Juventud

#ELFITENATLANTA

La Plata: los secundarios alzaron el puño y la voz en Atlanta

El sábado 19 de noviembre decenas de secundarios viajaron con mucho entusiasmo dispuestos a llenar de rebeldía el estadio. Aquí algunas voces de sus experiencias respecto a lo que fue el Acto del Frente de Izquierda.

Sofía Martínez Naya

Estudiante secundaria | La Plata

Jueves 24 de noviembre | Edición del día

Al calor de los gritos de los centenares de jóvenes que estaban en la primera fila, la columna de La Plata comenzaba a acercarse a la entrada del estadio y los gritos y los bombos cada vez sonaban con más fuerza. Miles de viseras y banderines del PTS y de Pan y Rosas, cada cual con su remera con frases revolucionarias, brazos agitando incansablemente. Una postal roja y violeta que dejaba en evidencia la moral de una juventud que se levanta.

Tomás, del colegio Nacional, contó que "Atlanta fue mi primer experiencia de la mano de la izquierda; siempre había simpatizado con sus ideas; pero estar en el micro, hablar y debatir con los secundarios las dos horas de viaje fue algo del todo distinto. Cuando bajamos del micro fue impresionante: las banderas, la gente, ir haciendo ruido hasta llegar al estadio para que nos escucharan todos. En Atlanta, de entrada, Myriam Bregman hablando sobre feminismo socialista me dejó impresionado; las batucadas, la emoción y entusiasmo de todos los jóvenes cada vez que alguien terminaba de hablar eran increíbles; escuchar hablar de Zanón, Madygraf y su lucha también. Al final, el discurso de Del Caño fue el cierre perfecto; completamente representativo de la lucha obrera, pidiendo por un Frente de Izquierda que crezca cada día, pidiendo por la no conciliación de clases y pidiendo por la unión de los trabajadores para después cantar entre todos La internacional. No podría haberme llevado una mejor impresión, ni del frente de izquierda, ni de los oradores, ni de los militantes".

La juventud del PTS, de todas las provincias, copaba la popular al grito de "somos estudiantes, mujeres y obreros". Acompañando una tribuna repleta de tirantes, de banderas, de banderines, de bombos, megáfonos y trompetas, de gargantas desgarradas y de combatividad.

Aldana, de la EES nº70, agregó "Atlanta me motivó a seguir, a salir a la calle a defender todos mis derechos. Como estudiante, como mujer, como trabajadora. Porque no fue sólo estar ahí, fue estar ahí con miles de compañeros que quieren lo mismo que yo: cambiar este sistema de mierda. Porque no le debemos nada al capitalismo, porque queremos la revolución. Además, quiero destacar el discurso de Myriam Bregman que me hizo poner la piel de gallina cuando decía, con toda su fuerza, que si tocan a una nos organizamos miles; porque es real, y me enorgullece ser una de esas miles que hoy nos levantamos".

En Argentina, con Macri; en el país vecino Brasil, con Temer; y ahora en Estados Unidos con Trump, la derecha viene avanzando con pasos agigantados, debido a las políticas de los gobiernos mal llamados "progresistas" que le abrieron paso. Dejando un ajuste brutal para los trabajadores, represión y precarización a la juventud y a los sectores oprimidos: las mujeres, los inmigrantes, la comunidad LGTBI. Pero por otro lado, en todo el mundo, los de abajo se levantan contra un régimen que no tiene nada para ofrecerle a las nuevas generaciones.

Por otra parte, Luna, de la Técnica 1 contaba emocionada “Estuvo genial, lo que más me llamó la atención fue la cantidad de gente que había. Con el gobierno actual, a la gente no le importó mostrar lo que pensaba y fueron al acto. La izquierda se está haciendo notar, fue algo histórico”.

También Emilia, del colegio de Estudiantes de La Plata, estuvo presente y opinó que Atlanta era una forma de demostrar que hoy la izquierda sigue latente. Su compañero, Franco, agregó “fue una experiencia diferente a cualquier otro acto de otro partido, ya que en este se hablaron de temas que nunca habían sido tocados por otros partidos acerca del capitalismo, la pobreza, y sectores rechazados por la sociedad. También porque se hizo critica a grandes dirigentes políticos tanto a nivel nacional, kirchnerismo y macrismo, como internacional, Trump y Hillary, además del papa Francisco”. Diego, también muy entusiasmado, contó “Un acto multitudinario donde la juventud se mostró en contra de las medidas k y del ajuste macrista, donde también contamos con la presencia de Nico y Myriam”.

Cabe destacar, que también hubo compañeros que no pudieron ir, pero eso no impidió que siguieran el acto minuto a minuto por este mismo medio. Matías, del colegio de Estudiantes de La Plata, contó qué le pareció y dijo que “El acto tuvo la finalidad de plantar a la izquierda como fuerza política y de proponerse como real alternativa a las políticas que, con más o menos ‘inclusión’, están siempre condicionadas por los problemas estructurales de este sistema, y están siempre a favor de la burguesía (ya sea nacional o internacional) y los intereses eclesiásticos. Y demostrarse como alternativa real e independiente a los partidos de la clase dominante para proponer un plan de lucha claro”.

Simón, del Albert Thomas, agregó “Para mi estuvo muy copado ver tanta emoción de parte de tanta cantidad de gente, también me gustó mucho toda la organización y los fuegos artificiales. Me gusto también que los secundarios nos pongamos las pilas, está bueno empezar a concientizar a más pibes desde principio de año. ¡Y ver a tanta gente emocionada estuvo buenísimo!”.

Rocío, del colegio Sagrada Familia, dijo que "Cuando vi la cancha llena, toda la gente agitando y cantando, era inevitable unirte y querer ser parte de eso. Nunca había ido a un acto político ni nada, y estuvo zarpado. Fue re lindo estar y ser parte de toda esa gente marchando y luchando con el mismo objetivo".

Estas son algunas de las voces de los estudiantes secundarios, que vienen a la cabeza de cada lucha en las calles y en sus escuelas, plantándose junto al PTS en el Frente de Izquierda, para que dejen de morir más de 300 mujeres al año por abortos clandestinos, para que legalicen la marihuana contra el negocio del narcotráfico y dejen de criminalizar a la juventud, para que dejen de matar una mujer cada 30 horas, en contra de la yuta que se lleva un pibe de nuestros barrios cada 28 horas. Luchando junto a los trabajadores, en contra del ajuste del macrismo y los gobernadores del FpV, contra los despidos y la precarización.

En Argentina, y en todo el mundo, los jóvenes le hacen frente a un sistema que lo único que tiene para ofrecer es miseria. Los secundarios, con la fuerza de la juventud, también son parte de una perspectiva socialista y anticapitalista. La izquierda se fortalece como alternativa real.




Temas relacionados

#ElFITenAtlanta   /    La Plata   /    Secundarios   /    Cues   /    Juventud del PTS   /    Provincia de Buenos Aires   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO