Internacional

PENÍNSULA DE COREA

Corea del Norte amenaza con atacar bases militares estadounidenses en la isla de Guam

Corea del Norte consideró este miércoles atacar la isla de Guam en respuesta a las amenazas de Trump de responder con "fuego y furia" cualquier acción de Pyongyang.

Miércoles 9 de agosto | 10:34

Corea del Norte dijo este miércoles que está considerando planes para atacar con misiles el territorio estadounidense de Guam, horas después de que el presidente Donald Trump advirtió a Pyongyang que si vuelve a amenazar a Washington "se encontrará con un fuego y una furia que el mundo jamás ha visto".

Te puede interesar: Trump dice que responderá con "fuego y furia" a Corea del Norte

El aumento de las tensiones que han venido escalado desde la aplicación de sanciones de parte de Estados Unidos, sacudió a los mercados y generó advertencias de funcionarios y analistas estadounidenses de no participar en una disputa retórica con Corea del Norte, que a menudo amenaza con destruir a Estados Unidos.

Uno de ellos fue el secretario de Estado estadounidense, que hizo un llamado a la calma, para intentar calmar los ánimos tras el cruce de amenazas: "Los americanos pueden dormir tranquilos". Esa es la forma en que Rex Tillerson intentó apaciguar la escalada verbal de Trump cuando amenazó con responder con "fuego y furia" a las acciones de Norcorea, es un lenguaje más parecido a la épica de un capítulo de Game of Thrones, que al de las relaciones internacionales que están marcadas por una creciente tensión en la península coreana.

La respuesta de Pyongyang

Pyongyang dijo que está "examinando cuidadosamente" un plan para atacar a Guam, una isla del Pacifico que alberga a unas 163.000 personas y una base militar estadounidense que incluye un escuadrón submarino, una base aérea y un grupo de la Guardia Costera.

Un portavoz del Ejército norcoreano, en un comunicado difundido por la agencia estatal de noticias KCNA, dijo que el plan de ataque será "puesto en práctica (...) en cualquier momento" una vez que el líder Kim Jong Un tome una decisión.

El gobernador de Guam, Eddie Calvo, desestimó la amenaza norcoreana y sostuvo que la isla está preparada para "cualquier eventualidad", con defensas estratégicamente instaladas. Calvo dijo que ha estado en contacto con la Casa Blanca y que no se han registrado cambios en el nivel de amenaza.

"Guam es suelo estadounidense (...) No somos sólo una instalación militar", dijo el gobernador en un mensaje de video difundido en Internet.

Corea del Norte también aprovechó las amenazas de Trump para denunciar que Estados Unidos está ideando una "guerra preventiva" y dijo en otro comunicado que cualquier plan para ejecutar esto será enfrentado con una "guerra total que eliminará todos los bastiones de los enemigos, incluyendo el territorio continental de Estados Unidos".

Este miércoles también tuvo lugar otro hecho simbólico. En lo que se definió como "una muestra de buena voluntad", Pyongyang dijo que había puesto en libertad por razones humanitarias a un religioso canadiense que cumplía una pena de cadena perpetua en prisión.

Trump había emitió el martes su advertencia más severa a la fecha contra Corea del Norte tras ser informado de que Pyongyoang contaría con cabezas nucleares para sus misiles y que estarían dispuestos a utilizarlas. La divulgación de este dato llegó unos días después del aumento de sanciones por parte del congreso de Estados Unidos sobre Corea del Norte para bloquear su comercio internacional.

China, el más estrecho aliado de Corea del Norte pese a la molestia de Pekín con los programas nuclear y de misiles de Pyongyang, describió la situación como "compleja y sensible" e instó a la calma y a un retorno a las negociaciones.

"China llama a todas las partes a mantener la principal dirección de una resolución política al tema nuclear en la península coreana y evitar cualquier palabra o acciones que pueda intensificar el problema y escalar la situación".

La política que viene llevando adelante Trump es presionar a China para que se haga cargo de Corea del Norte, y es en parte lo que intenta lograr con la aplicación de sanciones. Aunque una presión excesiva puede terminar por aumentar aún más las tensiones volviéndolas incontrolables e impredecibles. Algo de esto es lo que se puede ver en la escalada, por ahora verbal, hacia un aumento de las tensiones militaristas.








Temas relacionados

Corea del Norte   /    China   /    Estados Unidos   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO