Sociedad

PROVINCIA DE BUENOS AIRES

Incendio en el Colegio Nacional “Almafuerte” de Alejandro Korn y desidia estatal

Se produjo en el establecimiento donde funcionan un colegio secundario y un terciario. Denuncian que el municipio no invierte en obras esenciales en el distrito.

Nacho Vitulli

Estudiante ISDF nº 41. Juventud del PTS

Sábado 25 de noviembre | 20:55

El fin de semana pasado la institución donde funcionan el secundario N° 4 y el ISFD N° 99 fue víctima de un incendio donde se destruyeron tres salones y el laboratorio con todo el mobiliario. No es la primera vez que este hecho se consuma. El año pasado, el salón de actos también fue prendido fuego y al día de hoy sigue clausurado, ya que nunca se inició su refacción.

El Colegio Nacional es la institución educativa con la matrícula más grande de la ciudad, con dos turnos de secundaria y un terciario de formación docente nocturno. Hace tiempo que la escuela sufre hechos de este tipo que deterioran las condiciones de estudio de los alumnos y agudizan aún más las carencias que padecen, debido a que el Estado no brinda las herramientas necesarias para el buen desarrollo de la educación pública.

Más allá de los ataques a la escuela, la educación pública en general es menospreciada y abandonada por todos los gobiernos, tanto por el kirchnerismo en su momento como por el macrismo, que actualmente busca profundizar la desidia de las instituciones públicas a favor de las de carácter privado. Ambos gobierno se encargaron de recortar gastos en los presupuestos destinados a la educación, prefirieron subvencionar la educación privada y mantienen las paupérrimas condiciones edilicias. Además, atacan a docentes y alumnos intentando culparlos de los problemas de la educación, cuando son ellos quienes padecen al tener que formarse con escasas herramientas de trabajo y ajustarse a los arcaicos modelos educativos que les brinda el Estado.


El establecimiento quemado

Este año la intendencia de Mauricio Gómez recibió 20.000 millones de pesos para destinar a las instituciones educativas del distrito de San Vicente, pero al día de hoy se desconoce dónde fue esa suma, ya que el Nacional sigue manteniendo deterioro en su infraestructura y no se iniciaron refacciones. Hay otras instituciones en el distrito que también acarrean serios problemas edilicios y nada se hizo hasta el momento.
Hoy afrontamos el contexto nacional de un gobierno con ideología neoliberal, capitalista y mercantilista, donde el Estado busca ausentarse y confía los servicios públicos a bienes privados.

Con respecto a la educación, con los conocidos exámenes estandarizados, el macrismo apunta a hacer una reforma de la educación con las recetas del FMI y capitales extranjeros (recetas que en los `90 ya no funcionaron) con el fin de reducir presupuesto y contenidos, atacar a los docentes, dividir escuelas de primera o segunda y precarizar a la juventud con pasantías no pagas, entre otras medidas. Es necesario defender la educación pública entre todos los actores escolares y luchar ante cada ataque que suma a su deterioro.

Organizar la lucha

Los centros de estudiantes del secundario y el terciario convocaron a una sentada en la puerta de la institución para reclamar ante estos hechos. Es muy positivo que los propios estudiantes se pongan a la cabeza de la lucha, más si son acompañados por los trabajadores docentes y auxiliares, pero desde la juventud del PTS en el FIT vemos a esta medida como insuficiente: hay que organizar medidas que verdaderamente interpelen a la comunidad y desnuden el abandono de Mauricio Gómez y la gobernadora Vidal a las instituciones educativas del distrito, como convocar a movilizar a toda la comunidad educativa y al pueblo de San Vicente para exigir a la intendencia y al Consejo Escolar respuestas, con una radio abierta y actividades que den a conocer la situación a los vecinos.

Por una educación pública de calidad, gratuita, universal, laica y científica

Desde nuestro punto de vista, hay que construir una educación pública de calidad, gratuita, universal, laica y científica. La educación no es un negocio, por eso planteamos la eliminación de las subvenciones a la educación privada y que esos fondos se destinen completamente a las instituciones públicas. También nos oponemos a las reformas educativas propuestas por actores externos a la escuela y a la reforma laboral que buscan aumentar la precarización, la desidia estatal y generan la exclusión de gran parte de la sociedad a recibir una educación de calidad.








Temas relacionados

Alejandro Korn   /    San Vicente   /    Crisis edilicia   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO