Mundo Obrero Estado Español

HUELGA BICING BARCELONA

“El Ayuntamiento nos condena a diez años más de precariedad”

Siguen en pie las jornadas de huelga de Bicing en Barcelona. Trabajadoras y trabajadores se encierran en el Ayuntamiento para exigir mejores condiciones laborales y económicas.

Jueves 27 de julio | Edición del día

Este miércoles los trabajadores del servicio público del Bicing en Barcelona celebraban una nueva jornada de huelga exigiendo mejores condiciones de trabajo y un incremento salarial.

Durante el mes de julio trabajadoras y trabajadores de la empresa que gestiona este servicio, Clear Channel, han llevado a cabo numerosas jornadas de huelga y concentraciones. Denuncian, sobretodo, que los acuerdos entre empresa y Ayuntamiento tienen un periodo de duración de diez años. Con lo cual, dicen los propios empleados, los salarios con los que se podía vivir hace una década no permiten hacerlo ahora.

Y es que como denunciaba el presidente del comité de empresa de Bicing, José Manuel Pelayo, “Nuestra lucha viene de diez años de precariedad laboral y económica. Aquí hay familias que estamos cobrando entre 700 y 950 euros con las pagas incluidas. Y creemos que con esta precariedad es imposible que las familias podamos vivir. Con Clear Channel se ha intentado llegar a un acuerdo con ellos y ha sido imposible. Ellos quieren que aceptemos su propuesta única, una propuesta que no sirve para sustentar a las familias”.

Sin embargo, pese a la insistencia y las protestas, tanto Clear Channel como el propio Ayuntamiento de Ada Colau vienen desatendiendo las exigencias de los trabajadores y trabajadoras. Es por ello que, este miércoles en el transcurso de una nueva movilización, una decena de trabajadores decidían encerrase en el Ayuntamiento de Barcelona.

Al son de petardos y silbatos, la protesta en plaza Sant Jaume iba en aumento, mientras, en el interior, los compañeros encerrados se resistían a salir. La exigencia: que el Ayuntamiento de BeC se posicione a favor de los intereses de los propios trabajadores en un acto de mediación convocado en el Departament de Treball de la Generalitat. Solo así, los trabajadores y trabajadoras que llevaban a cabo la acción de protesta aceptaron salir.

No obstante, aunque desde el consistorio aceptaran ser parte de una mesa de mediación, los trabajadores denuncian que pese a las condiciones precarias a las que se ven sometidos diariamente y las exigencias de mejores condiciones laborales y de seguridad, el Ayuntamiento está dispuesto a convocar un nuevo concurso que subroge plantilla y condiciones laborales el próximo mes de setiembre.

Respecto al papel del Ayuntamiento de Barcelona en Comú, otro trabajador y miembro del comité de empresa denunciaba que “el Ayuntamiento no nos da ninguna solución. Quiere que le pidamos a la empresa la responsabilidad. Nosotros creemos que la responsabilidad es de los dos, del Ayuntamiento también porque nos condena diez años más con la concesión que está sacando. Por eso estamos luchando, no queremos esa concesión”.

Sin duda, habrá que ver que papel jugará el Ayuntamiento de Barcelona en Comú a partir de ahora y tras haber aceptado reunirse con empresa y sindicatos. Hasta el momento Barcelona en Comú se ha situado siempre del lado de los intereses empresariales. Y es que pese a estar en pleno verano, los luchas de diferentes sectores contra la precariedad no cierran por vacaciones. Que se lo digan a los trabajadores y trabajadoras de TMB, a las Kellys o a los riders de Deliveroo.








Temas relacionados

#ValemosMasQueEsto   /    Campaña Precariedad Laboral   /    Mundo Obrero Estado Español   /    Barcelona en Comú   /    Precariedad laboral   /    Barcelona   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO