Mundo Obrero

DESPIDOS

En Lago Puelo: Unidad de los trabajadores

La ola de despidos llego a Lago Puelo. La pequeña localidad cordillerana se vió convulsionada por la irrupción de una gran columna intersindical este lunes 5 a la mañana en el centro del pueblo.

Miércoles 7 de febrero | Edición del día

En el contexto nacional de despidos en el Estado y privados, la voluntad de lucha de amplios sectores de trabajadores están marcando el rumbo de una posible nueva realidad al margen de las traidoras direcciones sindicales burocráticas: la unidad de las luchas desde abajo.

La ola de despidos llego a Lago Puelo. La pequeña localidad cordillerana se vio convulsionada por la irrupción de una gran columna intersindical este lunes 5 a la mañana en el centro del pueblo.

Llegados a la puerta del supermercado TODO local, se bloqueó la entrada al mismo hasta tanto se cumpla el objetivo: lograr la reincorporación de Abel, con 11 años en la empresa, y Alejandro cajero con 3 años de antigüedad y que se encuentra esperando un hijo.

El motivo del injustificado despido, sería el robo de dinero de las cajas y la patronal dice demostrarlo con filmaciones en las que es imposible apreciar que esto suceda. Lo llamativo del caso es que el gerente de la sucursal renunció el mismo día responsabilizando a ambos trabajadores cuando el debiera ser responsable por los faltantes de dinero al cierre diario.

Cabe recordar que el dueño del supermercado TODO es Roberto Giglio, casado con la senadora nacional por el FPV-PJ Silvina García Larraburu.
La medida llamada por el Sindicato de Empleados de Comercio local, dependiente de la seccional Esquel, contó con el acompañamiento activo de docentes nucleados en ATECH, estatales y empleados de salud de ATE y CTA-A, el PTS, NE y organizaciones sociales y de jubilados locales.

Por la tarde, se repitió la acción, en el horario de mayor afluencia de clientes al local y hasta la hora de cierre. La intención es continuar el bloqueo hasta lograr que la patronal desista en su actitud y reincorpore a los compañeros.

Desde adentro del supermercado, los trabajadores acompañaban sabiendo que pueden ser los próximos. Se cerraron las cajas y se hacía retirar a los camiones que traían mercadería. Tres trabajadores contratados para la temporada de verano saben que penden de un hilo para lograr continuidad en sus puestos, y este antecedente los intimida a ellos y a quienes llevan ya varios años trabajando allí. La patronal, en el marco del dialogo con el sindicato amenazo incluso con cerrar la sucursal.

Lo importante es que afuera y adentro resonaba el grito de “¡Unidad de los trabajadores y al que no le gusta se jode!” una verdadera marca de las luchas contra los despidos que atraviesan el país por estos días.

Es esta unidad desde abajo forjada en la lucha como resultado de la experiencia, la que demostrando que hay voluntad para derrotar el ajuste patronal, sienta las bases de la unidad que arranque desde abajo las medidas de fuerza que las direcciones burocráticas de los sindicatos se niegan a llamar.

Mientras seguimos luchando por la reincorporación de Abel y Alejandro, queremos sentar las bases para que esta unidad de hecho sea el principio de una unidad mayor, que lleve a los trabajadores a derrotar el ajuste patronal y del Estado provincial y Nacional.

La cita será en la puerta del supermercado TODO de Puelo cada día hasta lograr la reincorporación de los compañeros, o el próximo 15 en el paro nacional de ATE. Es necesario consolidar este pequeño avance en la unidad con la fuerza de la clase trabajadora movilizada. ¡Basta de despidos ,reincorporación ya!








Temas relacionados

Trabajadores de comercio   /    Despidos   /    Opinión   /    Chubut   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO