Deportes

MUJER

Debate: “El rol de las mujeres en el deporte”

Organizada por la Coordinadora de Hinchas, el miércoles tuvo lugar una charla-debate sobre el rol de la mujer en el deporte. Una futbolista, una dirigente y una entrenadora tomaron la palabra.

Malena Barraco

@Malebarraco

Viernes 16 de junio | Edición del día

Foto: sitio de la Sub Cooperativa de Fotógrafos.

El pasado miércoles 14 dentro del Instituto de Investigaciones Gino Germani se desarrolló una conferencia con tres protagonistas del deporte femenino: Diana Paterno, presidenta de la Comisión de Mujeres y vocal en River Plate; Giselle Piamonte, jugadora de fútbol en Boca Juniors y de futsal en Huracán; y Mónica Santino, ex-jugadora de fútbol y una de las primeras entrenadoras de fútbol femenino del país.

La charla comenzó con los testimonios de las tres protagonistas sobre los prejuicios con los que tuvieron que romper y la discriminación que sufrieron desde sus distintos roles.

Comenzó Giselle, más conocida como “Play”: describió las situaciones precarias en las que tiene que jugar en Huracán, que recién este año se le brindará a las futbolistas indumentaria para jugar o entrenar y contó que se le impondrá al equipo femenino entrenar en el último turno (de 21:30 a 24hs), con la inseguridad que viven las mujeres hoy en día. Explicó que en Boca Juniors las jugadoras son beneficiadas con un mínimo viático que tampoco alcanza pero ya es bastante ayuda.

En su tiempo tenían que alquilar un lugar para entrenar (...) tenían un sólo juego de camisetas, que había sido usado previamente por el equipo masculino

Luego siguió Diana Santino, que recordó que comenzó como cualquier hincha, yendo a la cancha desde chica, después fue presidenta de una filial para continuar su carrera como única vocal mujer de River Plate. Contó que en principio se le cuestionó cómo había llegado a su actual posición y que cuando va a las canchas como dirigente sufre de agresiones, escupitajos y de hombres haciéndole señas y gestos obscenos.

Finalmente Mónica Santino, ex jugadora de All Boys, contó que en su tiempo el club les permitía jugar en la cancha de la Primera pero que tenían que alquilar un lugar para entrenar en San Justo, y que tenían un sólo juego de camisetas (que había sido usado previamente por el equipo masculino). Ahora lidera desde hace 10 años un proyecto en la Villa 31 que consiste en hacer jugar a las mujeres al fútbol en las canchas del barrio.

Es importante que estos testimonios trasciendan porque como sociedad futbolera que somos, le dejamos más lugar al deporte cuando es de varones e ignoramos estas cuestiones que sufren mujeres que quieren vivir del juego que aman. Muchas veces no lo logran por –entre otras cosas- los prejuicios que todavía en pleno siglo 21 están más vigentes que nunca.








Comentarios

DEJAR COMENTARIO