Deportes

FÚTBOL

Falleció El Loco René Houseman: el pueblo futbolero despide a un grande

El exquisito delantero, emblema del fútbol argentino al que le aportó goles una Copa del Mundo, tenía 64 años y padecía cáncer. Ídolo en Huracán y Excursionistas -sus dos grandes amores- querido por todas las hinchadas, el mundo del fútbol despide a un grande.

Augusto Dorado

@AugustoDorado

Jueves 22 de marzo | 13:28

Luego de varias semanas en las que se encontraba internado y muy deteriorado, esta mañana murió René “el Loco” Houseman. El ex futbolista, campeón con Argentina en el Mundial de 1978, padecía de cáncer (en la lengua) y toda la comunidad futbolera se encontraba movilizada buscando dadores de sangre y enviando muestras de solidaridad y deseos de recuperación. A poco de cumplirse 40 años de aquella consagración con la selección dirigida por César Luis Menotti, “el Loco” dio el paso hacia la posteridad.

Figura indiscutida en aquel Huracán campeón del Metropolitano 1973 (uno de los mejores equipos de la historia del fútbol argentino), Houseman era muy querido en toda cancha que pisara pero especialmente en sus dos hogares: Excursionistas y Huracán. Dueño de una gambeta endiablada, el “último wing” como muchos lo definen, tal vez se ganó ese cariño por su origen humilde: nacido en Santiago del Estero en 1953, desde muy chico se afincó con su familia en la villa del Bajo Belgrano (que fue demolida a fuerza de topadoras y represión por la dictadura militar). Gambeta y pobreza, prácticamente un emblema del futbolista argentino.

En Primera División, Houseman (apodado “el Loco” por la comparación con Corbatta que hizo en las páginas de la revista El Gráfico el periodista Osvaldo Ardizzone) convirtió 109 goles en 281 partidos y formó parte de planteles de River e Independiente (integró el equipo campeón de la Intercontinental 1984). En las divisionales de ascenso desfiló por Defensores de Belgrano y en Excursionistas, donde nació futbolísticamente formándose en inferiores y donde también se retiró en 1985.

En la Selección Argentina estuvo entre 1973 y 1979, disputando los mundiales de Alemania ´74 y Argentina ´78 en el que se coronó campeón.

También jugó en el exterior: en Colo Colo de Chile y en el AmaZulu de Sudáfrica. Y en el plano internacional tuvo el descaro y el mérito de haberle tirado un caño nada menos que al mismísimo Pelé.

Hoy lo llora Huracán, lo llora Excursionistas, lo llora todo el fútbol argentino. Sinónimo de potrero, allí donde haya un pibe atorrante gambeteando piedras en una canchita de tierra vivirá siempre René Houseman. ¡Hasta siempre, Loco querido!








Temas relacionados

René Houseman   /    César Luis Menotti   /    Excursionistas   /    Mundial 1978   /    Selección Argentina   /    Huracán   /    Fútbol   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO