Internacional

UN MES DE LA ERA TRUMP / TRIBUNA ABIERTA

Estados Unidos: "Las protestas son contagiosas"

A un mes de la asunción de Trump entrevistamos a Sarah Jaffe, periodista especializada en movimientos sociales de Estados Unidos, y autora de "Necessary Trouble".

Martes 21 de febrero | Edición del día

DOSSIER Un mes de la era Trump

A un mes de la asunción de Donald Trump, La Izquierda Diario entrevistó a Sarah Jaffe, periodista y activista especializada en movimientos sociales de Estados Unidos, y autora del libro Necessary Trouble.

Jaffe lleva más de una década cubriendo los movimientos sociales, y publica habitualmente en páginas como The Nation y Dissent. En la entrevista con La Izquierda Diario habló sobre las protestas durante el primer mes de Trump, la relación de de los movimientos sociales preexistentes y el nuevo movimiento anti Trump, como así también sobre la relación de estos con el Partido Demócrata, y las posibilidades que que emerja una alternativa independiente.

Publicamos a continuación el texto completo de la entrevista y una versión reducida en video de la conversación.

¿Cuál es tu balance de este primer mes de la presidencia de Trump?

Hay muchas respuestas a esa pregunta. Antes decíamos que la presidencia de Trump iba a ser desastrosa, como un incendio en un basurero, pero desde las protestas en la toma de posesión cuando prendieron fuego una limusina, creo que ésa es mi metáfora favorita para describir el gobierno de Trump: una limusina prendida fuego.

Estuve leyendo esta mañana [jueves 16 de febrero] acerca de la cantidad de funcionarios públicos que debería haber nombrado ya este gobierno para el segundo mes de su mandato, y que aún no han sido designados.

Ayer mismo, el Secretario de Trabajo propuesto retiró su nominación. Hay protestas masivas en este momento en todo el país, como parte del “Día sin inmigrantes” y podría seguir, y seguir, pero ha sido un mes muy interesante.

Yo esperaba que hubiera protestas, pero no esperaba que fueran tan grandes ni tan amplias, ni que se extendieran tan rápidamente

Cuando hay alguien con la personalidad de Donald Trump, a quien no le gusta que le digan lo que debe hacer, que no responde muy bien a las críticas, que no sabe delegar responsabilidades, y hace lo que le da la gana, no nos sorprende que intente gobernar a través de decretos. Además, no hay mucha gente que sepa realmente cuáles son los poderes que tiene el presidente, por eso los decretos generaron mucho pánico.

Pero la verdad es que aún no ha hecho mucho. Y ha sido interesante observar eso. Hace mucho tiempo que cubro las protestas en este país, que han aumentado de manera constante en los últimos 8 años, entonces yo esperaba que hubiera protestas, pero no esperaba que fueran tan grandes ni tan amplias, ni que se extendieran tan rápidamente.

Por ejemplo, de las acciones que se están llevando cabo hoy [Un día sin inmigrantes], me enteré la semana pasada, cuando estaba tomando café con uno de mis vecinos, que había escuchado algo acerca de eso.

Las protestas de hoy parecen estar organizadas básicamente a través de las redes sociales, por gente que no está acostumbrada a organizar protestas o huelgas, entonces es realmente fascinante ver hechos así.

Es gente que tal vez no hubiera hecho esto hace un par de meses, y ahora dice: “bueno, debemos hacerlo”. Y las protestas son contagiosas.

Cuando ves algo que sucede, cuando ves las manifestaciones que se hicieron el día después de la elección, los que salieron a las calles en todo el país o los estudiantes secundarios que abandonaron los colegios... Eso le dio impulso a la Marcha de Mujeres, que a su vez impulsó acciones locales en todos lados. Después la gente corrió a los aeropuertos para protestar contra la prohibición del ingreso de musulmanes al país, que a su vez siguió con los trabajadores de los taxis que hicieron huelga ese mismo día en el aeropuerto JFK contra la prohibición del ingreso de musulmanes; y continuó con los comerciantes yemeníes que cerraron sus locales, lo que los neoyorquinos llamamos “la huelga de las bodegas”, y eso le dio impulso al Día sin inmigrantes.

Entonces vemos cómo los hechos se van desarrollando y cómo van aprendiendo el uno del otro. Y ahora, por las redes sociales, es mucho más fácil organizar este tipo de eventos que en 2006, cuando se organizó el último “Día sin inmigrantes”.

¿Cuál es la relación entre el nuevo movimiento anti Trump y los movimientos sociales que venían de la era Obama?

Pienso que hay muchas conexiones. Por ejemplo, el día de la asunción de Trump, hubo protestas masivas en Washington DC. Hubo bloqueos en los accesos a la ceremonia realizados por distintos movimientos, como Black Lives Matter, el Black Youth Project 100, otro bloqueo específico por el medio ambiente y contra el oleoducto de Dakota del Norte, y cosas así, que se basaron en movimientos que ya existían.

Adonde mires hay gente que se fogueó en la era Obama y luego muchísima gente que no había estado organizada y que sale a la calle por primera vez

Las organizadoras de la masiva Marcha de Mujeres pertenecían a movimientos que ya existían durante la era Obama... o por ejemplo el Partido de Las Familias Trabadoras (Working Families Party) que lanzó las acciones de “Resist Trump” todos los martes. El partido fue fundado antes de la era de Obama, pero crecieron mucho cuando trabajaron junto a Occupy Wall Street. Nelini Stamp, que es una de las coordinadoras de las acciones a nivel nacional fue central en Occupy Wall Street en Nueva York, y también fue una de las fundadoras de los Dream Defenders, en Florida, que fue el grupo que marchó desde Daytona a Sanford, luego del asesinato de Trayvon Martin, y desde entonces se organizó también por la justicia racial y contra la violencia policial. Adonde mires hay gente que se fogueó en la era Obama y luego muchísima gente que no había estado organizada y que sale a la calle por primera vez.

Quería agregar algo. El único de los miembros del gabinete de Trump que fue derrotado hasta ahora fue el nominado como Secretario de Trabajo, que era literalmente un CEO de restaurantes de comida rápida. No fue una casualidad que el movimiento de los trabajadores de Fastfood, que lucha por un salario mínimo de 15 dólares la hora, organizara protestas masivas esta semana en su contra y no creo que haya sido una coincidencia que ése fuera el nominado con menos éxito, porque ya había un movimiento formado contra él.

¿Cuál es la relación entre los movimientos sociales y el Partido Demócrata, y que posibilidad hay de que estos se puedan organizar de forma independiente?

El Partido Demócrata es un caos ahora y lo ha sido desde hace un tiempo.
Los más lúcidos dentro del Partido Demócrata se dieron cuenta de que la estrategia para ganar estas elecciones era completamente errónea y que fracasó totalmente. Pero algunos de ellos -justo estaba escribiendo sobre este tema- como Jennifer Palmieri, del personal de comunicaciones de Clinton, salió en MSNBC y dijo: “estas protestas no significan que todos quieran 15 dólares la hora”.

[Los demócratas] se fueron a la derecha, y el problema con irse a la derecha es que la gente que quiere un candidato de derecha votará por el candidato de derecha, no por el candidato ligeramente menos de derecha...

Hay gente que se aferra a su estrategia fracasada hasta las últimas consecuencias, pero también está el reconocimiento de algunas personas de que el movimiento de las bases... en realidad también les puede hacer daño, pero les da algún poder. Por eso vemos gente como Elizabeth Warren y obviamente Bernie Sanders…, gente que siempre ha estado un poco más conectada con lo que sucedía fuera de Washington, participando de las protestas, hablando en las acciones. Bernie Sanders habló en el ‘casamiento de Donald Trump y Goldman Sachs’ que los activistas organizaron esta semana en Washington DC, junto a la diputada Maxine Waters.

Pero también hay algunos demócratas bastante nerviosos por estas protestas, porque en general al Partido Demócrata no le gusta que los movimientos sociales sean parte de él, y hay otros que los apoyan. Supongo que la pregunta correcta sería si el Partido Demócrata será relevante o si morirá.

Y no creo que sea exagerado decir eso. Este partido ha perdido dos tercios de los legisladores estaduales, a pesar de que las plataformas de los republicanos, y las cosas que los republicanos quieren hacer son masivamente impopulares.

Pero los demócratas no dieron pelea. No han escuchado lo que necesita ni lo que quiere la gente. Se fueron a la derecha, y el problema con irse a la derecha es que la gente que quiere un candidato de derecha votará por el candidato de derecha, no por el candidato ligeramente menos de derecha, y los que quieren el candidato de izquierda, terminan quedándose en sus casas. Y así fue cómo ganó Donald Trump.

La gente está enojada porque los demócratas no están haciendo nada y no se sienten representados por ninguno de los dos partidos mayoritarios. La última encuesta que vi sobre este tema indica que el 60% quisiera que hubiera un tercer partido.

En última instancia, el movimiento no era Bernie Sanders, sino las bases, y esa gente aún está en las calles haciendo todo tipo de actividades

Creo que las protestas son más fuertes cuando no están vinculadas a un gran partido político, sino que existen como una presión externa que puede hacer que esos partidos hagan lo que quieren.

Lo que vimos luego de Occupy Wall Street, por ejemplo, es que de repente los políticos empezaron a hablar de la desigualdad, y vimos en campaña a Bill De Blasio en Nueva York, que decía “ésta es una historia de dos ciudades, y Nueva York tiene desigualdades, y necesitamos reparar eso”. Y hubo gente de los movimientos que fueron parte de esas campañas. Por ejemplo, en la de Bernie Sanders, hubo muchos voluntarios que venían de distintos movimientos. Pero en última instancia, el movimiento no era Bernie Sanders, sino las bases, y esa gente aún está en las calles haciendo todo tipo de actividades.

La entrevista se realizó el jueves 16 de febrero de 2017

DOSSIER Un mes de la era Trump








Temas relacionados

#WomensMarch   /    Donald Trump   /    #BlackLivesMatter   /    Inmigrantes   /    Barack Obama   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO