierno de turno con Luciano Arruga.

Nosotrxs, vemos día a día en nuestras aulas y escuelas, la realidad a la que arrojan a la miseria, gobierno tras gobierno, a lxs pibes y sus familias. No se garantizan ni el derecho a la educación, a la salud, a una vivienda en condiciones. El único futuro que les ofrecen es pagar una deuda absolutamente ilegítima y llenar las largas filas de desocupados o precarizados. En Argentina los niveles de desocupación y pobreza entre niños, niñas y adolescentes ascendieron brutalmente, mientras tanto el gobierno de Macri y Vidal pone a los jóvenes como enemigos públicos, y ataca con despidos, tarifazos y ajuste al conjunto de lxs trabajadores. Nicolás del Caño, diputado del PTS/FIT también denunció está política criminal:

La respuesta que quieren dar es mano dura y doctrina "Chocobar" para todos los sectores que son arrojados a la desocupación y a la extrema pobreza, como se ve en las distintas estadisticas, producto de un sistema que les ofrece "sobrevivir", mientras los distintos gobiernos, movidos por sus intereses y ganancias, atacan año tras año nuestras condiciones de vida.

El gobierno de y para ricos junto a quienes le dan gobernabilidad buscan profundizar los márgenes de acción de las fuerzas represivas para garantizar y blindar que su política de saqueo se lleve adelante.

Tenemos que organizar, junto a la comunidad educativa, y trabajadorxs en lucha una gran campaña en defensa de lxs pibes, peleando contra los planes del Gobierno, gobernadores y FMI. Los docentes del La Marrón-FIT en el MAC, que peleamos en las calles y en cada escuela para enfrentar este plan, nos oponemos a este nuevo ataque que busca imponer el gobierno de Cambiemos.

*¡NO a la criminalización de la juventud y la pobreza! ¡NO a la doctrina chocobar!*
*¡NO al pago de la deuda: plata para educación, salud, viviendas y salarios!*







Temas relacionados

Provincia de Buenos Aires   /    Libertades Democráticas   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO