Géneros y Sexualidades

8 DE MARZO

En La Plata se empieza a organizar el #ParoInternacionalDeMujeres

El próximo viernes 16 de febrero en la Facultad de Trabajo Social se realizará la primer asamblea en la región para preparar el paro internacional de mujeres del 8 de marzo.

Viernes 9 de febrero | Edición del día

Se acerca el 8M, luego de un enero donde las luchas obreras marcaron el pulso de la resistencia contra el gobierno.

En La Plata, como se viene haciendo en las principales ciudades del país, en varios países de América latina y el mundo, se empezó a organizar la primera asamblea de mujeres hacia el 8M. Es clave poder realizar una gran asamblea con cientas de mujeres, donde participen las compañeras de la UEP ( Unidad Ejecutora Provincial) quienes vienen peleando a brazo partido por su reincorporación, las compañeras trabajadoras del Diario Hoy y cientas que vienen siendo parte de la resistencia contra el ajuste y los miles de despidos del gobierno de Macri y Vidal.

Para que las trabajadoras que vienen estando a la cabeza de estas luchas sean protagonistas de la asamblea, desde Pan y Rosas acompañamos el planteo que las trabajadoras de la UEP realizaron en la última reunión de la Multisectorial de mujeres (donde se viene organizando la asamblea), para que la misma fuera convocada dentro de 10 días. La próxima semana habrá importantes jornadas de lucha, como el paro nacional con movilización de ATE del día 15 y el Encuentro convocado por los trabajadores del Posadas el sábado 17; instancias en las cuales participaran y son convocantes las y los trabajador@es de la UEP. Lamentablemente, esta propuesta no fue acompañada por el resto de las organizaciones presentes en la reunión. Se definió que la asamblea se realice el 16, en medio de una apretada agenda de movilizaciones y con apenas pocos días de clases en la UNLP y en las escuelas, para realizar asambleas y discutir y votar allí la participación activa de cientos de estudiantes y docentes.

Los sindicatos tienen que parar

A su vez, es muy importante la exigencia a las conducciones sindicales para que el paro del #8m sea efectivo. En este sentido, es clave poder organizar reuniones y asambleas en todas las escuelas, dependencias de trabajo y facultades, para preparar desde abajo todas las medidas y garantizar un paro contundente y una movilización de miles.

Por Sandra y por Johana

Tenemos que ser miles el 8M, en la ciudad donde el femicidio de Sandra Ayala Gamboa aún sigue impune y donde hace meses seguimos buscando a Johana Ramallo.

El próximo 26 de febrero se cumplirán 7 meses de la última vez que se la vio a Johana en 1 y 63. Desde entonces su familia y amigos junto a diferentes organizaciones de mujeres, políticas y sindicales sostienen que Johana no se fue por voluntad propia, y todo indica que es víctima del secuestro de una red de trata. Mientras que la Justicia Federal aún no ha hecho avances significativos en la causa y no hay imputados. Cada 26 la ciudad retumba con las voces de denuncia de la desaparición de Johana.

Para Marta Ramallo, su mamá,la responsabilidad directa de la desaparición de Johana la tiene el Estado, que desde lo institucional no ejerció los mecanismos necesarios para prevenir e investigar casos como este. “El Estado nos abandona por el sólo hecho de ser mujer”, aseguró y agregó que como su hija hay “muchísimas pibas abandonadas por parte de las instituciones oficiales, que hoy forman parte de las listas de Ni Una Menos”.

El último relevamiento realizado por la Procuraduría de Trata de Personas y Explotación de Personas (Protex), y la Asociación Civil Acciones Coordinadas Contra la Trata (ACCT), muestra que el caso de Johana no es un hecho aislado, sino que es parte de las 3.228 mujeres desaparecidas, durante el periódico democrático hasta el 2013.

Hay que convertir al #ParoInternacionalDeMujeres en una gran jornada de lucha, con un gran paro nacional y una gran movilización por nuestros derechos, contra los despidos y el ajuste del gobierno nacional y los gobiernos provinciales, por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito y por la separación de la iglesia del Estado, entre otras demandas.Para seguir desarrollando un amplio y combativo movimiento de mujeres, necesitamos organizar desde las bases, en todos los lugares de trabajo, estudio y en los barrios, la fuerza de las trabajadoras organizadas. ¡Manos a la obra!








Comentarios

DEJAR COMENTARIO