Deportes

FÚTBOL

Copa Sudamericana: Independiente goleó a Nacional de Paraguay y está casi en semifinal

El Rojo quedó al borde de clasificar, con un resultado abultado y difícil de remontar en la vuelta para el equipo paraguayo. Gran partido de los de Holan, con Meza, Albertengo y Barco como figuras.

Augusto Dorado

@AugustoDorado

Miércoles 25 de octubre | Edición del día

Independiente tuvo otra noche de copas, de esas que se disfrutan y que después permiten soñar. En otro partido memorable, no tanto por las emociones sino por el despliegue del equipo, sacó una ventaja enorme como visitante en el estadio Defensores del Chaco, en Asunción, y tendrá la tranquilidad suficiente en Avellaneda la semana que viene como para asegurarse el pase a la semifinal.

A modo de homenaje no planificado al gran Arsenio Erico, el máximo goleador del fútbol argentino que surgió en el Nacional paraguayo y se consagró en Independiente, el Rojo decoró la noche con goles y buen fútbol. Por si fuera poco, la parcialidad roja ya se ilusiona con la posilidad de enfrentar nada menos que a Racing en esa semifinal, aunque la Academia tiene el panorama más complicado.

En el partido, los locales mostraron desinteligencias defensivas en la última línea que el equipo de Holan supo aprovechar. De hecho, 3 de los 4 goles incluyeron el mal movimiento de la línea de fondo, que quedaba enganchada cuando intentaba “tirar el achique”. Claro que también tuvo el mérito de la velocidad de jugadores como Barco, Bustos (lateral que se erige en una sorprendente pieza de ataque) y Meza, que supieron medir y romper el “achique”.

Parecía que iba a ser complicado el trámite del encuentro, después de los roces entre Caballero y Amorebieta que terminó con el central venezolano de Independiente afuera de la cancha y con el tabique nasal roto por un codazo brutal del jugador de Nacional. Pero el ingreso de Nicolás Domingo en su reemplazo funcionó como garantía de equilibrio de atrás hacia adelante.

Lo que siguió fue una sinfonía de juego en equipo, ante un rival aguerrido pero lento. Nacional pudo empatar después del golazo de Meza tras pase preciso de Barco. El recurso: córner y dos cabezazos en un área superpoblada. Pero no tuvo mucho más que ese recurso el equipo paraguayo.

No está todo dicho, todavía faltan los 90 minutos en el Estadio Libertadores de América. No hay que “cantar victoria” antes de tiempo. Pero sólo una catástrofe –Nacional necesita ganar por una diferencia de 4 goles- sacaría a Independiente de esa soñada semifinal. Lo que sí está en condiciones de celebrar la hinchada roja es el regreso: Independiente volvió a postularse como protagonista en el plano internacional. Habrá que ver si incluye premio.








Temas relacionados

Ariel Holan   /    Copa Sudamericana   /    Independiente   /    Paraguay   /    Fútbol   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO