Cultura

MÚSICA

J Balvin, “Vibras” y el clasismo musical

Resulta extraño ver en el The Guardian una reseña sobre un disco de “reggaetón”. Dedicaron una reseña a “Vibras” de J Balvin.

Jueves 31 de mayo | 23:29

Si alguien es responsable de establecer el canon musical de una época es el diario inglés The Guardian. Inglaterra fue la sede de The Beatles, Radiohead, The Smiths y un largo etcétera.

En esa cuna de la música moderna The Guardian fue siempre un periódico se caracterizó por su dura crítica a los grupos del momento: nada satisfacía a los críticos del diario y cientos de grupos fueron destrozados en sus páginas.

La semana pasada dedicaron una reseña de “Vibras” de J Balvin y dieron ni más ni menos que 4 de 5 estrellas. Sugieren que este músico colombiano pasó a ser “la mega estrella del nuevo reaggeatón”.

Clasismo

Hace dos días J Balvin publicó un nuevo video: 21 millones de reproducciones. La mezcla de Bad Bunny y Cardi B se convirtió de nuevo en nota de The Guardian. Siguen los elogios. Se entiende por dos cosas: la reducción o fin del lenguaje misógino y la exploración de nuevas producciones con música latinoamericana como el son, la rumba y el hip hop.

Al mirar sorprende. Musicalmente suena completamente visionario. Hace unos meses el músico mexicano Aleks Syntek declaró que la música de Balvin era “música para simios”. El músico después fue atacado y dijeron que su música es para “godinez”, música para oficinistas.

La realidad es que nadie puede negar que es un fenómeno la música de Balvin: la canción (x) equis tiene 845 millones de visitas con N. Jam. Rechazar dicha música implica un clasismo real. Es una música que suena en los barrios populares y su contenido es divergente de la misoginia del reggaetón tradicional.

Realmente “Vibras” merece dicha reseña por el The Guardian: algo cambió en la música con J Balvin. Sólo un clasista puede negarse a escuchar “I like it”: solo un clasista negaría la aportación musical de dicho género con argumentos de “música para simios, para pobres, para morenos”.

Definitivamente, es un buen disco.






Temas relacionados

Música   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO