Géneros y Sexualidades

ABORTO LEGAL

El arzobispo de Rosario contra el aborto no punible

A pocos días de un nuevo Pañuelazo Federal por el aborto legal, seguro y gratuito y a semanas del 8M, la Iglesia levanta la voz contra los derechos de las mujeres y cuerpos gestantes. Ahora, en boca del Arzobispo de Rosario que pide la objeción de conciencia.

Viernes 14 de febrero | 15:59

A través de la Agencia Católica de Informaciones se difundieron las palabras del Moneñor Eduardo Eliseo Martín, arzobispo de Rosario, en la Misa de Santa Fe donde volvió a hablar de la “santidad” de la vida y que ésta solo pertenece a Dios. Con motivo de la Jornada Mundial del Enfermo habló de las mujeres que deciden abortar, como si estuvieran padeciendo una patología, y lamentó que “se insista en aplicar protocolos del aborto en Santa Fe”.

El arzobispo de Rosario desconoce, en nombre de la Iglesia, que los protocolos son resoluciones ministeriales y que están por encima de su fe y las creencias individuales. Son marcos de acción para la salud pública y por lo tanto ningún profesional puede negar la atención médica.

La Iglesia trata de retomar la ofensiva contra el movimiento de mujeres. El mismo 8M desde la Conferencia Episcopal Argentina harán una "megamisa" en Lujan, en abierta provocación. El arzobispo con sus dichos quiere que se retroceda de los casos donde ya es legal la práctica del aborto. Quieren presentarse como los “defensores de la vida”. Nada más falso. La clandestinidad significa la muerte de cientos de mujeres. Esta institución que fomenta el odio a la diversidad sexual y que fue parte del genocidio y las desapariciones en la última dictadura militar no puede llamarse a sí misma “defensores de la vida”.

Te puede interesar: Aborto: la Iglesia quiere convertir el 8M en día contra las mujeres

Los derechos y libertades que el Estado debería garantizar a todas las personas, como la anticoncepción gratuita, la educación sexual integral y el aborto legal, encuentran en la injerencia de las Iglesias y en el poder que se les da sobre las políticas públicas, un obstáculo insalvable. Por eso es necesario la separación de la Iglesia del Estado.

No nos vamos a quedar en nuestras casas mientras la Iglesia trata de avanzar contra nuestros derechos. Este 9 de marzo, día en que se hará la marcha por Día Internacional de las Mujeres, vamos a ganar las calles de Rosario y de todo el país.







Temas relacionados

Iglesia   /    #8M   /    Aborto legal, seguro y gratuito   /    Rosario   /    Santa Fe   /    Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO