Decenas de despidos en PREAR

PREAR, empresa líder a nivel nacional en la fabricación de estructuras de hormigón prefabricadas realizó unos 24 despidos en Allen, Río Negro. La empresa, junto a la contratista Hierrotec, deja decenas de familias sin sustento en plena pandemia.

Martes 14 de abril | 05:55

Si bien, las obras estaban paralizadas desde el 19 de Marzo, dada la medida de aislamiento impuesta por el Gobierno ante el avance de la pandemia provocada por el coronavirus, la empresa ya podría retomar las obras. Sin embargo en la lista que dieron a conocer para que los trabajadores se reintegren a sus puestos, no figuraban los nombres de 24 trabajadores, 12 de ellos pertenecientes a la contratista y otros 12 a la “empresa madre”, dueña no sólo de la planta en el parque industrial de Allen sino también de otras dos plantas ubicadas en las Provincias de Mendoza y Buenos Aires.

Ante el anuncio de los despidos, sin mediar aun telegramas formales informando la finalización de la relación laboral, los obreros decidieron hacer pública la situación, exigiendo no sólo la reincorporación de todos los compañeros despedidos si no también que se garanticen todas las medidas de salubridad ya que consideran que no están dadas las garantías frente a la pandemia, más aun teniendo en cuenta los nuevos casos que se registraron en la ciudad rionegrina. A su vez, teniendo en cuenta una próxima finalización de obra sumaron al reclamo la exigencia de que se abone doble indemnización para los “cortados”. Tanto PREAR como HierroTec, no dieron acuse de recibo y al cierre de esta nota las listas de quienes si debían presentarse a trabajar continuaban vigentes y por ende los despidos en pie.

Ambas empresas están a cargo del armado y puesta en marcha de los molinos del Parque Eólico Vientos Neuquinos, ubicados entre Picún Leufú y Piedra del Águila. La empresa PREAR fue contratada por Nordex Windpower S.A., (filial argentina de la compañía alemana de aerogeneradores Nordex) para fabricar las dovelas premoldeadas de hormigón que se utilizan para levantar tales molinos. La obra que lleva poco más de un año es propiedad de la multinacional energética AES, una compañía yanqui líder mundial en distintos negocios energéticos. En Allen opera PREAR, la única empresa que puede realizarle a este emporio multinacional las enormes estructuras de los molinos con un material como el hormigón, que reemplaza a las más caras e importadas estructuras metálicas. Ésta es una de sus varias plantas que tienen en el país como mencionamos. Desde ya que para estas empresas mantener los puestos de trabajo y garantizar los sueldos no le hace ni cosquillas, pero para las familias obreras lo es todo.

Si bien hay un Decreto Nacional que prohíbe los despidos, está claro que para estas empresas y para el mismo Gobierno, que no asegura el acatamiento de la prohibición, la ley antidespidos es “papel mojado”. Desde la intendencia tampoco se intervino para que sean reintegrados a sus puestos y ni si quiera la Secretaría de Trabajo puede recibirlos en la localidad, porque está cerrada. Los trabajadores continúan exigiendo la reincorporación inmediata de todos los obreros despedidos.







Temas relacionados

Allen   /    Ley antidespidos   /    Río Negro   /    Despidos

Comentarios

DEJAR COMENTARIO