MOVIMIENTO ESTUDIANTIL

José Palma: centinela de los empresarios de la educación

Este lunes salió publicada en La Tercera una extensa entrevista a José Palma, Jefe de la División de Educación General del Mineduc, donde nos aclara toda su visión neoliberal y conservadora.

Martes 3 de julio

Leyendo la entrevista rápidamente podemos percatarnos que hay un eje político que es central en el discurso de José Palma, que es golpear a la demanda por “Educación gratuita” en la lógica de la derecha de “poner a los niños primero” y “luchar por la calidad”.

José palma lo plantea de este modo:

“Cuando la educación escolar estuvo durante varios años en el patio de atrás, en la bodega estaban la educación técnico-profesional, la educación rural y la educación especial, porque en el patio de adelante se estaba discutiendo la gratuidad de la educación superior, la Ley de Universidades Estatales, la Ley de Inclusión y la desmunicipalización. Nos hicieron creer que estas leyes traerían consigo calidad y eso no es así.

Sin duda su discurso político esta conscientemente destinado a atacar la columna vertebral del programa del movimiento estudiantil surgido al calor de grandes batallas el año 2011, me refiero a la política de “educación pública, gratuita y de calidad”. La golpea como tarea estratégica de la derecha, ya que lo que buscan es acabar con todo vestigio del último gran episodio de lucha de clases en chile.

Y por supuesto lo hacen ante la complacencia del Frente Amplio, el PC y el conjunto de las juventudes de la ex Nueva mayoría, que han llevado al movimiento estudiantil, con su política de “ganadas concretas”, a adaptarse con luchar por demandas mínimas, argumentando hipócritamente que la educación gratuita sigue formando parte del programa del movimiento estudiantil, pero que es “una tarea para más adelante”.

La piedad del Jefe de Division

Por otra parte el jefe ministerial argumenta que la causa de que existan “800 colegios donde algunos alumnos de cuarto básico aún no aprenden a leer” está en relación a los contextos de “vulnerabilidad” donde crecen aquellos niños y niñas.

Claro, es que a pesar de sus piadosas palabras, no puede negar la situación de la concentración de la riqueza, el más alto incluso entre esos mismos organismos internacionales en los que se busca referenciar, como por ejemplo la OCDE.

¿Cuántos recursos se fugan del Estado para financiar las corporaciones privadas en manos de la iglesia católica (como la misma UC) e iglesias evangélicas? ¿Cuánto dinero podríamos redirigir si se ocupara para financiar integralmente a las universidades, liceos y escuelas del estado?, que sirviera para el mejoramiento salarial y de estabilidad laboral de sus funcionarios/as y docentes, que pusiera al servicio de los estudiantes la mayor cantidad de recursos con el fin de ampliar sus posibilidades de aprendizaje en diversas ramas de las ciencias humanas y naturales, y no para aumentar las arcas de los empresarios de la educación, entre ellos la iglesia católica y evangelica.

La devota advertencia neoliberal

Cuando el sr. Palma plantea que: “A los colegios particulares subvencionados les sacamos el copago, les sacamos la posibilidad de seleccionar, les sacamos el fin de lucro, les sacamos muchas cosas. Los transformamos en casi públicos. Y ellos requieren un apoyo para mejorar la educación.” Lo que hace no solo es defender el derecho a la mal llamada “libertad de enseñanza”, sino que propone mantener el rol subsidiario del estado a las instituciones privadas.

También propone que los modelos educativos supuestamente exitosos de los colegios particulares pagados y subvencionados se conviertan en referentes para el sistema público, planteando que, “Tenemos que ir a ver cómo lo hacen, por qué lo hacen bien y cómo podemos llevar esa experiencia a otro lugar.”

Burlescamente intenta esconder, en nombre de la autonomía de los proyectos educativos en relación al Estado, que está en contra del aborto, que ve en la inmigración una oportunidad de generar mano de obra barata que aumente la competencia entre la clase obrera, dando caldo de cultivo para que la ultraderecha intente envalentonarse promoviendo discursos nacionalistas y xenófobos entre los y las trabajadoras.

Empresarios, la iglesia y el aborto

No olvidando el rol que cumplen la gran mayoría de los centros educacionales de los diversos empresarios o confesiones religiosas que alientan públicamente visiones reaccionarias de la sexualidad, o como del mismo aborto.

Es que es la riqueza de los trabajadores, que el estado redirige a los empresarios, y no al revés como plantean ellos, los que financian las campañas contra el aborto en sus centros educacionales. No es de otra manera.

Hoy cuando se escuchan con mas fuerza las demandas por un aborto legal, seguro y gratuito, es que la derecha conservadora se prepara para el escenario que viene, asi como a sus principales cargos dentro del Estado, que hoy salen a ubicar sus banderas y a decir presente.

Lee acá la entrevista.






Temas relacionados

Gerardo Varela    /   Ministerio de Educación   /   Educación gratuita   /   Iglesia evangélica   /   Iglesia Católica   /   Educación

Comentarios

DEJAR COMENTARIO