Política

POLITICA

El FIT rechazó el presupuesto provincial y denunció el ajuste y el endeudamiento de Mendoza

Minutos antes de que comience la sesión en el senado provincial, donde se votará el presupuesto de Mendoza, que ya cuenta con media sanción de diputados, referentes del FIT realizaron una conferencia de prensa para repudiar dicho presupuesto.

Martes 13 de noviembre de 2018 | 12:49

Noelia Barbeito, acompañada por Soledad Sosa y los senadores provinciales Lautaro Jimenez y Victor Dávila rechazaron el presupuesto provincial y denunciaron un nuevo endeudamiento para la provincia. "Ya hemos visto como muchas veces no se piensa en el bolsillo de los mendocinos sino en disputas políticas; ya hemos visto a la UCR votarle deuda al PJ y luego no votarla, y hemos visto al PJ votarle deuda a la UCR y ahora oponerse. Lejos de toda demagogia, el FIT va a votar en contra de este presupuesto porque, entre otras cosas, no contempla el 47 % de inflación que se prevé para este año para los aumentos de salud, educación y salariales", comenzó axplicando Barbeito.

La referente de la izquierda en la provincia detalló que "en educación, por ejemplo, baja el porcentaje destinado en el presupuesto provincial del 21 % que era lo que se destinó este año al 19 %. Es decir, hay ajuste en educación. En la Dirección de la Mujer, con la emergencia que venimos viviendo con los femicidios que no dejan de dolernos, el gobierno sigue destinando solo 24 millones de pesos, es decir el 0,01 % del presupuesto ante una emergencia donde la mujeres ya hemos dicho Ni Una Menos".

Por su parte, el senador Jimenez denunció que este "es un presupuesto que viene con tarifazos. Por ejemplo para la luz, con el artículo 23 que incrementa los fondos del Fondo Compensador de las empresas eléctricas. Es un presupuesto que contempla beneficios millonarios en materia de subsidios para las empresas del transporte, a pesar de que ya anunciaron que habrá un fuerte aumento del boleto. Nos extraña que una fuerza política como Protectora, que dice estar en contra de los tarifazos, haya votado a favor de estos artículos".

Otro de los puntos rechazados por la izquierda es el endeudamiento de la provincia. Al igual que en la sesión de diputados de la semana pasada, desde el FIT denunciaron que la deuda provincial representa el 35 % del presupuesto y el gobierno intenta refinanciarla, acrecentando aún más la deuda. "Lo más trágico que tiene este presupuesto es como hipoteca el futuro de los mendocinos con una deuda que representa el 35 % del presupuesto provincial. Lejos de todas la mentiras que ha dicho el ejecutivo sobre un presupuesto de superávit, es porque hay deuda y esto significa hipoteca del futuro de los mendocinos y plata que va a salir de sus bolsillos", afirmó Barbeito.

Por su parte, Jimenez aseguró que "es un presupuesto que está alineado nacionalmente con las políticas de Macri y el FMI, que va a significar, junto con la votación mañana del presupuesto en el senado nacional, un recorte de fondos para la provincia de Mendoza que va a debilitar mucho la infraestructura escolar y sanitaria por cumplir los mandatos del FMI". "Por eso desde el FIT estamos aquí no solo para decir no al presupuesto sino para llamar a todos los trabajadores y sectores populares para luchar contra el ajuste", concluyó Barbeito.

Te puede interesar: Mendoza: media sanción en diputados para un presupuesto de ajuste y endeudamiento

A su vez, los referentes del FIT presentaron una declaración ante la votación del presupuesto en el senado:

Declaración del FIT contra el presupuesto Mendoza 2019

La disputa entre el oficialismo y los bloques Pejotistas y Kichnernista, sobre el endeudamiento, constituye una verdadera cortina de humo.

El debate del presupuesto 2019 ha dejado afuera a la principal deuda, que es la que han contraído las familias trabajadoras de nuestra provincia como producto de una inflación imparable, tarifazos obscenos en los servicios y techos salariales que deprecian el poder adquisitivo del salario.

La disputa concentrada en la deuda provincial cuenta con un fuerte componente demagógico, pues el PJ ha votado el conjunto de pedidos de endeudamiento y el kichnerismo gran parte. Son corresponsales del endeudamiento provincial y es por esta razón que no cuestionan su pago, si no la forma.

El endeudamiento fue a financiar las exenciones impositivas a sectores concentrados de la economía, a subsidios a la educación privada y la caja de los intendentes, también de la oposición.

Se cae por su propio peso la idea del “ordenamiento de las finanzas provinciales” y también queda en evidencia el carácter parasitario del endeudamiento, pues los mendocinos no han visto modificada su realidad en las barriadas que siguen sin urbanizar y se inundan ni bien llueve, tampoco la construcción de viviendas, ni el impulso a ninguna actividad sustentable. Solo algunas obras en hospitales y escuelas sirven para la campaña publicitaria del gobierno, pero para nada han modificado el estado crítico de los edificios escolares o de salud.

De esta forma ocultan un nuevo capítulo de ajuste contra el pueblo trabajador que se expresa en reducción salarial vía inflación y techos salariales, la urgencia de profesionales y personal en hospitales, centros de salud, dinaf, oales y escuelas. También una reducción en términos de poder adquisitivo de los presupuestos destinados a salud y educación.

Superávit o confiscación al bolsillo

El supuesto superávit fiscal anunciado no es otra cosa que un incremento de más de 6 mil millones de pesos en concepto de regalías, como producto de la dolarización de los hidrocarburos. Esta suba es pagada por todos los mendocinos cada vez que cargan combustible a sus vehículos o maquinaria.

El “ahorro” consiste en el congelamiento de la planta de enfermeros y maestros que mantiene a duras penas los sistemas sanitarios y educativos.

La incorporación de tercerizadas en distintas área del estado junto con los contratos de locación y prestaciones de servicio, han aportado notablemente al “ahorro” a costa del salario y la estabilidad de los trabajadores.

Finalmente el presupuesto 2019 está asentado sobre parámetros falsos, como una inflación del 23% y un dólar a $40,cuando el acuerdo con el FMI permite llevarlo a $60. Estos parámetros han sido descartados por el conjunto de los analistas económicos que también prevén una recesión mayor.

A la vez es necesario remarcar que es falso el discurso del gobierno en relación a un presupuesto con superávit y sin endeudamiento. El presupuesto presentado por el gobernador está basado en 9000 millones de déficit fiscal como demuestra la diferencia entre los ingresos y los egresos. La mayoría de este déficit pretende ser saldado con nuevo endeudamiento en el 2019 haciendo uso del crédito no usado que el peronismo le habilitó el año anterior, y en la intención, por ahora fallida, del "rollover" de 3600 millones.

El FIT rechaza la polarización falsa que pretenden imponer radicales y peronistas, por eso votaremos consecuentemente contra un nuevo presupuesto de ajuste, déficit y endeudamiento y exigimos el no pago de la deuda a los especuladores, que sólo en 2019 equivale a 3800 millones en concepto de intereses a los fondos buitres. Finalmente planteamos la necesidad de un presupuesto que empiece por dar respuesta a las demandas del conjunto de la población trabajadora y explotada.

FRENTE DE IZQUIERDA Y DE LOS TRABAJADORES - MENDOZA







Temas relacionados

Soledad Sosa   /    Endeudamiento   /    Lautaro Jimenez   /    FIT   /    Noelia Barbeito   /    Ajuste   /    Mendoza   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO