Mundo Obrero Chile

USACH

Estudio revela que subcontrato implica trabajo precario y mayores costos para universidad estatal

Un estudio hecho por alumnos de periodismo revela que el sistema de subcontratación en la universidad implica mayores costos para la institución y salarios precarios para los trabajadores. Problemática que proponen discutir en la jornada de reflexión que desarrollan este miércoles.

Miércoles 5 de octubre | 08:31

Trabajo precario en la Universidad de Santiago de Chile

Durante la jornada del martes 4 de octubre, Joselyn Encina, Consejera Estudiantil de la Escuela de Periodismo de la Usach, y Elías Muñoz, también estudiante de periodismo de la misma universidad, dieron a conocer un estudio que revela que las condiciones precarias de trabajo que impone el sistema de subcontratación, resulta ser más caro para la institución educativa.

Cabe destacar, que esta iniciativa se enmarca en el proceso de negociación colectiva que el Sindicato de Aseo y Jardines está llevando adelante como mecanismo para enfrentar las condiciones de trabajo y salariales precarias, donde Joselyn es una de los tres asesores en la mesa de negociación. Dentro del proyecto de contrato colectivo están las demandas de aumento al sueldo base y el fin al descuento del bono de asistencia, ya que por un día de ausencia son descontados más de 30mil pesos, dejando la liquidación mensual de los trabajadores por debajo del salario mínimo.

Según los datos recabados por los estudiantes se avala que es posible el aumento salarial y el cumplimiento a cabalidad de los derechos laborales, si es que la universidad se hiciera cargo de los trabajadores de forma directa, afirmando que “la USACH desembolsa $423.000 por cada trabajador y la empresa entrega $282.000, es decir, una diferencia de $141.000 pesos por trabajador/a”.

Que la Usach se haga cargo

La estudiante asegura que con este estudio quieren dar a conocer el impacto que tiene el subcontrato como un pilar de la educación de mercado. sobre los hombros de los trabajadores de aseo y jardines, y que la Universidad que asegura tener un rol público termina por favorecer relaciones comerciales con empresas subcontratistas que han vulnerado en más de una ocasión los derechos laborales de los trabajadores. Incluso desde una visión comercial, internalizar como se lo ha propuesto el sindicato a la rectoría, haría posible un aumento salarial de cien mil pesos y aun así, sería menos costoso que mantener una empresa subcontratista.

Los datos fueron publicados ad portas de la jornada de reflexión de este miércoles 5, votada la semana pasada por el conjunto del estamento estudiantil con el propósito de que estos antecedentes sean abordados por los estudiantes en dicha instancia.

Por otra parte, el documento propuesto para la jornada de reflexión, da cuenta de que no se han hecho las licitaciones correspondientes, lo que la misma Contraloría ha declarado como irregular y, sin embargo, se prorroga por segunda vez el contrato civil con las empresas de la familia Nassif.

Las situaciones de abuso, hostigamiento e incluso la declaración de quiebra de empresas contratistas sin hacerse cargo de derechos laborales como finiquito o vacaciones, además de prácticas antisindicales, como el despido ilegal de la tesorera del sindicato, ya no son hechos aislados en esta universidad estatal. Situación que ha sido denunciada por el estamento estudiantil y por el sindicato en diferentes momentos, quienes han exigido el fin al subcontrato y el paso a planta de los trabajadores.

A pesar de lo anterior, las autoridades de la Universidad se han destacado por no pronunciarse en nada en relación al proceso, es así que una carta entregada por el sindicato hace más de cuatro meses aún no tiene respuesta formal.

El documento propone algunas reflexiones y cuestionamientos que deberían abordarse en las asambleas, como las siguientes preguntas:

¿Estás de acuerdo en que se internalice a las y los trabajadores?

¿Qué se debería impulsar para apoyar las demandas del Sindicato en la actual negociación colectiva?

¿Se debería solicitar la expulsión de los jefes abusadores de la Universidad?

En una eventual huelga de subcontratados programada para octubre ¿qué acciones deberían tomar los estudiantes y la comunidad?

En resumen, estos datos ponen en evidencia la precariedad que implica ser trabajador subcontratado en el Chile de hoy, donde el 70 por ciento de la mano de obra trabaja bajo ese régimen, incluso en instituciones públicas. Realidad que tanto estos estudiantes de periodismo como de diversas carreras han tomado en sus manos y junto al sindicato lograron una primera victoria, la reincorporación de la tesorera. Ellos han hecho eco del llamado para que el conjunto de la Usach se haga cargo de poner fin al subcontrato.

Puedes revisar el estudio, pinchando aquí




Temas relacionados

Mundo Obrero Chile   /   subcontrato   /   USACH   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO