Política

CORRIENTES | JUICIO a LAS MARÍAS

Impunidad: absolvieron al único imputado por desaparición de obrero yerbatero en dictadura

Se trata de Héctor María Torres Queirel, que fue el único imputado después de la absolución de Navajas Artajas (2009). Ex militar y empresario, e interventor municpal de Virasoro donde secuestraron y desaparecieron al trabajador yerbatero Peralta, en junio de 1977.

Viernes 24 de agosto de 2018 | 10:05

Una vez más los tribunales de “justicia” de la provincia de Corrientes actuaron dándole impunidad a los genocidas de la dictadura del 76 .Ya anteriormente habían dado cárcel domiciliaria a militares que cumplían penas por los crímenes de lesa humanidad, asi como también había deslindado a la familia Narvaja Artaza, dueños de la Estancia Las Marias,una de las yerbateras mas grandes del mundo que entre una de sus marcas más conocidas es propietaria de la yerba mate Taragui ,con la complicidad de los gobiernos de turno y de la justicia ni siquiera fue juzgado, cuando en esa empresa está comprobado la persecución y desaparición de tareferos que se organizaban contra las pésimas condiciones de trabajo.

El martes 21 de agosto se leyeronlos alegatos, la fiscalía pidió 6 años de prisión para Torres Queirel por considerarlo partícipe necesario en la desaparición de los trabajadores de la estancia"Las Marías".

Fue interventor municipal,militar y su rol fue el de "marcar" a los trabajadores en las planillas de la estancia yerbatera, entre ellos se encuentran los nombres de quienes fueron reprimidos y desaparecidos, entre ellos Neri Pérez y Marcelo.

En las afueras del Tribunal Oral de Federal hubo una gran concentración de organismos de DDHH, organizaciones políticas y agrupaciones acompañando a los familiares y amigos de los trabajadores desaparecidos y ex detenidos que exigían justicia . El veredicto se suspendió hasta el jueves siguiente.

Para los organismos de DDHH y referentes se tuvo la intención de desmovilizar “El ruido que hicimos se escuchaba hasta la sala” dijeron.

El juicio (lleno de irregularidades) siguió el jueves 23, en medio de una cuadra totalmente militarizada , cuando la defensa de Queirel presentó sus alegatos , hubo cuarto intermedio y cerca del mediodía el tribunal volvió con su dictamen : la absolución de cargo y culpa de Hector Torres Queirel.

Después de la sentencia los familiares de los trabajadores desaparecidos mostraron su indignación e increparon al tribunal,”Se olvidaron del respeto a las víctimas “dijo Noemí Acuña , hija del fallecido Marcelo Acuña, preso y torturado por su representación gremial en el STIA (Sindicato de la Industria de la Alimentación), también le reclamó a Torres Queirel mientras se retiraba: “Préndele una vela a Marcelo Peralta”

Foto: Marcos Otaño

“La absolución de Torres Queirel niega la existencia del Terrorismo de Estado en Virasoro. Este tribunal tampoco se compromete en remitir copia del expte para reabrir causa contra Empresa Las Marías. Si así lo quiere, que lo haga la fiscalía” manifestó el colectivo Justicia para Virasoro .

Y agregaron ”El andamiaje político judicial, económico sigue vigente para garantizar la impunidad. El tribunal es parte como lo fue en la instrucción. No hubo compromiso de los operadores judiciales para investigar los crímenes de Las Marías. No hubo verdad ni Justicia. Sólo memoria. Esta sentencia no es la verdad. Seguimos teniendo derecho a saber donde está Marcelo Peralta, Neris Pérez y todos los desaparecidos. Para nosotros Torres Queirel es responsable. Seguiremos construyendo la condena social para Las Marías y todos los responsables de las desapariciones de nuestros compañeros.”

Marcelo Peralta y Neri Perez

Jorge Perez es hijo del desaparecido Neri Perez y fue testigo de la desaparición de su padre mientras vivía en una casilla dentro de la estancia yerbatera.En dialogo con la Izquierda diario dijo : “Mi padre era trabajador en la estancia “Las Marías” el establecimiento que produce la yerba “Taragüi”, propiedad de los Navajas Artaza,mi padre era secretario adjunto del FATRE Federación Argentina de Trabajadores Rurales de la Republica Argentina, el por su participación en los sindicatos en el año 77 fue secuestrado de mi casa como “elemento subversivo” , enemigo del sistema que impusieron después con los militares. Mi padre trabajó y lucho siempre por sus compañeros, por mejoras laborales, ese fue su pecado, no venderse a la patronal “ contaba durante el cuarto intermedio.

Juan Gómez, exdetenido junto a Jorge Pérez, hijo de Neri Pérez

La desaparición de Peralta se produjo el 29 de junio de 1977. En ese momento estaba en marcha el Operativo Consolidación, en Virasoro. El trabajador se encontraba durmiendo junto a su esposa Genara Díaz y su hija en una casilla que compartían en la Estancia María Aleida, propiedad de Torres Queirel, donde se encontraba cosechando yerba durante esa quincena en condiciones de explotación laboral.

La complicidad empresarial

Desde el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos de Corrientes presentes en el juicio declararon : “El caso de la estancia “Las Marías” es una muestra más del entramado militar , político y empresarial para desarticular la organización del movimiento obrero que en esa época peleaban no solo por sus conquistas sino que cuestionaban el poder feudal de estos patrones de estancia. La complicidad de empresarios como Torres Queirel, el aporte de datos de los trabajadores a los militares fue lo que posibilitó la posterior represión, persecución, detención y desaparición, sobre todo la de los que tenían participación gremial en el FATRE y STIA. No es casual que estas desapariciones se hayan dado luego de que los cuestionamientos de los trabajadores yerbateros a la explotación laboral que sufrían. A 42 años del golpe cívico militar la pelea contra los genocidas por la memoria, verdad y justicia continua.”







Temas relacionados

Corrientes   /    Genocidas   /    Detenidos desaparecidos   /    Dictadura cívico-militar-eclesiástica   /    Libertades Democráticas   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO