MAR DEL PLATA

Havanna no cumple con la paritaria y suspende a 300 trabajadores por reclamar

En el día de ayer la empresa de origen marplatense y con locales en nueve países, decidió suspender y enviar a sus casas a 300 trabajadoras y trabajadores temporarios. Esta medida arbitraria es la respuesta ante el reclamo del pago de un 12 % de aumento salarial pendiente de la última paritaria. Los trabajadores se declararon en “estado de asamblea permanente” y continúan de paro. Hoy está convocada una audiencia en el Ministerio de Trabajo.

Jueves 27 de agosto | 09:50

Cuando aún no había finalizado la jornada laboral, la patronal mando en colectivos privados a los 300 trabajadores temporarios que habían sido convocados a trabajar el pasado lunes. Es que junto a sus compañeros efectivos se declararon en “estado de asamblea permanente” ante el incumplimiento por parte de la empresa del pago de un procentaje pendiente de la última paritaria. Frustadas las negociaciones en el Ministerio de Trabajo, las y los trabajadores decidieron llevar adelante esta medida de fuerza.

La empresa cuenta con 450 trabajadores y trabajadoras en la planta ubicada en el Parque Industrial “Gral. Savio” en la Ruta 88 de la ciudad de Mar del Plata. El 80 % de los trabajadores son temporarios y en su gran mayoría mujeres. La patronal se beneficia de la modalidad temporaria para tener en esa condición precaria a la mayoría de la planta, convocándolos a trabajar durante siete meses en el año. Trabajadoras y trabajadores denuncian que hay quiénes trabajan bajo esta modalidad durante diez o quince años y hasta quiénes se han jubilado sin pasar a efectivos. No es la primera vez que la empresa suspende a los temporarios frente a un reclamo gremial. La patronal tiene la “tradición” de suspender a la mayoría de la planta en los meses que se negocia la paritaria. De esta manera, las empresas, además de beneficiarse económicamente al pagar menos a sus trabajadores y con categorías diferenciadas a las trabajadoras, aprovecha el fraude laboral para dividir, perseguir y amedrentar a las y los trabajadores que reclaman sus derechos.

Los alfajores se producen con chocolate, precarización y persecución gremial

Como ya informamos en este medio, la empresa aprovechó la pandemia para suspender sin pago a los temporarios demostrando que la vida de los trabajadores y sus familias no les importa. Fue gracias a la organización que se logró revertir esta situación. También la empresa, cuyo uno de los dueños es la familia de la ex Ministra de Desarrollo Social del gobierno de Macri, Carolina Stanley, se niega a cumplir con un fallo judicial que ordena la reinstalación en su puesto de trabajo de Alexis Cejas, despedido en el marco de un proceso asambleario durante la paritaria del 2018.

Numerosos son los sectores que exigen que Havanna cumpla con la justicia. Recientemente la Legislatura Provincial declaró su preocupación ante la negativa de la empresa a responder ante la justicia.

La empresa de origen marplantense productora de alfajores y con franquicias de cafeterías en nueve países no ha dejado de producir ni exportar durante la pandemia. Lejos de ser el símbolo de una familia tradicional de marplatenses emprendedores, ha montado una empresa exportadora con ganacias millonarias, aprovechandose del fraude laboral, la discriminación a las mujeres y la burla a la justicia. Havanna imparte sus propias leyes puertas adentro de la fábrica, incumpliendo la paritaria, persiguiendo y precarizando a sus trabajadores frente a los ojos del Ministerio de Trabajo y el Sindicato de Pasteleros que lo permiten. En estos días sus trabajadores dijeron basta, hoy se espera una aundiencia en el Ministerio de Trabajo.







Temas relacionados

Pasteleros   /    Fraude laboral   /    Mar del Plata

Comentarios

DEJAR COMENTARIO