Internacional

BRASIL CRISIS POLÍTICA

El PMDB rompe con el Gobierno de Dilma

El gobierno de Dilma pierde su principal aliado. El PMDB aprobó en la tarde de ayer la entrega de todos los cargos en el gobierno.

Miércoles 30 de marzo de 2016 | Edición del día

Fotografía:EFE/Fernando Bizerra Jr

El PMDB aprobó en la tarde de ayer, al grito de "Temer presidente" y "Fuera PT", la entrega de todos los cargos, moción que prevé la sanción en caso de no cumplimiento.

En la reunión presidida por el vicepresidente del partido, Romero Jucá, los representantes del PMDB votaron -simbólicamente, ya que habían decidido no exponer a los miembros que estuviesen en contra de la decisión- la aprobación de la moción de la Dirección Regional de Bahia, firmada por Geddel Vieira Lima (exministro de Lula en su segundo mandato) cuyo texto prevé la "inmediata salida del PMDB del gobierno con la entrega de los cargos en todas las esferas del Poder Ejecutivo Federal, significando la desobediencia a esta decisión la instauración de proceso ético en contra del afiliado".

Romero Jucá afirmó que "A partir de hoy, en esta reunión histórica, el PMDB se retira de la base del gobierno de la presidenta Dilma y nadie en el país está autorizado a ejercer cualquier cargo en nombre del partido del PMDB", siendo la decisión válida inmediatamente, sin embargo bajo decisión de los ministros y parlamentarios. Celso Pansera (ministro de Ciencia y Tecnología) y Marcelo Castro (ministro de Salud) enviaron pedidos de licencia al partido, cosa que será evaluada individualmente pero que no consta como parte del estatuto del partido. La orientación del PMDB es para que sus siete ministros e incluso otros cargos de confianza del gobierno dejen sus puestos hasta el día 12 de abril.

En cuanto al impeachment, el vicepresidente del partido declaró que la decisión de dejar el gobierno no significa que estarán a favor del impeachment, pero que eso será decidido llegada la hora. El canto de cierre de la reunión, sin embargo, "Temer presidente", parece indicar el camino del impeachment. Eduardo Cunha, que fue el único de las grandes figuras del partido que estaban presentes, hizo cuestión de resaltar que el PMDB viene siendo culpado por los errores del gobierno y que aun siendo parte de la fórmula presidencial con el vicepresidente Michel Temer, nunca fue convocado a discutir los rumbos de la política y la economía del país.

Michel Temer y el presidente del Senado, Renan Calheiros, uno de los últimos en mantener su apoyo al gobierno de Dilma, se reunieron esta semana y esta decisión por aclamación es fruto de esa articulación. El gobierno pierde su principal base de apoyo parlamentario. Petistas ya sacan declaraciones de que este momento serviría para ayudar al gobierno a dar un "giro a izquierda", pero lo que no dicen es que a costa de esta gobernabilidad, lo único que hizo el partido fue ceder y profundizar los ataques contra los servicios sociales y los derechos de los trabajadores y abrir espacio a la derecha y que la tendencia de la crisis señala este único camino por delante, de ajustes para que sean los trabajadores los que paguen la crisis de los capitalistas.

No está claro todavía cuántos diputados acompañarán esta decisión y si la "negociación uno a uno" que Lula anunció tendrá algún efecto. Los grandes medios especulan que esta medida presionará a que otros partidos como el PP salgan del gobierno, aun que por otro lado con más cargos disponibles, en esta democracia del "toma daca", hay chances de que Lula logre articular una base de apoyo para frenar el impeachment. Los próximos días mostrarán cuántas "divisiones" y votos tiene cada General.







Temas relacionados

PMDB   /    Lula da Silva   /    PT   /    Brasil   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO