Cultura

CULTURA

EMAD en emergencia: la resistencia continúa

La Izquierda Diario entrevistó a estudiantes de la Escuela Metropolitana de Arte Dramático, actualmente en conflicto.

Miércoles 29 de junio de 2016 | Edición del día

1 / 3

Entrevistamos a Christian Chen Serna, Tomás de Urquiza y Damián Flores, estudiantes de la carrera Formación del Actor. Cuentan cómo se desarrolla el conflicto ante el posible cierre de la Institución por la falta de presupuesto y problemas edilicios que ponen riesgo la vida de los estudiantes.

¿En qué condiciones se encuentra hoy la EMAD?

Christian: No tenemos las condiciones edilicias para estar funcionando en ninguna de las sedes. Las que conforman el EMAD son cinco. La sede de Forest tiene el techo dañado que cuando llueve se inunda y hace cortocircuito y los chicos tienen riesgo de morir electrocutados, no hay calefacción, es un salón muy grande, con un techo muy alto. Hay un agujero enorme en una de las paredes, tapado con un cartón.

En Sarmiento tenemos problemas de luces, los tachos están muy dañados. Hay uno solo técnico que está en todas las sedes. En Jufré, que es un primer piso, no hay entrada para discapacitados y no hay salida de emergencia. Si se prende fuego el primer piso, los alumnos quedan atrapados. Esto es muy grave porque son instituciones edilicias del gobierno de la ciudad. Y este mismo gobierno está clausurando Centros Culturales por boludeces, los mismos edificios están infringiendo la ley que el gobierno está exigiendo.

¿Cómo se viene desarrollando el conflicto?

Damián: Nosotros lo primero que quisimos hacer es tomar contacto con los directivos de la Dirección General de Enseñanza Artística (DGEArt) que depende del Ministerio de Cultura para tener alguna respuesta a cuestiones de infraestructura y de reclamos básicos. De infraestructura, desde baños clausurados a techos que se filtran hasta horas docentes, personal no docente, calefacción y reacondicionamiento de las aulas. Al no tener respuestas y de reiterados intentos nos dirigimos al ministro de Cultura Darío Lopérfido y tampoco hemos tenido ningún tipo de respuesta.

Por eso decidimos informar esta situación a nuestros compañeros y elaborar un plan de Lucha realizando intervenciones y clases abiertas como la que realizamos el pasado 23 de mayo en el Teatro Colón.

Tomás: Promovimos una asamblea dentro del consejo directivo a la que llamamos Consejo Ampliado para poner en común la problemática con toda la comunidad educativa y a partir de allí realizamos una primera movilización en la que entregamos una carta de pedido de reunión a la DGEArt y al Ministro. Además hicimos una clase abierta con la participación de todos los turnos con diferentes actividades artísticas para visibilizar el problema del EMAD.

Damián: Dijimos basta, teniendo en cuenta que vinimos con nuestro reclamo hace muchísimo tiempo desde que nos quitaron la Sala Alberdi y diferentes problemas en cultura, por eso decidimos sacar la escuela a la calle por la grave situación y hacer responsables a la gestión de Marcelo Birman que hace ocho años ejerce el cargo en la Dirección General de Enseñanza Artística, del cual también dependen los institutos “Manuel de Falla” y “Astor Piazzola” que se encuentran en la misma situación.

¿Cuál es la situación con el personal no docente?

Damián: Si hay personal que se jubila o retira, ese cargo no se renueva y no contratan a alguien inmediatamente.

Tomás: Es la ley de Macri que apunta a la tercerización. Contratan a empresas y no a alguien genuinamente capacitado para ocupar el cargo. El presupuesto no se ha actualizado según la inflación sino que, al contrario, se ha recortado y además, considerando las evidentes trabas burocráticas que existen, se subejecuta y se obstaculiza el funcionamiento de las escuelas. Además no hay asesoramiento ni personal contable en el EMAD que pueda administrar los fondos y controlar el tema del presupuesto.

¿Qué es el EREA?

Christian: El EREA es el Encuentro Regional de Estudiantes de Arte que se desarrollará los días 16 y 17 de julio en la sede de Sarmiento. Habrá talleres, paneles de discusión y charlas. Las instituciones que van a participar son la EMAD, la UNA de dramáticas y audiovisual, el Piazzolla, el Instituto de Cerámica, el INTA, entre otras.

¿Es abierta la convocatoria?

Tomás: Sí, es abierta la participación y cuanto más amplia mejor será para la organización.

¿Cómo se articula este encuentro con la lucha que vienen dando?

Christian: La intención del EREA, pese a toda la situación, la coyuntura y todo lo que está pasando es demostrar que seguimos trabajando y seguimos siendo activos.
Damián: También tenemos una coordinadora que es Clave Artística con la cual nosotros hacemos actividades conjuntas entre los institutos que comparten los mismos reclamos como el Falla y el Piazzolla. Cabe aclarar que el ministro anterior era Lombardi y el actual Lopérfido, ambos tienen una misma política de vaciamiento.

¿Tuvieron algún avance?

Tomás: Se ve que con lo que hicimos movimos algo porque a partir de allí el director de la DGEArt, Marcelo Birman, vino a prometernos un aumento presupuestario justo tres días antes de la clase abierta y al día siguiente a ésta vino a prometernos que iba a haber mejoras edilicias, obras, muchas promesas y pocas nueces.

¿Todas esas promesas son insuficientes, no?

Damián: Sí, son insuficientes porque además lo que argumenta Birman son mentiras y lo demostramos. Se armó una comisión de presupuesto desde el consejo directivo hace dos años y el desglose que hacíamos no coincidía con lo que él nos decía. Y nuevamente nos comentó que había aumentado 400% el presupuesto pero eso no se ve reflejado en partidas presupuestarias que hayan llegado a la EMAD.

Tomás: Nos gustaría aclarar que cuando recibimos al Director General hicimos una sesión extraordinaria del consejo también abierta y se consiguió la designación para el ingreso de más personal los cuales deberían ser 5 personas para el funcionamiento mínimo algunas sedes –una de portería, dos de limpieza y dos de personal técnico.

Es un vaciamiento cultural con todos los despedidos que se vienen realizando en cultura, la falta de presupuesto y que Lopérfido siga en su cargo de Ministro de Cultura de la Ciudad...

Tomás: Si, nosotros también lo denunciamos en diversas actividades por sus nefastas declaraciones sobre la dictadura. Nosotros observamos que el presupuesto en cultura es de millones y millones de pesos y para el funcionamiento de los distintos institutos y escuelas sólo hay una ínfima parte de ese presupuesto. Tanto dinero destinado al FIBA, festivales internacionales diversos, pero en la educación pública y la formación de los estudiantes que es esencial para la tarea artística no se asigna nada o muy poco.

Damián: El presupuesto anual de los cinco institutos es casi igual mucho menor al destinado al Teatro Colón.

Tomás: Casi diez mil personas que conforman las diferentes sedes tienen menos dinero destinado que el Colón. Eso es increíble, hay tres vidrios rotos en esta sede que se encuentran en ese estado hace más de tres años.

Damián: La propuesta educativa que hacen a la comunidad es nefasta. Se abrieron las carreras y nunca se tuvo en cuenta la cantidad de docentes necesarios para satisfacer esa demanda, la cantidad de sedes a tales fines, etc.

Podemos decir que no hay planificación...

Damián: No hay un entendimiento de nuestra actividad, ellos pretenden que el profesorado funcione en los horarios que se usan para ensayos, en lugar de presupuestar más espacio físico para más oferta académica. Es para ellos un tiempo muerto en la institución, no se contemplan las horas de trabajo y de producción indispensables para las carreras.

¿Y cuál es la mirada que tienen con respecto a lo restrictivo del ingreso en las carreras artísticas?

Damián: Ellos ven las carreras artísticas destinadas para una elite que con suerte o de alguna manera pudimos entrar.

Tomás: Claro, en realidad todo tiene el trasfondo de un problema presupuestario ya que con más turnos y personal docente podría tenerse mayor oferta y brindarle educación a mucha mayor cantidad de gente.

¿Quieren agregar algo más?

Damián: Sí, nombrar los puntos que estamos reclamando:

  •  Designación de las horas docentes ya en curso
  •  Aumento de personal no docente calificado para tareas técnicas;
  •  Aumento de horas cátedra para cumplir las tareas docentes;
  •  Refacción edilicia inmediata de todas las sedes y el cumplimiento de todas las normativas de seguridad;
  •  Presupuesto para el cumplimiento de la currícula.




  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO