Sociedad

PANDEMIA

La OMS reconoce la transmisión aérea de Covid-19 y actualiza sus recomendaciones

En su publicación de julio sobre Covid-19, la OMS incorpora la transmisión aérea del virus en espacios cerrados, acentúa la relevancia de los asintomáticos y recomienda el uso de barbijos.

Constanza Rossi

Redacción Ciencia y Tecnología. Licenciada en Biología (UBA).

Miércoles 15 de julio | 21:10

El 9 de julio la OMS publicó una completa recopilación de las últimas investigaciones sobre la transmisión de SARS-CoV-2 y una serie de recomendaciones para prevenir su transmisión (descargar documento acá.)

Aclarando que se requieren más estudios, la OMS reconoció la “transmisión aérea” del virus en espacios cerrados con poca ventilación y muchas personas.

También, que las personas infectadas pero sin síntomas contagian (tanto las que desarrollen síntomas días posteriores, pre-sintomáticos, como las que nunca los tengan, asintomáticos). Basándose en estos resultados, el organismo recomendó a las regiones con transmisión comunitaria la utilización de mascarillas en espacios públicos y cuando no se pueda cumplir con el distanciamiento social. Finalmente, el documento retomó la recomendación que difundió desde el comienzo de la pandemia: “Identificar casos sospechosos lo más rápido posible, testear y aislar todos los casos (personas infectadas) en condiciones apropiadas.”

Video: Partículas de saliva visualizadas mediante escaneo de luz lasser. Fuente: NEJM.

El comunicado de la OMS sale a la luz unos días después de que 239 investigadores de 32 países hicieran un llamado a los organismos nacionales e internacionales a abordar la transmisión aérea de COVID-19 Clinical Infectious diseases. Esta declaración fue replicada por el New York Times y circuló fuertemente por medios en todo el mundo. La aceptación de la transmisión aérea, tiene como trasfondo el debate sobre el uso de barbijos, rechazado por sectores de derecha como Trump y Bolsonaro. Anteriormente, el Centro de Control de Enfermedades (CDC) de EE.UU ya había incorporado en sus recomendaciones] el uso de mascarillas para prevenir la transmisión del virus por personas asintomáticos.

La transmisión del virus SARS-CoV-2 que causa la enfermedad COVID-19 ocurre principalmente cuando una persona infectada tose o estornuda expulsando “gotitas respiratorias” que entran en contacto con la nariz, ojos o boca de otra persona que se encuentra a menos de un metro. También la transmisión puede ser de forma indirecta, cuando las “gotitas” de la persona infectada quedan en objetos o superficies, otra persona toca el objeto con la mano y luego “se la lleva a la cara”. Estas han sido las declaraciones del OMS) y de los responsables sanitarios de diversos países desde que comenzó la pandemia. Pero, es importante recalcar el "principalmente", porque omitirlo trae como consecuencia no prevenir todas las transmisiones.
Los síntomas de fiebre y tos se producen unos 5-6 días luego del contagio, a su vez, se ha registrado entre un 6-41% de personas infectadas que nunca muestran síntomas (investigaciones de diferentes países). Por eso es importante saber que las personas infectadas sin síntomas, aunque no van a toser y estornudar tanto como las sintomáticas, pero también expulsan el virus en “gotitas” de menor tamaño que eliminan al hablar, y de esta manera pueden contagiar a otras personas.

Video: cómo el barbijo restringe la exhalación de saliva en la respiración.

La transmisión aérea fue primero reconocida solamente para ciertas prácticas médicas, pero el documento de la OMS publica trabajos donde los investigaciones afirman que las “gotitas respiratorias” producidas por una persona infectada pueden quedar en el aire de espacios cerrados y transmitir el virus, especialmente en lugares donde transitan muchas personas como: restaurantes, gimnasios, oficinas y otros lugares de trabajo, así como en espacios con aire acondicionado sin adecuado recambio y filtración. Este tipo de transmisión se puede convertir en un importante problema cuando implica que un solo caso contagia a muchas personas, lo que la OMS denominó “superexpansión” o “supercontagiadores”.

Poniendo mayor atención a estas otras formas de transmisión, la OMS actualiza sus recomendaciones para prevenir la transmisión en su sitio web:

  • Mantener distancia de al menos 1 metro entre las personas;
  • Usar máscara en los lugares donde COVID-19 circula y no se puede garantizar el distanciamiento;
  • Identificar casos sospechosos lo más rápido posible para que sean aislados y atendidos, así como también todos sus contactos estrechos;
  • Lavar las manos con jabón o alcohol para eliminar posibles “gotitas respiratorias” con virus
  • Desinfectar objetos y superficies;
  • Cubrir boca y nariz con tela para prevenir la eliminación de “gotitas respiratorias”;
  • Evitar “amontonamientos” de personas;
  • Ventilar los espacios cerrados, ya sea el hogar o de trabajo;
  • Frente a la aparición de síntomas, quedarse en el hogar y consultar a un centro de asistencia médica lo más rápido posible;
  • Para los trabajadores de salud realizan recomendaciones más específicas.

Te puede interesar: Covid-19: cinco claves para protocolos de seguridad e higiene en favor de la salud obrera







Temas relacionados

#coronavirus   /    Pandemia   /    Organizacion Mundial de la Salud (OMS)   /    Ciencia y Tecnología   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO