Economía

Dólar paralelo sin techo: superó los 14 pesos

El martes fue otra jornada de récords para la cotización del dólar blue. La divisa norteamericana superó en el mercado paralelo el valor de 14 pesos, cerrando a a $14,2 para la venta en la plaza local. Al cierre de las operaciones de hoy, el dólar oficial se ofrecía a $8,44. La brecha entre ambas cotizaciones es de 66,70%. En lo que va del año, la cotización del dólar paralelo trepó más de 50%, mientras que la el oficial aumentó 28,90% en el mismo lapso. El dólar MEP o bolsa sube a $ 13,49, mientras que el Contado con Liquidación se alza hasta los $ 12,57. Al igual que en 2013, apostar a la moneda norteamericana ha sido un gran negocio, contrariando una vez más los discursos oficiales.

Esteban Mercatante

@EMercatante

Miércoles 27 de agosto de 2014 | Edición del día

La vuelta de la tensión cambiaria se explica por varios motivos. De fondo está la inflación, que ha vuelto a colocar la paridad cambiaria real (es decir en términos de poder de compra de la moneda local en relación al dólar) en niveles cercanos a los de comienzos de año, cuando la corrida cambiaria llevó al gobierno a dar un salto devaluatorio de 23% en enero, acelerando el ritmo que se había iniciado desde que Axel Kicillof y Juan Carlos Fábrega fueron nombrados en Economía y el Banco Central (BCRA), respectivamente. Como ocurre en estas circunstancias, no faltaron en las últimas semanas los reclamos -solapados- de sectores empresarios por la pérdida de “competitividad” (que en su concepción se consigue devaluando los salarios), ni el coro de economistas que acompaña y busca dar sustento a estos reclamos. Para algunos, como Miguel Angel Boggiano, economista de Carta Financiera, aún la cotización del dólar a 14 pesos sigue siendo barata.
A la inflación se suman el déficit energético e industrial, y los pagos de deuda pública en dólares, que generan una fuerte demanda sobre las reservas del BCRA. Esta demanda se confronta con la estrechez de las arcas de la autoridad monetaria: las reservas nuevamente amenazan caer a menos de 28 mil millones de dólares, como a comienzos de año. Ocurre que las fuentes de divisas están bloqueadas. No sólo fracasó la vuelta a los “mercados” por el litigio con los bonistas en el juzgado de Thomas Griesa. Al mismo tiempo se registra una caída de las ventas al exterior, la principal fuente de ingreso de dólares: entre enero y julio las exportaciones cayeron 3.780 millones de dólares en comparación a 2013.
A este cóctel se sumó hace tres semanas la decisión de la autoridad monetaria de bajar las tasas de interés que paga por los títulos que emite. Esto repercutió rápidamente sobre el conjunto de las tasas pagadas a los ahorristas, y esta disminución en la rentabilidad de las colocaciones en pesos aceleró una nueva estampida al dólar blue. Por eso, en lo que va de agosto el BCRA perdió u$s 318 millones. Para contrarrestar esta sangría de dólares,contener la cotización oficial y desinflar el mercado paralelo, el Central empezó ayer a dar marcha atrás con la baja de tasas, y subió 100 puntos básicos la tasa de interés que paga a los bancos por la suscripción de sus letras.Estos idas y vueltas son consecuencia de fuertes diferencias en el equipo económico, entre el jefe del Central y el Ministro Kicillof. El segundo cuestiona lo que considera un enfoque “ortodoxo” y pro bancos del primero. Sin embargo, como mostró el Ministro a lo largo del primer semestre, cuando impulsó el muy concesivo acuerdo con el Club de París, la indemnización con creces a Repsol y avaló los acuerdos a Chevron para mostrar una política amigable a los mercados, sus pruritos hacia la “ortodoxia” no le impiden abrazarla en pos de estabilizar la economía a corto plazo. En la pelea entre Ministro y jefe del Central, no se debate en los hechos nada más que o dar rienda suelta al dólar (lo cual alimenta los precios) o enfriar aún la economía. Por donde se lo mire, nada bueno para los trabajadores.







Temas relacionados

Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO