Internacional

GRECIA

II Congreso de Syriza: espaldarazo a Tsipras y al ajuste

El presidente griego Alexis Tsipras logró un enorme respaldo de Syriza al obtener más del 92% de los votos a la presidencia de la formación en el congreso partidario realizado entre el 13 y el 16 de octubre. El apoyo a las políticas de austeridad y el ajuste al pueblo trabajador.

La Izquierda Diario

@izquierdadiario

Lunes 17 de octubre | Edición del día

Alexis Tsipras, fue reelegido presidente de Syriza, al finalizar ayer tarde su segundo congreso. De los 2.926 participantes, votaron 2.758 y Tsipras, el único candidato a la presidencia, consiguió 2.548, un 92,39% de los votos, convirtiéndose en el líder indiscutido de la formación. En el congreso se eligió también a los 151 miembros del comité central, los auditores y una nueva organización regional.

A partir de ahora, el Comité Central estará compuesto por 151 en lugar de 201 miembros, con un cupo femenino de un tercio parte deberán ser y contará con un máximo de 25% de cargos gubernamentales.

Si bien no hubo fuertes cuestionamientos a la figura de Alexis Tsipras, quien logró un 18% más de aprobación que en el primer congreso partidario en 2013, si existieron voces críticas a varias de las políticas implementadas, particularmente por la distancia entre el discurso con el que accedió al gobierno griego y el acceso a los pedidos de ajuste de la troika. Sin embargo, esas voces fueron minoritarias y aisladas.

El nuevo Comité Central deberá reunirse lo antes posible para elegir al nuevo secretario general del partido y a su secretaría política. Se ha filtrado que Tsipras desea que el nuevo secretario general sea uno de sus ministros más destacados, un indicio de que habrá pronto cambios en el Ejecutivo.

Uno de estos ministros, Panos Skurletis, titular de Energía y Medio Ambiente, que acostumbra a dificultar las privatizaciones y muchas reformas impuestas por el programa de ajustes que acompaña al rescate, se descartó para este puesto. Pero los medios griegos comentan que posiblemente Tsipras pensaba en él cuando en su discurso pronunció dos frases lapidarias: «Es más importante para un miembro del partido ser elegido miembro de la Secretaría Política que ser ministro» y «los cargos ministeriales no se conceden con criterios permanentes».

Tsipras planteó en su segunda intervención el sábado en este congreso que espera que se consiga «una reducción significativa de la deuda pública griega» y romper el “círculo vicioso” de deuda, recesión y austeridad. Además, prometió que en los próximos meses dará la batalla para evitar que los derechos laborales sean recortados, como pretende el Fondo Monetario Internacional, y lograr que los acreedores cumplan su palabra de aliviar la deuda.

La distancia entre discurso y realidad

Sin embargo, resultan como mínimo hipócritas tales declaraciones luego de haber aplicado a rajatabla los pedidos de ajuste de la troika (BCE, Comisión europea y FMI) sobre el pueblo griego. Hace sólo dos semanas, hubo una feroz represión con gases lacrimógenos y balas de goma a jubilados que reclamaban contra el recorte a las pensiones.

El país heleno viene siendo escenario de enormes movilizaciones y huelgas generales, así como de fuertes luchas sectoriales, sobre todo los trabajadores de la salud, la educación, los estibadores y los de transporte. Estos protagonizaron fuertes luchas contra la privatización del servicio acordado por Tsipras y las instituciones de la troika.

Las promesas de Syriza a su llegada al gobierno de terminar con los planes de "austeridad", resultaron ser “papel mojado”, o mejor dicho, ser terribles recortes y entrega a los planes de Merkel y la Troika. Bajo el discurso y la presión de "lograr la confianza en los socios europeos”, primero, y de evitar el “Grexit” después, el gobierno "antiausteridad" de Tsipras se convirtió en poco tiempo en un gobierno que implementaba los peores ajustes, recortes y privatizaciones.
La lucha por la anulación de la deuda griega es el único camino realista, como primer paso, frente a la crisis social de Grecia. Mientras tanto, el neo-reformismo, ya mostró sus límites.




Temas relacionados

Grecia   /    Alexis Tsipras   /    Troika   /    Syriza   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO