Política

SANTA CRUZ: RIO TURBIO

El interventor de Cambiemos en YCRT gana 300 mil pesos y deja sin trabajo a 500 mineros

Los mineros del Yacimiento Carbonífero de Río Turbio, vienen hace semanas luchando contra los despidos ordenados por el interventor del gobierno nacional. Con el argumento de “se robaron todo”, en alusión al kirchnerismo, echó hasta trabajadores con licencia médica.

Mirta Pacheco

@mirtapacheco1

Jueves 22 de febrero | Edición del día

El interventor del YCRT, Omar Zeidan, es un radical oriundo de Santa Cruz. Fue candidato a intendente de Río Turbio por el Frente Unión para vivir mejor, radicales PRO que llevaban en la boleta a Mauricio Macri como presidente. Su “padrino” político es Eduardo Costa, senador del interbloque Cambiemos.

Zeidan es un NyC, nacido y criado en Santa Cruz, dirigente de un partido que cuenta en su historia haber enviado al ejército para que fusilara y asesinara a mansalva a los obreros de la Patagonia Rebelde, en esa misma provincia. El radical Hipolíto Yrigoyen, Presidente de Argentina, dio la orden, allá por 1920-21. Aproximadamente 1500 trabajadores fueron asesinados por las balas del ejército.

Dos años antes, en 1919 tuvo lugar en Buenos Aires lo que se conoce como la Semana Trágica. Otra vez la Policía y ejército y las bandas parapoliciales reprimieron una huelga de trabajadores. En este caso fueron los obreros metalúrgicos de los Talleres Vasena, que habían iniciado una huelga por mejores condiciones de trabajo, con la solidaridad de todo el barrio (San Cristóbal) y aledaños. Cincuenta años más tarde la historia encontrará a este mismo partido colaborando con la dictadura cívico – militar del `76, otorgándole intendentes en la provincia de Buenos Aires.

Más acá en el tiempo, estuvo el 2001 donde con acciones independientes en las calles, sectores de la juventud y trabajadores (aunque las centrales sindicales se negaron a intervenir con una huelga general), echaron a otro presidente con filiación radical. Fue después de que su gobierno de la Alianza, con la centroizquierda, en esas jornadas asesinara a 36 personas en la represión. Ese gobierno le había robado un 13% del salario a los estatales y jubilados, los ahorros a la clase media y toda una serie de medidas contra el pueblo trabajador. Una de las ministras de aquel gobierno tan antipopular era Patricia Bullrich, la defensora de las fuerzas represivas.

Hoy el radicalismo –salvo el sector que dirige Leopoldo Moreau que se hizo kirchnerista-, es parte de la derecha que gobierna. Es el pasado y el presente del partido al cual representa el joven interventor de YCRT.

Las mentiras de Zeidán

Al ex candidato a intendente no se le movió un pelo mientras en la conferencia de prensa que dio por estos días en Buenos Aires, planteó en alusión al kirchnerismo y la “pesada herencia” que recibieron cuando se hicieron cargo del yacimiento, que: “es irracional que una persona gane 100 mil pesos, cuando no tiene funciones o su trabajo no es de alto riesgo o responsabilidad”, o “encontramos 6 subgerentes de explotación que cobraban 140 mil pesos y trabajaba uno”.

Todo el mundo sabe en esa provincia, que el kirchnerismo a lo largo de las décadas que la gobernó, lo hizo como si fuera un feudo, como otras provincias también gobernadas por el PJ. Es decir que usando su rol privilegiado de administradores del Estado provincial, y por doce años del nacional, hicieron todos los negociados habidos y por haber. Eso no es ninguna novedad, pero sucede que de esa “pesada herencia”, el gobierno de Cambiemos hace uso gustoso.

Omar Zeidán lanza esas dos frases pretendiendo justificar su gestión, con la explicación del vaciamiento de YCRT por parte del kirchnerismo, pero omite deliberadamente que él mismo está cobrando 300 mil pesos por mes, o Pancho Roldan –el gerente de Recursos Humanos- que tiene ingresos por 235 mil pesos.

También están entre los que más cobran, pero no tienen ningún puesto de alto riesgo, Sergio Lumachi, Coordinador General: 280 mil pesos, Arancio Guzmán, Gerente de Abastecimiento: 240 mil pesos, Rodríguez Cristina: Gerente de Seguridad e Higiene: 245 mil pesos, Gross Gluckman: sub Gerente de Recursos Humanos: 245 mil pesos.

Mientras tanto los que sí tienen trabajo de alto riesgo o responsabilidad, son los trabajadores. ¿Y cuánto ganan? Un trabajador de superficie o changarín cobra aproximadamente 25 mil pesos, un minero entre 45 y 50 mil pesos, un jefe de turno 70/80 mil pesos, un supervisor alrededor de 80 o 90 mil pesos y un capataz general: 120 mil pesos. La canasta familiar en Río Turbio se sitúa en 30 mil pesos (dato de la ATE Santa Cruz)

Ya no hablemos de un minero, que son la gran mayoría de los casi 500 despedidos. Un capataz general a cargo de hombres que arriesgan su vida en los socavones, tiene un sueldo 150% inferior a lo que gana Zeidán. Esto sí que es irracional. Más teniendo en cuenta que según él mismo reconoció, el subsidio de Nación a YCRT es de 160 mil pesos por agente. Ninguno de esos trabajadores cuyos oficios nombramos, cobra esa suma. ¿Entonces? Parece que la intervención del yacimiento sabe muy bien cómo usufructuar la pesada herencia.

Otra cuestión que en esa conferencia de prensa no se mencionó, en cuanto al plantel de la mina, es que esta administración tomó monotributistas, todas personas que militaron la campaña de Macri, Eduardo Costa y Zeidán. Nadie sabe a ciencia cierta qué trabajo realizan, pero cobran entre 20 mil y 84 mil pesos. Nada muy distinto a lo que hicieron los ministros de Cambiemos en el ámbito nacional con sus familiares y amigos.

La mega usina: Irracionalidad kirchnerista y macrista

En frente de la mina está ubicada la mega usina a base de carbón, que está construida en un 80%, porque al kirchnerismo no le alcanzaron 9 años para terminar la obra (comenzó su construcción en 2006). Pero Cambiemos en dos años, no completó ese 20% restante. Zeidan también es interventor de esa obra.

Cuando se inició la obra, el presupuesto estaba calculado en 350 millones de dólares. Obra a cargo de la empresa española Isloux Corsan (luego quedó en manos de un pool de bancos españoles), bajo la supervisión del Ministerio de Planificación a cargo de De Vido por aquel entonces. Años después la empresa recalcula y el valor salta al doble, 700 millones de dólares.

Esta usina podría generar 240 megavatios (MW), lo que puede alimentar de energía a 4 provincias patagónicas. Como dijo la esposa de un minero despedido: “con eso de que se robaron todo, ellos en dos años, tampoco hicieron nada”. La usina necesita ser alimentada por 1,5 toneladas de carbón, actualmente la mina no puede producir ese tonelaje precisamente por la falta de inversión, tanto de las anteriores administraciones, como de esta.

Te puede interesar: Las mujeres del carbón

El plan de Cambiemos parece ser quedarse con un mínimo plantel de trabajadores, lograr un cambio del convenio colectivo (como hicieron con los petroleros de Vaca Muerta) y luego privatizar.

Contra eso vienen luchando los mineros del carbón y para tratar de unir su lucha a la de otros trabajadores que pelean para defender sus puestos de trabajo, es que el sábado 17 realizaron en común un encuentro combativo y antiburocrático. Allí precisamente dicho encuentro tuvo como principal resolución participar con una columna independiente, de la movilización del 21F. Una columna que lleve como bandera la exigencia de paro nacional y un plan de lucha para derrotar las políticas de ajuste del macrismo.

Volviendo a Zeidan, que proviene de una familia dueña de varias concesionarias de autos y boliches de la provincia, tiene el mismo desprecio que los funcionarios nacionales en cuanto a los padecimientos de los trabajadores se trata.

Para las fiestas del año pasado, filmó un video para saludar a todos los mineros y agradecerles su esfuerzo. Antes de fines de enero comenzaron a emitir los telegramas de despidos. Cinismo recargado del radicalismo PRO.







Temas relacionados

YCRT   /    Radicalismo   /    Río Turbio   /    Kirchnerismo   /    UCR   /    Santa Cruz   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO