La Caja Roja

EDITORIAL GRÁFICO

Inmigrantes, el encuentro de Merkel y Obama o Relatos de una Falsa Náufraga

Por Sergio Cena y Chiqui

Sábado 12 de septiembre de 2015 | 06:44


  • Por Sergio Cena

1 / 1

Relatos de una Falsa Náufraga.

"No sé si fue mi sangre, pero un momento después había una revolución de tiburones alrededor de la balsa. Nunca había visto tantos. Nunca los había visto dar muestras de semejante voracidad. Saltaban como delfines, persiguiendo, devorando peces junto a la borda. Atemorizado, me senté en el interior de la balsa y me puse a contemplar la Masacre" Relato de un Naúfrago, Gabriel García Marquez.

Masacre

Esa palabra no quiero ni repetirla, es una leve consecuencia de las guerras que hemos alimentado. El tiburón, el gran tiburón blanco rodea mi humilde bote, será mi impecable vestido rosa, el mismo que no se inmuta al dictar algún ajuste, el que atraiga al depredador. Vine en búsqueda del Gran Pez, del espectacular tiburón blanco o de algún mitológico monstruo japonés o mejor dicho americano, quizás imperial.

Peces

Será el sol abrasador, mi vestido sigue intacto, voy en búsqueda de la grandeza que venimos cosechando, pero hay peces que yacen muertos en el mar, flotan boca arriba, detienen la marcha parsimoniosa hacia el monstruo hermano. Cardumen, un desastre humanitario, animal, el sol me hace confundir las palabras. Peces Sirios , una aberración, una mancha de petróleo. Cardumen Africano que veo bajo las profundidades del mar. Veo un pez llorando, Poseidón mito griego traga a estas bestias, queda espacio en las olas profundas que ya han devorado a tus propios creadores.

Voracidad

Una revolución de delfines. Soy un exótico delfín rosa. Quiero ser Godzilla, Tiburón, engullir agua, peces flotantes, refugiados en corales, Malditos corales, Pequeños Estados Islámicos que hemos cultivado desde la tierra, que arrojamos al mar para olvidarlos y que devuelven peces, niños muertos, exilios; creo que estoy deshidratada. El Godzilla imperial, su aliento atómico. Lo veo, allí, diferente, igual. Será un reflejo ampliado, pero las escamas y la experiencia... Aplasta, quiero imitarlo, hay que levantar muros eléctricos hasta el fondo, hasta donde no llega mi vista, más alla de la oscuridad del mar.

Temor

"Ya me sentía sin fuerzas y sin embargo, aún no veía la tierra. Entonces volvió a invadirme el terror: acaso, ciertamente, la tierra había sido otra alucinación"
Gabriel García Márquez.

Hay en todo pez de mar, piraña de río, o refugiado libio un potencial terrorista. El miedo y a su vez el entusiasmo se hacen presentes, veo a la bestia verde dar coletazos despiadados, veo bombas sobre los peces pero todo es una ensoñación, un deseo irrefrenable.Me veo compartiendo el bote con Godzilla, es un nuevo sueño alemán en el que despierto y el vestido rosa sigue intacto como los muros, el mar sin peces, una economía equilibrada, las bombas cayendo , los terroristas devueltos a Poseidón o a donde sea que hayan salido y Godzilla apacible recibiéndome como en un renovado sueño americano.

Chiqui Nardone




Temas relacionados

La Caja Roja   /    Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO