Mundo Obrero

EDUCACIÓN PÚBLICA

Iniciarán las clases en San Luis con los docentes sin cobrar salario

Martes 26 de febrero | 19:42

A pocos días de comenzar el ciclo lectivo 2019, cientos de docentes aún no cobran salarios adeudados del año 2018. Hasta ahora, las únicas respuestas que han obtenido de parte del gobierno provincial de Alberto Rodríguez Saá y de su Ministra de Educación, Paulina Calderón, se sintetizan en un eterno “vuelva la semana que viene” o “quédense tranquilos, ya les vamos a depositar”, es decir, promesas vacias.

Mientras tanto, la docencia afectada y sus familias han quedado varadas en la incertidumbre laboral y salarial, teniendo lógicas dificultades para llegar a fin de mes, en el marco de la situación inflacionaria, el ajuste, los tarifazos y la pérdida del valor de esos salarios en relación a los índices de este año.

Asimismo, ante sus continuos reclamos en los despachos ministeriales, las y los docentes han recibido la amenaza de no renovarles los contratos por los cuales se desempeñan en las escuelas provinciales, demostrando que a la casta política gobernante poco le importa la educación pública de la provincia.

Paralelamente a ello, en la coyuntura política puntana, lo único que parece importar es la supuesta “disputa” o “pelea” entre los hermanos Rodríguez Saá (Adolfo y Alberto) quienes competirán entre sí por primera vez en las elecciones a gobernador del mes de junio, siendo candidatos por frentes electorales diferentes, y compitiendo con el candidato macrista para la gobernación, Claudio Poggi.

Sin embargo, lo real es que tanto los Rodríguez Saá y como los Poggi, cuando estuvieron en la gobernación de la provincia, muy bien supieron impulsar la desfinanciación de la educación pública con la complicidad de la burocracia sindical, a través de la implantación de las llamadas “escuelas generativas”, por medio de las cuales, la precarización laboral continua profundizándose junto al atropello de la carrera docente, las irregularidades en la aplicación del estatuto de las trabajadoras y los trabajadores de la educación, la atomización de las escuelas públicas y la ausencia de paritarias salariales.

Por eso, es vital que las luchas educativas que se emprendan contra los actuales y futuros planes de ajuste de los distintos gobiernos vayan de la mano con la organización de las trabajadoras y los trabajadores docentes, retomando lecciones de lucha históricas, como la gran lucha docente provincial del año 2004 y, siempre, manteniendo la independencia política de los partidos del régimen, garantes del pago de la deuda externa, del FMI, de la fuga de capitales y de las ganancias del empresariado.







Temas relacionados

Educación pública   /    Docentes   /    San Luis   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO