Política

FRENTE DE IZQUIERDA

Del Caño reunió a mil obreros, docentes y jóvenes en Tigre

Este sábado se realizó un asado y acto del Frente de Izquierda en la Zona Norte del Gran Buenos Aires. Nicolás del Caño habló ante una multitud en el Club AFUT en Pacheco, en una de los actos de la izquierda clasista más importantes que se recuerden en la zona.

Lucho Aguilar

@lukoaguilar

Domingo 18 de octubre de 2015 | Edición del día

La Zona Norte del Gran Buenos Aires es una de las concentraciones obreras por excelencia. Hasta allí llegó nuevamente Nicolás del Caño, para participar de una cena y acto del Frente de Izquierda.

Decimos nuevamente porque muchos de los que se juntaron ayer conocen a Nico. Y no por la tele o los spots. Algunos lo habían conocido en la Panamericana en los duros conflictos de 2014. Otros porque había peleado junto a ellos, "codo a codo" como dicen, en defensa de las fábricas bajo gestión obrera o del salario docente. Ese compañerismo se notaba en los abrazos y las charlas a lo largo de la noche. En las fotos y el respeto mutuo.

A las 21:30 hs el lugar estaba colmado. No había dudas: estaban gran parte de los sectores combativos y antiburocráticos de la Zona Norte: Kraft, Pepsico, Stani, Fate, Lear, Volkswagen, Metalsa, Línea 60, Siderca, General Mills, MadyGraf, PrintPack, WorldColor y otras empresas del Parque Industrial Pilar. Algunos decían “hoy trabajé 12 horas”, pero en los rostros la alegría de estar compartiendo la cena y escuchando las palabras de los candidatos del FIT le ganaba al cansancio.

También había docentes de la mayoría de distritos de la zona, con la destacada presencia de delegados y dirigentes del SUTEBA Tigre. Además una gran cantidad de jóvenes de las escuelas y universidad de la Zona Norte, e integrantes de las comisiones de mujeres de MadyGraf y WorldColor.

Candidatos obreros y socialistas

Pasadas las 22 horas fueron tomando la palabra referentes de las luchas obreras de la zona, muchos de ellos candidatos del Frente de Izquierda. José Montes y Gabriela Macauda dirigían el acto.

Ruben Matu, referente de Los Indomables de Lear y candidato a diputado provincial, denunció que “los candidatos de los empresarios y la burocracia sindical no dicen nada del ajuste que ya están llevando adelante”. Jorge Medina, de MadyGraf, también denunció el ajuste y propuso seguir el camino que ellos emprendieron: “fábrica que cierra o despida, ocuparla y ponerla a producir bajo gestión obrera”. Javier Hermosilla, de Kraft, subió con Lorena Gentile, y contó la gran cantidad de obreros de Kraft que son candidatos con la fórmula Del Caño-Bregman. Todos ellos llamaron a seguir construyendo una alternativa a la burocracia sindical y a pelear el voto en las fábricas “para que haya un pronunciamiento nacional contra los políticos de los capitalistas”.

Tras la primera tanda de discursos, desde las mesas llegó el canto: “porque nuestros candidatos, son obreros y socialistas”. En cada discurso y experiencia, quedaba claro el avance de los sectores de izquierda dentro del sindicalismo combativo, que habían protagonizado muchos de los duros conflictos de los últimos años. Pero también que eran parte de las nuevas generaciones que se sumaban a la militancia política con la campaña del Frente de Izquierda. Dos experiencias que se sintetizaban esa noche.

Ignacio Serrano, delegado de base de Metalsa, denunció junto a otros trabajadores los despidos en la autopartista mexicana y llamó a apoyar lucha por su reincorporación.

Micaela Riveros, presidenta del Centro de Estudiantes de la Universidad de General Sarmiento, denunció la situación de las mujeres en nuestro país y convocó a la juventud a “hacer historia” construyendo una fuerza militante junto a los trabajadores.

Las elecciones del 25 y las perspectivas de la izquierda

Un lugar especial tuvieron los integrantes de las otras fuerzas del Frente de Izquierda. Tomaron la palabra Juan Pablo Rodriguez, candidato a diputado provincial y militante del Partido Obrero; Juan Carlos Beica, de Convergencia Socialista; Monica Schlotthauer, candidata a diputada nacional y de Izquierda Socialista. También estaba presente Gustavo Cáceres, de Opinión Socialista y Secretario General del SUTEBA Tigre.

Ya finalizando el acto fue el turno de Christian Castillo. “Chipi” dedicó una parte de su discurso a denunciar a los candidatos tradicionales: Massa, Macri, Scioli. Pero sobre todo propuso una reflexión a la multititud que se había acercado al Club AFUT. “La herramienta política que necesitamos los trabajadores no se improvisa. No es fácil. Como podemos ver, hay avances y retrocesos. Se aprende de los triunfos y derrotas. Se hace combatiendo todos los días. Esta pelea que estamos dando por el voto es parte de la disputa para que la clase obrera y los explotados se doten de una organización política revolucionaria”.

Antes del cierre, desde el escenario se nombró a muchos de los candidatos obreros del Frente de Izquierda en la Zona Norte. De las más diversas fábricas, gremios y distritos: eran la expresión viva de ese incipiente fenómeno de militancia política entre los sectores combativos.

El cierre estuvo a cargo de Nicolás del Caño, en uno de los momentos más esperados de la noche. Nico planteó el orgullo que significaba volver a estar con tantos trabajadores con quienes había compartido jornadas de lucha. Criticó a los candidatos que proponen ajuste, tarifazos y devaluación al pueblo trabajador. “El Frente de Izquierda propone que a la crisis la paguen los que la generaron, los capitalistas” y enumeró algunas de las propuestas que plantea el FIT: la nacionalización de la banca, la expropiación de los grandes terratenientes, la defensa del salario, el empleo, la vivienda y la salud públicas.

Nico convocó a redoblar la militancia estos últimos días, pero también pensar en el futuro. “Queremos seguir construyendo esta izquierda dura en cada fábrica, escuela, hospital, escuela y universidad, una juventud aliada a la clase trabajadora. Una gran elección será un fuerte pronunciamiento a las patronales y sus políticos, de que enormes sectores de trabajadores, jovenes, jubilados y sectores popular vamos a resistir sus ajustes. En el fragor de esa lucha queremos construir una gran partido de la clase trabajadora, para que gobiernen los trabajadores. Aprovechemos estos días para pelear los votos en nuestros lugares de trabajo y estudio, en los barrios; y el 25 de octubre fiscalizemos para defender el voto del Frente de Izquierda”.

Así terminaba un acto de la izquierda clasista que había congregado a más de mil trabajadores, mujeres y jóvenes en la estratégica Zona Norte del Gran Buenos Aires.

Por eso, todos se fueron con la sensación de que resta una semana movida hasta el 25 de octubre, pero que habían participado de una de las jornadas sociales y políticas más importantes que se recuerden en la zona. Allí estaban presentes muchos de los sectores más combativos del movimiento obrero, que se habían forjado en las luchas de estos últimos años. Pero que además de las batallas sindicales, estaban tomado en sus manos la militancia política, con la campaña y las candidaturas del Frente de Izquierda.

Junto a los jóvenes y las luchadoras que estaban allí, son una fuerza vital para quienes se proponen construir una izquierda obrera y socialista.

Ver la crónica y discursos del acto.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO