Internacional

ESTADOS UNIDOS

El mundo necesita respiradores, los trabajadores de General Electric quieren hacerlos

Las fábricas que una vez produjeron motores a reacción en Estados Unidos pueden terminar produciendo respiradores si los trabajadores de General Electric se salen con la suya. Se manifestaron el lunes 30 de marzo en una fábrica de componentes aeronáuticos de Massachusetts y en la sede corporativa de GE en Boston, exigiendo que las fábricas que de otro modo estarían inactivas sean utilizadas en la lucha contra Covid-19.

Lunes 30 de marzo | 23:30

Sebastien Bozon/AFP/Getty Images

El lunes 30 de marzo, los trabajadores de General Electric en Estados Unidos hicieron piquetes, siguiendo el protocolo de distanciamiento social de estar a dos metros de distancia, en las instalaciones de aviación de GE en Lynn, Massachusetts y en la sede corporativa en Boston. Están hartos de que GE, que hace unos días recibió miles de millones de dólares de los contribuyentes en el rescate corporativo, planea despedir a miles de trabajadores en un esfuerzo por ahorrarse cientos de millones de dólares. La patronal de GE está tratando de descargar la crisis en las espaldas de los trabajadores mediante la reducción de los costos laborales, pero los trabajadores están respondiendo. Esta lucha muestra tanto la necesidad de un congelamiento nacional de todos los despidos, como los medios para ganar esta demanda localmente.

Pero, los trabajadores de GE están luchando por algo más que los sueldos que merecen. Los trabajadores sindicalizados de la División Industrial de Communication Workers of America (IUE-CWA) conocen las increíbles fuerzas productivas de las fábricas, y han comenzado a cuestionarse abiertamente por qué los están despidiendo cuando podrían estar fabricando respiradores muy necesarios para luchar contra la pandemia de coronavirus.

Después de todo, la División GE Healthcare [cuidado de la salud, NdelT] es uno de los mayores productores de respiradores, y estos son tan necesarios que en algunos hospitales, las máquinas diseñadas para un paciente están siendo manipuladas para soportar dos. Los respiradores son tan cruciales que incluso el presidente Trump está sopesando la opción de usar la Ley de Producción de Defensa para alentar fuertemente su fabricación. Estos factores llevaron a algunos trabajadores, como el líder sindical, Jake Aguanaga, de Kansas, a preguntar por qué GE confía en ellos "para construir, mantener y probar motores que van en una variedad de aviones donde están en juego millones de vidas" no "para construir respiradores?"

Es una buena pregunta y llega al corazón de la respuesta de los capitalistas al Coronavirus. Los empresarios preferirían que la gente muriera a que les perjudicaran sus ganancias. Están poniendo ganancias por delante de las vidas de millones de personas. Es por eso que los gobiernos mantienen en funcionamiento los lugares de trabajo no esenciales, por qué los empresarios están haciendo el menor esfuerzo posible para desinfectar los lugares de trabajo o proporcionar equipos de protección, y por qué Trump y el Wall Street Journal estaban hablando de poner fin a las medidas de cuarentena antes de tiempo. Esa es su solución.

Sin embargo, la solución de los trabajadores ha sido luchar por la producción inmediata de equipos y suministros para salvar vidas como respiradores, mascarillas y desinfectantes. Los sindicatos han exigido cerrar sectores no esenciales, licencias por enfermedad y normas más estrictas de seguridad e higiene, y han utilizado huelgas para fortalecer sus demandas, como la huelga general en Italia y las diversas huelgas en Amazon, Instacart y el huelga planificada en los supermercados Whole Foods. Los sindicatos también han comenzado a coordinar respuestas conjuntas, y los trabajadores de la salud en la primera línea han protestado por el Elementos de Protección Personal (EPP) que necesitan para proteger su salud y salvar vidas.

Al luchar para poner sus fábricas para un uso verdaderamente productivo, los trabajadores de GE son el último sector en unirse a la lucha contra la pandemia, mostrando la superioridad inherente de una sociedad dirigida por trabajadores en lugar de los empresarios.

Traducción Loly Vera







Temas relacionados

Pandemia   /    Coronavirus   /    General Electric   /    Movimiento obrero   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO