Política

ENCUENTRO EN LA HABANA

El amigo Daniel no comenta revoluciones

“Es un honor recibir a mi amigo Daniel”, señaló Raúl Castro al finalizar la reunión con el precandidato presidencial del FpV en La Habana, para que no quedaran dudas de su entusiasmo por el encuentro.

Facundo Aguirre

IG: @hardever // Twitter: @facuaguirre1917

Jueves 23 de julio de 2015 | Edición del día

Fotografía: DyN

Scioli, por su parte, devolvió la gentileza resaltando su admiración y respeto por la “influencia positiva” de Raúl Castro por “haber defendido con dignidad al pueblo cubano y sus ideales, y asimismo por plantearse, como él ha hecho referencia, la actualización del modelo económico socialista, con todas las expectativas que se abren a partir del restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y los Estados Unidos”. El operativo kirchnerista de presentar la transformación de Scioli de menemista neoliberal proimperialista a progresista reconvertido, logro así el gran espaldarazo de la burocracia castrista.

Ciertamente la “influencia positiva” del hermano de Fidel se basó en asentar las bases para la restauración capitalista en Cuba y, bajo la tutela del Papa Francisco, retomar las relaciones diplomáticas con el imperialismo norteamericano, con el reciente hito de la reapertura de la Embajada cubana en Washington, durante décadas principal enemigo de la Revolución.

Evidentemente Scioli es está la "influencia positiva" que Scioli reivindica, la que señala el pase de la burocracia castrista al camino de la restauración del capital y no la que, a su manera, defendía sus intereses particulares de casta representando distorsionadamente las conquistas obtenidas por obreros y campesinos en la revolución de 1959.

Para que no quedaran dudas al respecto, el gobernador bonaerense subrayó: "No soy comentarista de revoluciones, de nada cambiaría que yo haga una evaluación sobre esto, todos conocen mis ideas. Quiero hacer futuro, y el futuro es lo que se está encarando con la apertura de Cuba, y una voluntad evidentemente de relanzamiento del vínculo con nuestros países. Y la Argentina tiene que estar al lado, tengo muy presente cuando Fidel Castro vino a la asunción de Néstor Kirchner". Pero el baño de castrismo para el consumo de la progresía kirchnerista simpatizante de la Revolución fue acompañado con un llamado a aprovechar las oportunidades de negocios que la nueva situación de la Isla abre. En tal sentido Scioli remarco: “las condiciones que genera Cuba para la inversión extranjera y los desafíos de complementar nuestras economías con una agenda muy amplia, cultural, deportiva, social, de intercambio turístico y en todo el complejo agroalimentario. De todos estos temas hemos conversado en un contexto de una gran voluntad de integración regional cada vez más profunda y con un gran sentido de la solidaridad”.

El presidente del Instituto Cultural de la Provincia de Buenos y ex embajador menemista en Cuba, hoy operador sciolista, Jorge Telerman dejo claro cual era la finalidad del encuentro entre el líder cubano y el candidato del FpV: “Daniel está yendo a Cuba por el peso simbólico y real que tiene esta reapertura, la que fuese por la terminación de una vez por todas la guerra fría. Scioli va también con una agenda vinculada a lo comercial, a las inversiones”. Visto fríamente para el sciolismo el encuentro simboliza la tónica de moderación en las relaciones internacionales que el candidato espera poder retomar con EE.UU.

Antes de la reunión con Raúl Castro Scioli se encontró con José Ramón Balaguer Cabrera, jefe de Relaciones Internacionales del Comité Central del Partido Comunista Cubano y ex ministro de Salud Pública.

El sciolismo se apresuro a resaltar que el gobernador bonaerenese "se convierte en el primer gobernante y dirigente político extranjero en ser recibido por Castro, luego de la histórica reapertura de las embajadas de ese país y de los Estados Unidos, tras 54 años".

El encuentro con Raúl Castro, fue parte de una agenda que reunió a Scioli con diferentes líderes de la región como Ignacio Lula Da Silva y Dilma Rousseff (Brasil), Michelle Bachelet (Chile), Tabaré Vázquez y José "Pepe" Mujica (Uruguay), Horacio Cartes (Paraguay), entre otros.







Temas relacionados

La Habana   /    Cuba   /    Estados Unidos   /    Internacional   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO