Juventud

OPINIÓN

En la Universidad de General Sarmiento es imposible ser consejero y trabajar

Testimonio de Micaela Rios consejera estudiantil del PTS en el frente de estudiantes de izquierda en el ICI (Instituto de Ciencias ) de la universidad Nacional General Sarmiento y su pedido para el cambio de horarios de las reuniones del Consejo.

Martes 9 de mayo de 2017 | Edición del día

Como miles de jóvenes estudiantes y trabajadores que buscamos conquistar la mejor manera de vivir en un sistema que se mantuvo durante el Kirchnerismo y que se agudiza ahora con Macri a la cabeza me veo en la necesidad de trabajar para poder estudiar, y eso significa pasar la mayor cantidad de horas del día fuera de mi casa, entre el trabajo, el viaje y la universidad, teniendo un tiempo mínimo para dormir, ver a mi familia y disfrutar de la vida cotidiana.

La universidad Nacional general Sarmiento no contempla esta situación y mantiene horarios de reuniones de instituto antes de las 14 hs donde es imposible la asistencia. Quiero evitar llegar al momento de que se me imponga una licencia por no poder asistir.

Mi intención es abrir el debate en el Consejo de Instituto para que se otorguen becas de $ 11.500 para que nadie tenga que abandonar sus estudios, o tener que elegir entre trabajar y estudiar.

Los proyectos que presente hasta ahora, y que no fueron demorados, desestimados o rechazados por parte de la gestión, van ligados con estas dificultades que tienen los estudiantes y la solidaridad a los obreros que luchan en sus lugares de trabajo.
No hay mejor manera de representar a los estudiantes que dar una pelea dentro del consejo por las conquistas de los estudiantes.

Luchemos en conjunto para lograr una universidad de los trabajadores.

Aquí reproduzco la carta enviada al director del instituto

Carta abierta al Dr. Mariano DE LEO, Director del Instituto de Ciencias:
Escribo estas líneas para manifestar una situación que considero debe conocer la comunidad universitaria, soy Micaela Ríos, Consejera de instituto por el ICI, estudiante del Profesorado Universitario de Historia, militante de la Juventud del PTS y como muchos de los que concurrimos a la UNGS.

Una joven precarizada, que trabaja entre 9 y 10 horas diarias, no escribo para que me compadezcan, sino para hacer público que como cientos de jóvenes en la UNGS llegamos a las corridas a cursar, los profesores son testigo de nuestras caras de cansancio luego de trabajar tantas horas. Las reuniones de consejo se hacen en horarios inaccesibles para que cualquier estudiante que trabaja pueda asistir, por eso propongo que se evalué la posibilidad de que la reunión de consejo se haga después de las 15hs y llamo a los consejeros a apoyar esta petición.

Asimismo, informo a todos que los dos proyectos que envié para que se evalúen en la última reunión han sido desestimados, entre los proyectos se encontraban los que llamaban a repudiar la represión sufrida por los docentes instalando la escuela itinerante y la represión que sufrimos varios estudiantes y yo en el corte de panamericana por el paro general y otro proyecto que llamaba a este instituto a pronunciarse para que la universidad tenga la concesión de la fotocopiadora (hoy en manos de privados) que aumentan los precios de forma desmedida y la ponga bajo gestión estudiantil, entiendo que el acceso a los materiales de estudio es fundamental para poder desarrollar nuestra formación como profesionales, es el deber de la universidad velar para que todos podamos tener acceso a los materiales, muchos hoy dejan de cursar por no tener el dinero necesario para viajar, comprar las fotocopias y cursar o porque las jornadas son extenuantes y no rendimos en la universidad.

Somos conscientes que estamos dejando la vida en estos trabajos es por eso que hoy más que nunca impulsamos estos proyectos en el marco nacional de una campaña por la reducción de las jornadas laborales, trabajar 6hs 5 días a la semana para poder tener tiempo para estudiar y vivir y tener mayor presupuestos destinado a becas de $11.500 para que todos puedan estudiar. Construyamos una universidad al servicio de los trabajadores.

Espero esta carta abierta llegue a todos, porque considero fundamental la participación estudiantil más aun sabiendo que somos minoría en los órganos de gobierno.

Atentamente, Micaela.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO