Géneros y Sexualidades

LA CAPITAL DE VIDAL

La Plata es la ciudad argentina con mayor índice de mujeres desocupadas

La capital bonaerense, bajo el gobierno de María Eugenia Vidal, ostenta un triste récord. Hay que repartir el trabajo existente entre todas las manos disponibles, sin afectar el salario.

María Díaz Reck

Docente y congresal de Suteba La Plata

Lunes 20 de noviembre | 11:59

Según el Indec, la ciudad de La Plata es la detenta el mayor índice de desocupación femenina a nivel nacional. El 14.1 % de las mujeres platenses no tienen empleo y la cifra se profundiza entre las menores de 29 años, de las cuales el 31.4 % está sin trabajo. La tasa de desempleo masculino es de 7.4 %.

En la Capital de la Provincia que gobierna María Eugenia Vidal hay 41 mil personas sin trabajo. Tomando a la población total, se ubica cuarta en el país. La desocupación allí creció un 3,3 % entre el segundo cuatrimestre de 2016 y el de este año.

Además, según la última medición del Indec, a los 41 mil habitantes desocupados hay que sumarle 60 mil personas (15,2 %) que, pese a estar empleadas, están buscando trabajo.

Desocupación, pobreza y precarización

Los altos índices de desocupación en nuestra ciudad van de la mano de la pobreza, la indigencia y también de la precarización laboral.

Un tercio de los platenses es pobre. En la capital bonaerense hay 134 villas y asentamientos, donde la inmensa mayoría de las familias no tiene acceso a la red de agua corriente, ni a la energía eléctrica ni a cloacas.

El intendente Julio Garro, también macrista, sigue profundizando las políticas que engrosan ese número de pobres. Las trabajadoras y los trabajadores municipales tienen sueldos que no llegan ni a la mitad de la canasta familiar y una gran mayoría son mujeres jefas de hogar.

Muy a tono con la reforma laboral antiobrera que quiere votar con la anuencia de la traidora CGT, el gobierno de Cambiemos permite que los grandes empresarios y comerciantes de la región tengan empleados precarizados, con salarios paupérrimos y fuera de convenio.

Hay una responsabilidad absoluta de Garro en la situación de pobreza y precarización laboral en la que viven los platenses, sobre todo los sectores jóvenes que son los más vulnerables.

Trabajo femenino no remunerado

En la región el 68 % de la población con menores ingresos está formada por mujeres, mientras que el 46,2 % de las platenses son jefas de hogar.

Hay miles de mujeres sin empleo remunerado que se hacen cargo solas de sus hijas e hijos; lo cual les dificulta también la búsqueda de empleo.

La falta de jardines públicos y gratuitos, que deja a miles de bebés y niños sin vacantes, completa un cuadro muy difícil para miles de mujeres en esta ciudad.

Según una encuesta realizada este año, donde estuvieron involucrados países latinoamericanos como Argentina, Brasil, Bolivia, Ecuador, Chile, Colombia, México, Guatemala, El Salvador, Uruguay, Perú y Paraguay, norteamericanos como Estados Unidos y Canadá, africanos (Kenia), asiáticos (Filipinas) y europeos (Italia, España, Inglaterra y Portugal); siguen siendo las mujeres las que dedican más tiempo al trabajo doméstico no remunerado y al cuidado de hijas e hijos.

Haciéndose eco de la realidad de millones de mujeres en el país y el mundo, Lorena Gentile, obrera de la fábrica Mondelez (ex Kraft) y dirigente del PTS en el Frente de Izquierda dice que “las mujeres trabajadoras también planteamos nuestras propias demandas. Nosotras tenemos el 26 % de diferencia salarial con respecto a los varones, tenemos las categorías más bajas, se nos destinan las tareas repetitivas y por eso muchas veces las compañeras que son madres no pueden levantar a sus hijos en brazos porque están rotas”.

La obrera de la zona norte del Gran Buenos Aires agrega: “Nosotras somos las que estamos atadas a la doble jornada laboral. La mayoría de las jóvenes trabajadoras están tercerizadas, por agencia, contratadas. Están bajo el yugo de esas patronales para las cuales un embarazo es causal de despido. Eso en un país que se cobra la vida de 300 mujeres por año por los abortos clandestinos”.

Que se reparta el trabajo entre todas las manos disponibles

Volviendo a la situación de La Plata (que no escapa al contexto más general de desigualdad y mayor vulnerabilidad de las mujeres) se podría generar empleo genuino rebajando la jornada laboral, respetando los derechos de los trabajadores, afectando la ganancias de los empresarios que amasan fortunas a costa de la explotación de la gran mayoría del pueblo trabajador.

Los grupos empresarios concentrados, con la complicidad de los gobiernos de Bruera y Garro (así como de Scioli y Vidal), han hecho de la ciudad de La Plata el reino de la precarización laboral y la pobreza. Y son los responsables últimos de crímenes sociales como las inundaciones, entre las que se encuentra la del 2 de abril de 2013 en esta ciudad (con 90 muertos y cuantiosas pérdidas materiales para la población).

La propuesta de rebaja de la jornada laboral sin afectar el salario tiene el objetivo de terminar con este sistema irracional donde por un lado hay decenas de miles de desocupados y del otro, trabajadores que trabajan hasta más de 12 horas para llegar a fin de mes.

Por eso se propone el reparto de las horas de trabajo para que todos puedan trabajar y no dejar la vida en el trabajo.








Temas relacionados

Julio Garro   /    María Eugenia Vidal   /    Cambiemos   /    Precarización laboral   /    Pablo Bruera   /    Desocupación   /    Daniel Scioli   /    Provincia de Buenos Aires   /    La Plata, Berisso y Ensenada   /    Géneros y Sexualidades   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO