Economía

MISERIA

Herencia y profundización: la pobreza afecta a 7,6 millones de niñas y niños

La UCA estimó que el 58,7 % de la población menor de 17 años es pobre. A fines de 2015 eran el 56,2 % de los chicos de esa edad. El ajuste macrista y la pobreza estructural de la “década ganada”.

Martes 11 de julio | Edición del día

Ayer se conoció un dato alarmante 7,6 millones de niños y adolescentes menores a 17 años son pobres en Argentina, que representa un 58,7 %. El diario La Nación presentó un adelanto del informe de pobreza infantil del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA-UCA) que publicará mañana.

La UCA estima la pobreza multidimensional que es más amplio que la medición que se realiza sólo por ingresos, y analiza las carencias que sufre un niño o adolescente. Las privaciones que observa son la vivienda, alimentación, saneamiento, salud, información, estimulación y educación. El cálculo de pobreza multidimensional refleja la ausencia o la vulneración de alguno de estos aspectos.

Según informó el diario, "las privaciones en 2016 llegan al 15,4 % en estimulación y educación, 18,8 % en acceso a la información, 22,7 % en acceso a la salud, 25,2 % en vivienda, 17,8 % en saneamiento y 8,7 % en acceso a los alimentos".

Por su parte, Unicef difundió ayer que unos 500.000 niños y niñas están fuera de la escuela en el país y sólo el 45 % de los adolescentes que ingresa a la secundaria logra terminar.

Entre las principales causas del abandono de los adolescentes de entre 15 y 17 años, se encuentran el ingreso al mercado laboral (14 %); dificultades económicas para sostener la cursada (8,8 %); situación de embarazo o de cuidado de algún hermano/hijo menor (11,3 %).

Cambiemos desde su asunción aplicó una batería de medidas que provocaron un ajuste en las condiciones de vida de los sectores populares y vulnerables. La caída de los salarios reales, el aumento de los despidos y las suspensiones provocaron el incremento de la pobreza.

Década ganada para las patronales

El ajuste macrista empeoró la pobreza, pero esta situación se mantuvo en niveles altos durante la década pasada.

Según datos de la UCA, durante el período 2010 y 2015 la pobreza multidimensional no perforó el piso del 56,2 % que se registró a finales de 2015. En 2010 fue de 62,1 % y descendió, pero se observa la alta pobreza estructural que se mantuvo, a pesar de las condiciones de crecimiento excepcionales de la economía local y de la situación internacional favorable.

La asignación universal por hijo (AUH) fue creada por el kirchnerismo y significó una ayuda para amplios sectores de la población, pero la lógica del gobierno anterior fue mantener una asistencia mínima que nunca permitió que esos sectores mejoren su condición de pobreza.

En muchos casos esta ayuda se perdió cuando el beneficiario accedía a un empleo formal, aún cuando sus salarios eran menores a la canasta familiar.
Mientras la pobreza se mantuvo alta para niños, jóvenes y también adultos, las patronales y los especuladores se la llevaron en pala durante el kirchnerismo, como muchas veces afirmó Cristina.

En el libro “La Economía Argentina en su laberinto”, Esteban Mercatante, revela como durante los primeros años del kirchnerismo las ganancias de los empresarios se dispararon y fueron superiores a los picos de los noventa. El indicador de la rentabilidad sobre las ventas “pasó de promediar 6,2 % durante la convertibilidad, a una relación de 12 % desde 2003 en adelante. Es decir se duplicó entre ambas fechas”, según el autor, en base a datos del Indec.

Los pagos destinados a la deuda externa también fueron siderales. Sólo en 2015 se pagó aproximadamente U$S 15.000 millones entre capital e intereses de la deuda, cuando en el mismo año se destinó a la AUH $ 40.000 millones anuales. Esto representó menos de un tercio de lo que se usó para pagar la deuda externa. Los privilegiados de la década pasada fueron los empresarios y los especuladores.

Te puede interesar: La Asignación Universal por Hijo y la inclusión social: ¿relato o realidad?

La pobreza y las malas condiciones de vida de la mayoría de los trabajadores y los sectores populares no podrán resolverse sino se ataca los intereses de los empresarios. Intereses que no tocó el Gobierno anterior y que Cambiemos, digno Gobierno de ricos, sólo quiere mejorar. Sólo el Frente de Izquierda considera que la vida de los millones de niños y niñas valen más que sus ganancias, y por eso propone y lucha por un programa alternativo al ajuste de Macri.

Te puede interesar: Las vidas de millones de chicos y jóvenes valen más que sus ganancias








Temas relacionados

Infancia   /    Universidad Católica Argentina (UCA)   /    Cambiemos   /    Pobreza   /    Kirchnerismo   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO