ATE MINISTERIO DE TRABAJO

La lista Blanca y Negra renueva mandato contra la kirchnerista Verde y Blanca

Con el 56 % de los votos para la lista Blanca y Negra, finalizaron las elecciones a Junta Interna y Cuerpo de delegados de ATE en el Ministerio de Producción y Trabajo.

Agrupación Marrón Clasista

PTS + independientes

Miércoles 5 de diciembre | 13:42

En un elección que movilizó a casi 500 trabajadores, y ganando en la nómina de delegados de sector en los edificios de Além, Callao y Alsina, se reafirmó el mandato de la lista Blanca y Negra, integrada por la agrupación ATE desde Abajo, la Agrupación Marrón Clasista y activistas independientes.

La lista Violeta, Verde y Blanca, apoyada por la conducción de la seccional ATE Capital, que había incorporado a un sector de la corriente Patria Grande, y llevado a su referente Victoria Freire como candidata a Secretaria General, recibe así una derrota importante. Con una campaña basada en el lema de la unidad, la lista que responde a Daniel Catalano buscaba quedarse con la Junta Interna y el Cuerpo de delegados para ubicarlos dentro de la estrategia de “hay 2019”.

En comunicación con este medio, Eduardo Movia, delegado electo por la lista Blanca y Negra y militante de la Agrupación Marrón Clasista planteó que, “con este resultado, la lista Blanca y Negra que comienza su cuarto mandato, tiene el desafío de preparar las peleas que se vienen en un marco de profundo ajuste contra los y las trabajadores/as. El gobierno de Cambiemos con la ayuda de la oposición patronal, el PJ y las burocracias sindicales, tiene el objetivo de aplicar a como dé lugar el ajuste comandado por el FMI. Los gestos de refuerzo de los mecanismos de control y amedrentamiento, como el reciente fallo que da mayores libertades al uso de armas de fuego por parte de las fuerzas represivas, dan la idea de que el gobierno se prepara para mayores enfrentamientos con los trabajadores y los sectores populares.”

Leonardo Amendola, propuesto por la lista Blanca y Negra como delegado paritario y también miembro de la Agrupación Marrón Clasista dijo que: ”el resultado de la elección implica una derrota política de la Verde y Blanca, luego de haber incorporado con expectativas a una ruptura de Patria Grande que rompió con la lista Blanca y Negra en su viraje completo al kirchenrismo político y sindical. También es un dato de la elección que la representación de un sector de trabajadores/as en el ministerio no responde exclusivamente a la Blanca y Negra. Tenemos el desafío de unir a todos los sectores en la pelea contra la política del gobierno, sin dejar de clarificar las diferentes estrategias que se expresan en las distintas listas y agrupaciones. Incluso desde nuestra agrupación habíamos impulsado algún tipo de elección primaria para integrar en el cuerpo de delegados una proporción que expresa más la situación real del ministerio, buscando resolver un problema de arrastre de un estatuto totalmente burocrático de nuestro sindicato, donde el que gana se lleva todo y no hay ningún tipo de representación para las minorías. Por delante necesitamos de la mayor unidad para pelear en una situación donde el salario quedó muy atrasado, donde UPCN juega un rol totalmente cómplice del gobierno, y nuestro poder adquisitivo sigue golpeado. Ni hablar de la situación de inestabilidad permanente a la que estamos expuestos y que ahora se agrava con el cierre de año y el cambio de autoridades en el organismo.”

Por su parte, Yamila Grinsberg, también electa delegada por la Lista Blanca y Negra, militante de Pan y Rosas, y la Agrupación Marrón Clasista agregaba: “En el año de la marea verde en que miles de mujeres nos organizamos en nuestros lugares de estudio y de trabajo, el Ministerio no fue la excepción. Impulsamos charlas con referentes del movimiento de mujeres, pañuelazos por sectores, y movilizaciones masivas junto con nuestras compañeras y compañeros de trabajo. Nos organizamos por abajo sin distinción de afiliación, haciendo concreta la unidad de les trabajadores que necesitamos para conquistar todos nuestros derechos y enfrentar el ajuste. Por eso nosotras si nos enojamos con la iglesia, y no guardamos los pañuelos como nos pide Cristina Fernández de Kirchner. Seguimos luchando por todos nuestros derechos, y no confundimos nuestras banderas con la militancia celeste de Bergoglio y la jerarquía de la Iglesia que se organiza activamente contra las mujeres en alianza con los dinosaurios del Senado. Nos seguimos organizando para que no haya Ni Una Menos, y hoy marchamos por Lucia Pérez, para repudiar el fallo escandaloso de los jueces jueces Aldo Carnevale, Facundo Gómez Urso y Pablo Viñas, decimos bien fuerte que fue femicidio, y que tenemos que pelear para la elección directa de los jueces, a través del voto popular y terminar con los privilegios de esta casta que lo único que hace es proteger los intereses de este régimen social y cubrir con impunidad a los femicidas. Por eso vamos a seguir peleando por un ATE Trabajo que pelee como las mujeres y no como los dinosaurios de la CGT, porque necesitamos que nuestros sindicatos estén a la cabeza de esta pelea, no de palabras, sino en los hechos. Esa es la apuesta que queremos redoblar”.







Temas relacionados

Junta interna   /    ATE   /    Ministerio de Trabajo   /    Elecciones

Comentarios

DEJAR COMENTARIO