Mundo Obrero

DOCENTES

Córdoba: La Celeste denuncia la caída del salario real, aunque no propone nada concreto para evitarla

Ayer lunes sesionó la asamblea de delegados departamentales de UEPC. La convocatoria tuvo lugar en medio de una escalada de precios profundizada por la devaluación. El neoliberalismo denostado por la conducción gremial, no será combatido por ella.

Noé Silbestein

Delegado departamental UEPC | Agrupación Docentes D-Base

Cristina Paredes

Delegada departamental UEPC | Agrupación Docentes D-Base

Martes 22 de diciembre de 2015 | 13:44

La conducción celeste buscó votar en general una crítica al macrismo y salvar la espalda de Schiaretti, no pidiendo bono de fin de año sino aumento salarial, es decir: esperar a febrero. Esto lo explicó el secretario general, Juan Monserrat, diciendo que "el gobierno quiere discutir bono y no salario, en tanto nosotros tenemos que construir un piso más alto para la negociación salarial". Aclaró que si ofrecieran un bono, podíamos agarrarlo (nunca exigirlo nosotros). De acuerdo a la lógica de la conducción gremial, no se puede votar un monto en blanco que eleve demasiado el piso del salario ni tampoco un bono en la medida en que sean montos altos, porque siempre se corre el riesgo de que el gobierno no lo otorgue, quedando el secretario general como un traidor al mandato de la asamblea. Tampoco podría pedirse un monto pequeño porque sería ridículo. Un viejo chiste decía que el secreto para los negocios estaba cifrado en la fórmula honestidad más sagacidad. Honestidad es cumplir siempre con lo que se promete; y sagacidad es no prometer nunca nada. Monserrat parece conocer la fórmula y preferir excederse en la sagacidad.

Asimismo, el secretario general denunció que Triacca "quiere un pacto social para que el salario vaya a la baja y que el salario docente con esta devaluación bajó unos 200 dólares". (Parece que la caída del salario considerado en dólares es una diferencia importante entre una devaluación hecha por Prat Gay y una hecha por Kicillof...). Dijo que después de los anuncios de Prat Gay no se puede hablar de porcentajes, incluso sería temerario cerrar paritarias por todo el año. Contó que Bullrich dijo que podríamos ir a paritarias cada 4 o 6 meses. Una idea sensata que ni Bullrich, ni Grahovac ni Monserrat están dispuestos a tomársela en serio. Sólo podrá imponerse con asambleas y con movilización.

En el ámbito provincial, Monserrat señaló que UEPC y la CGT - Regional Córdoba están contra el pacto social (la verdad es que nadie se había dado cuenta de ello). "En Córdoba sería muy difícil pelear porque algo más del 70% de los docentes votaron a Macri", explicó. Así, él no puede convocar a los docentes para que salgamos a defender nuestros derechos. Claro que si ganaba Scioli, tampoco lo hubiese hecho. Tantos años en un sillón le hacen mal a cualquiera.

Desde la Fucsia planteamos que no salieron a defender el salario de la corrida de los precios porque estaban muy ocupados haciendo campaña por Scioli, y cuando ya perdió no pudieron porque aún había docentes en las escuelas. Ahora Monserrat sale a plantear una recomposición salarial, pero la línea de la conducción se expresa en la legislatura, donde Pihen y Nebreda se negaron a darle tratamiento al proyecto de un bono de $7000 para todos los estatales cordobeses presentado en la unicameral por los legisladores del Frente de Izquierda, entre ellos nuestra compañera docente Laura Vilches. Y hay muchas palabras contra Macri (con denuncias parciales aunque correctas), pero tenemos que discutir salario con Schiaretti, porque la descentralización del financiamiento del sistema educativo impuesto por el menemismo nunca se tiró abajo.

La burocracia pasiviza...hasta a Izquierda Socialista

La necesidad que tenía la conducción era quedar "con las manos libres" para negociar de espaldas a los trabajadores. Ninguna movilización, ningún plan de lucha para el primer día de clases, ni asambleas, ni siquiera un monto ni una fecha que pudieran condicionar la negociación que dicen asumir como una responsabilidad. Esa política pudo pasar sin mayores problemas gracias a un acuerdo logrado con la Pluricolor, presentando una moción unificada con atractivas consignas aunque sin ninguna medida de lucha. Sólo declarar el estado de alerta y movilización. Desde la Fucsia planteamos que necesitamos tener alguna recomposición en el bolsillo ahora y garantizar que no haya ninguna negociación en enero de espaldas a los docentes. En este sentido planteamos una suma de $5000 para diciembre y $5000 para enero, camino a un salario mínimo igual a la canasta familiar. Sostuvimos que desde el primer día que volvemos a las escuelas necesitamos asambleas para discutir todas nuestras necesidades y el plan de lucha para conseguir lo que necesitamos. Con estos planteos, la Pluricolor tuvo que reubicarse y proponer para la votación la moción que había levantado durante la asamblea, pero que estaba ausente al momento de la votación: tres pagos de $3000 en blanco. Empezar el año con las asambleas escolares quedó anulado pero se aprobó comenzarlo con una asamblea departamental (en la que se nos narrará todas las negociaciones que hicieron durante enero!!!).

También propusimos marchar hoy martes en el marco de una jornada nacional de lucha contra el ajuste de Macri, exigiendo un bono o recomposición salarial inmediata que nos permita enfrentar la inflación. Esta moción fue votada sólo por dos de las tres fuerzas que integramos el Frente de Izquierda: Tribuna Docente (PO) y Docentes D-Base (PTS). Izquierda Socialista, que a nivel nacional convoca a la marcha, no la votó porque privilegió su alianza con la burocrática agrupación Naranja. Juntos han armado la Pluricolor que no presentó una sola medida de lucha. Cornatosky, uno de los dirigentes más importantes de la Celeste hasta 2008, y hoy de la Naranja, dijo que no tenemos que pelear por fuera de las medidas que el gremio dispone. Pero no propuso una sola medida de lucha para que fuese votada. De él, lo esperamos. Pero nos sorprende de nuestros compañeros del Frente de Izquierda que se adapten al punto de no querer votar una marcha a la que también convocan.

Transcribimos las resoluciones de la Asamblea departamental

  •  Ratificar la reapertura de la Comisión de Política Laboral y Salarial Docente para obtener un inmediato aumento salarial, que permita compensar la pérdida del salario en relación al porcentaje establecido por la devaluación.
  •  Declarar el estado de alerta y movilización ante las consecuencias de las medidas tomadas por el Gobierno Nacional.
  •  Demandar la urgente derogación de la Ley 10078.
  •  Apoyar activamente todas las medidas gremiales dispuesta por la CGT regional Córdoba en defensa del salario de activos y jubilados y las condiciones de trabajo.
  •  Convocar a la Asamblea de Delegados Departamentales para la primera quincena de febrero, y posteriormente a Asamblea de Delegados Escolares.
  •  Realizar una campaña de esclarecimiento, prensa y difusión para dar a conocer nuestros reclamos a través de los medios masivos de comunicación.





    Temas relacionados

    Docentes   /    Ajuste   /    Salario   /    Córdoba   /    Mundo Obrero

  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO