Mundo Obrero

ENTREVISTA A CAMILO MONES

“La marcha expresó a un sector de la clase obrera dispuesto a pelear contra el Gobierno”

Tras la masiva movilización en la 9 de Julio, Camilo Mones -referente de la gran lucha de PepsiCo y del sindicalismo combativo- habla con La Izquierda Diario.

Sábado 24 de febrero | 12:02

Foto: Osiris Martí.

Camilo Mones es, indiscutiblemente, uno de los referentes más importantes del sindicalismo combativo y de izquierda en la Argentina. Fue una de las caras más visibles de la gran lucha de PepsiCo contra los despidos ilegales que avaló el ministro del Trabajo en negro, Jorge Triaca.

Es, además, uno de los referentes del Movimiento de Agrupaciones Clasistas, el agrupamiento impulsado por el PTS y trabajadores independientes en todo el país.

Tras la masiva movilización del pasado 21 de febrero, el también dirigente del PTS habló con La Izquierda Diario sobre la convocatoria de Moyano, los límites de la jornada y los avances en la coordinación que vienen dando los sectores combativos y en lucha.

Te puede interesar: Camilo Mones: la batalla de PepsiCo, una vida y una estrategia

La Izquierda Diario: ¿Qué balance haces de la jornada de este miércoles en la 9 de julio?

Camilo: Fue una marcha enorme, muy importante. Doscientas mil personas al menos. Es evidente que expresó y canalizó el rechazo a los planes económicos y políticos del gobierno macrista. Se expresó el desarrollo de una resistencia social, sindical y política al gobierno, que se amplia y que se suma a lo que ya se vio en diciembre, con el repudio a la reforma previsional.

Además expresó a los sectores en lucha, como se vio en la columna independiente que encabezaron los trabajadores del Posadas, junto a los del Sutna y la Unión Ferroviaria de Haedo. Allí participaron además sectores de los trabajadores del Inti, compañeros del diario Hoy y de la UEP, de La Plata, entre muchos otros. Son los sectores que vienen luchando hace rato. Esa columna marchó exigiendo un paro nacional y un plan de lucha.

Te puede interesar: #Marcha21F: un fuerte revés político para el Gobierno

En la movilización se vio a muchos trabajadores jóvenes de Camioneros. Hay una cuestión que me pareció interesante. Muchos mostraron simpatía por Nicolás del Caño y se acercaban a saludarlo. Eran sobre todo trabajadores de logística y de agencia, que son los que están tercerizados.

Si se deja de lado la pelea que tienen Moyano y Macri -que hasta hace muy poco eran aliados- fue una marcha que expresó a un sector de la clase obrera que está dispuesta a pelear contra el gobierno y contra sus planes. Y demostró un descontento profundo de sectores enormes del movimiento obrero, que se suma a quienes ya se expresaron el 14 y 18 de diciembre.

En la marcha se expresó la misma bronca que había cuando se votó la reforma previsional. Estamos hablando de los trabajadores, que insultaron a Macri, algo que Moyano quiso parar.

Obviamente ahora el moyanismo le va a querer poner límites, como ya lo quiso hacer en el acto mismo, evitando que se insulte a Macri. Ahora ya está diciendo que podría sentarse a hablar con él.

El balance general es que expresó un nuevo sector en las calles, de miles, de la clase trabajadora que se opone al gobierno y que demuestra su bronca. Además mostró que es la clase trabajadora, con su fuerza, la única capaz de enfrentar y derrotar al plan económico.

La Izquierda Diario: Durante el acto Moyano no anunció ninguna continuidad de la marcha. Si efectivamente quisieran enfrentar el derrotar el ajuste de Macri ¿qué deberían hacer él y los dirigentes que marcharon?

Camilo: No sorprende que Moyano no haya llamado a nada. Justamente querían hacer una marcha de prensión. Vandorista, de pegar y negociar.

¿Qué deberían hacer? En primer lugar llamar a asambleas tanto la CGT que dirige el moyanismo, las dos CTA, e incluso los gremios combativos y también en los que conduce la izquierda.

Asambleas en todos los lugares de trabajo, en donde los trabajadores puedan discutir, debatir y resolver la forma de enfrentar el ajuste. Un ajuste que incluye poner techo a las paritarias, negociar convenios a las baja, quitar derechos, que incluye la política económica general, con los tarifazos, una inflación permanente que le gana al salario.

Es decir asambleas donde se voten las medidas de lucha necesarias para enfrentar a Macri. De ahí van a surgir movilizaciones, bloqueos y paros en todo el país. Va a surgir un plan de lucha desde las bases.

Si eso ocurre, va a ser algo que va a avanzar sobre otros sindicatos. Como esos donde están los Gordos, como Comercio, vía el contagio y el ejemplo. Y se va a poder avanzar hacia una gran huelga general en todo el país, con la participación de todos los trabajadores. Una huelga general que, paralizando los mecanismos de la economía, le imponga una derrota al plan económico de Macri.

La Izquierda Diario: Los sectores combativos marcharon en un columna independiente que había sido votada Encuentro del Posadas. ¿Cómo son los siguientes pasos en esa coordinación?

Camilo: Estamos dando los primeros pasos en la coordinación nacional. Precisamente en el encuentro que hicimos en el Hospital Posadas se logró que todos los sectores en lucha del país viajaran. Por eso pudimos hacer un gran encuentro de 2.000 luchadores luchadoras.

Te puede interesar: Los luchadores dieron un gran paso en la coordinación y votaron una columna independiente para el 21F

Ahí decidimos participar en la marcha que habían llamado la CGT y las CTA con una columna independiente, que expresara una posición distinta, realmente de lucha contra el ajuste de Macri.

También en el encuentro votamos hacer una jornada de lucha para finales de febrero, donde queremos coordinar acciones en todo el país.

Además hemos logrado ponernos de acuerdo en seguir los pasos de la coordinación a nivel regional. Eso es lo más importante porque hoy las luchas se dan aisladas por culpa de las mismas conducciones sindicales.

Pero se pueden armar coordinadoras regionales. Eso se votó y sirve para que todas las luchas pueden resistir mejor, puedan apelar al apoyo popular. Como pasa en el Ingenio La Esperanza con el apoyo de la localidad de San Pedro; o en la Mina de Río Turbio, con el apoyo de todo un pueblo.

La coordinación es un gran paso también para imponerles a las CGT, a las CTA acciones contundentes como un gran paro nacional con movilización, para enfrentar los planes de los capitalistas dirigidos por Macri.







Temas relacionados

21F   /    Movimiento de Agrupaciones Clasistas (MAC)   /    Camilo Mones   /    Sindicalismo combativo   /    Frente de Izquierda   /    CGT   /    CTA   /    Entrevista   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO