Juventud

UNR

Contra la Franja Morada y Macri: una izquierda fuerte, no un frente con amparo de Bergoglio

En la facultad de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales ya circula un documento conjunto entre Patria Grande y ALDE con agrupaciones kirchneristas y pejotistas. Se acercan las elecciones universitarias.

Lunes 13 de marzo | 14:44

En la facultad de Ciencia Política y RRII (Relaciones internacionales) ya circulan los llamados a hacer un gran frente entre Patria Grande, ALDE, el Movimiento Evita, Cincel (MPE) y La Casullo. Pero no es una política que comienza ahora. Ya en 2015 se vio al Frente Social y Popular (FSP) hacer una campaña a favor del pejotista Scioli, que culminó con un discurso de Carlos Del Frade, diputado provincial del FSP, reivindicando al peronismo en un acto con La Cámpora, el PC, y Patria Grande. Como lo dispuso CFK desde Comodoro Py el año pasado, formaron “un gran frente ciudadano” para derrotar al “enemigo mayor”. En este caso, la Franja Morada, conducción del Centro de Estudiantes, parte de Cambiemos. Para defender la educación pública contra la Franja Morada y Macri, la salida no puede ser un frente con los mismos que atacan a los docentes, que ajustan en las provincias que gobiernan y que concilian con genocidas como Milani.

¿Qué implica este frente ciudadano?

El Frente Estudiantil de Unidad (PG, PCR) es un frente electoral que decían reivindicar su independencia de las autoridades. Parecen olvidarse de que la misma Cristina Fernandez fue quien llamó "vagos" a los docentes, el mismo año (2014) que se llevó adelante una de las marchas docentes más masivas contra el ajustador Scioli en provincia de Buenos Aires. Ahora son con ellos mismos con quienes quieren aliarse, quienes se dicen independientes. Un frente con el kirchnerismo, que gobierna la UNR junto al radicalismo y con agrupaciones como el Movimiento Evita que se entrega a los brazos del PJ y de la burocracia sindical que boicotea la lucha docente. ¿Cómo se puede pelear contra las autoridades que aprueban presupuestos de miseria para los edificios y becas, aliándose con sus brazos estudiantiles? ¿Es esto posible? Léanse estas preguntas, como retóricas; pero hay más.

El año pasado, a 40 años del golpe genocida, tanto el PCR como PG marcharon con el kirchnerismo. Parece que se olvidaron de Julio López, desaparecido en dictadura y vuelto a desaparecer durante el gobierno de Nestor Kirchner. Se olvidaron también que Cristina Fernandez puso al mando del Ejército al genocida Milani, procesado por los delitos de encubrimiento y falsedad ideológica, en la causa por la desaparición del conscripto Alberto Ledo, y que hoy está detenido en La Rioja tras ser indagado por los secuestros de Pedro Adán Olivera y su hijo en 1977, y la detención ilegal de Matta, ocurrida un año antes.

Con la visión del Papa


"Compartimos la visión del mundo”, supo declarar un dirigente del PCR en referencia al Papa Francisco, o mejor conocido en Argentina como Jorge Bergoglio, sacerdote cómplice de la dictadura y enemigo acérrimo de los derechos de las mujeres y el colectivo LGTB. Patria grande hizo lo propio participando de un encuentro destinado a lavarle la cara al Vaticano bajo un manto de supuesto progresismo.

Hoy en día Francisco encabeza un proyecto político del que participan tanto las corrientes que componen el FEU, como sectores del peronismo, y que tiene como máximo logro la firma de un acuerdo de "paz social" con el Gobierno de Macri. Aliarse con Bergoglio, el mismo que hace poco pidió “misericordia” para con curas condenados por abusos sexuales a niños, mientras el Vaticano da la espalda a denuncias y pedidos de victimas de pedofilia, parece que no les genera ninguna contradicción.

Las peleas de la izquierda

Para pelear por una educación pública, laica y de calidad, hace falta apoyar la lucha docente, y no aliarse con aquellos que garantizan el ajuste de Cambiemos en las provincias que gobiernan, como lo hacen Alicia Kirchner en Santa Cruz, o Rosana Bertone en Tierra del Fuego, ambas gobernadoras del Frente Para la Victoria. El Frente de Izquierda es la única alternativa para pelear contra el ajuste.

“Proponemos organizarnos junto a nuestros compañeros de curso y de carrera para salir a la calle en la pelea por salario digno para nuestros docentes. Para eso proponemos asambleas por curso y una asamblea general para organizarnos y ponernos a disposición de esta lucha”, expresó Bernardo Sarich, estudiante de Relaciones Internacionales de la UNR y militante de la Juventud del PTS en el Frente de Izquierda.

El 8 de marzo pasado, salimos a exigir #NiUnaMenos, muchos estudiantes vienen organizándose con independencia de los gobiernos en sus tres niveles, gobiernos que precarizan y reproducen la violencia que golpea a las mujeres y a las sexualidades disidentes. “Desde Pan y Rosas adherimos al paro y nos movilizamos para exigir educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir; peleamos por la separación de la Iglesia del Estado y por eso denunciamos al Vaticano que históricamente nos niega el derecho a decidir y que promueve la homo-lesbo-transfobia. En esta oportunidad también nos movilizamos con nuestros compañeros varones porque nuestra pelea de liberación de las mujeres es una pelea de clase, pelea que quedó expresada con los obreros recientemente despedidos de General Motors que están en lucha y fueron parte de la cabecera de esta marcha a pesar de que corrientes como Patria Grande y el PCR se negaron. Nosotras dimos la pelea con mucho orgullo para que puedan acompañar esta movilización”, expresó Suyai Chacama, militante de dicha organización de mujeres.

"Estas demandas se desdibujan aliandose con quienes durante 12 años se negaron a discutir en el Congreso el proyecto de ley de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto, que fue cajoneado cinco veces o con quienes reprimieron a mujeres que peleaban por 400 puestos de trabajo en luchas obreras como Lear. En la universidad venimos dando una pelea consecuente y luchamos por un protocolo contra la violencia de genero en toda la UNR y comisiones de genero para poder organizarnos en todas las facultades, estas demandas no podemos darlas en común con los aliados del vaticano", concluyó la militante de Pan y Rosas.

Para salir a las calles por Memoria, Verdad y Justicia, el 24 de marzo la izquierda consecuente propone marchar con independencia de los partidos patronales, pidiendo el juicio y castigo a todos los responsables del genocidio, y por supuesto a Milani, ex funcionario kirchnerista que durante “la década ganada” fue premiado con un cargo, en vez de ser investigado. El espacio de Memoria, Verdad y Justicia seguirá exigiendo justicia por Julio López, Silvia Suppo, y todos los desaparecidos en esta democracia para ricos.

Estas peleas como el #Niunamenos y #MemoriaVerdadyJusticia tienen su continuidad en las facultades de la UNR también. La juventud universitaria tendrá que plantarse contra las autoridades que recortan la educación. Pero para defenderla hace falta independencia política y organización consecuente, no un frente con los mismos que aplican el ajuste. Un gran Frente de Izquierda al que se unan todas las agrupaciones que quieran dar una pelea contra Macri, de manera independiente de los empresarios, las autoridades, los gobiernos y el vaticano.






Temas relacionados

Frente Ciudadano   /    Jorge Bergoglio   /    UNR   /    Rosario   /    Santa Fe   /    Universidad   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO