Mundo Obrero

ACTUALIDAD

Conflicto Tenaris/Techint: Rocca no tiene crisis y sigue incumpliendo con el Ministerio de Trabajo

La compañía de Paolo Rocca sigue sin acatar la conciliación obligatoria del conflicto que se inició con los 191 despidos del lunes pasado. Nueva audiencia en el Ministerio. Muestras de apoyo de la comunidad de Zárate y Campana a los trabajadores de Siderca.

Lunes 13 de enero | 08:51

Este miércoles hay una nueva audiencia en el Ministerio de Trabajo. Rocca sigue sin acatar la conciliación obligatoria. La UOM todavía no está poniendo las fuerzas que hay para poder ganar. Una gran movilización de las familias de Campana que exija la reincorporación de todos los despedidos podría difundir el conflicto en todo el país. ¿Cómo va a haber despidos en una fábrica que está invirtiendo millones en ampliaciones para aumentar sus ganancias? Está realizando ampliaciones en los sectores de acería, cuplas, Premium y sector automotriz para aumentar su producción. Es una empresa que que tiene ganancias multimillonarias y negocios en todo el mundo.

Además los despidos se suceden en el marco de las intenciones del gobierno nacional de hacer un pacto social entre sindicatos y empresarios. No se debería permitir que Rocca viole las leyes en contra de los que menos tienen. La mayoría de los despedidos son jóvenes contratados. Muchos con su primera experiencia laboral.

El conflicto comenzó en Diciembre por las negociaciones por una nueva acta de suspensiones para el año 2020. La propuesta de la empresa comprendía la suspensión de los operarios con el 75 % del salario (55 % al bolsillo) y el despido de 300 trabajadores de planta y 100 trabajadores de contratistas. Como venimos explicando en La Izquierda Diario, en la planta trabajan más de 4 mil operarios de los cuales un mil lo hacen por contratistas tercerizadas (la mayoría bajo convenio de la UOCRA y UOM) y unos 500 bajo contrato de Siderca de plazo fijo con renovaciones mensuales hasta con duración de 5 años para la "posterior" efectivización.

El miércoles pasado se debía realizar el ingreso de los trabajadores a la planta después de que, en horas de la tarde, el Ministerio de Trabajo de la Provincia dictara la conciliación obligatoria. Al llegar los trabajadores despedidos a la portería, junto a varios compañeros que acompañamos, junto a representantes de la UOM y de la Secretaría de Trabajo de Campana, no pudieron ingresar a la planta, violando de esta manera el dictado de la Ministerio.

La decisión de la empresa provocó el enojo no solo de los trabajadores de toda la planta sino de las familias de Campana y Zárate que en las redes, en la calle y en las reuniones sociales y familiares repudian el accionar de Rocca. La política de la empresa hacia la comunidad hacia consiste en hacer proyecciones, fiestas y recitales para la familia y la famosa maratón. Sin embargo, toda esa farsa se cae cuando los costos de sus negocios los quiere descargar sobre los trabajadores y las trabajadoras de la planta.

Las intenciones de Siderca son que los trabajadores paguemos los costos de las altas y bajas de la producción y también disciplinar a los obreros para seguir profundizando la flexibilización laboral. Además mientras realizaba los despidos no dejó ingresar a la comisión interna a la planta. Aún no quiere reconocer a todos los integrantes que votaron los trabajadores. No hay “familia” para Rocca en este momento más que la de las ganancias y el dinero. En eso es un fiel seguidor de su propia familia.

Ver también: Los Rocca: la historia criminal detrás del gigante de acero

Pero entre empresarios siempre tienen la misma manera de actuar: en contra de los intereses de los que trabajamos. En Campana también el empresario Ruben Cherñajovsky de Newsan-Atma no sólo no tiene crisis alguna, sino que va más allá y amplía su negocio millonario a costa de despidos discriminatorios de mujeres. Y en otra metalúrgica más, la ex Titania también se están repitiendo despidos.

Las tres empresas en conflicto están bajo la órbita de la UOM (Unión Obrera Metalúrgica). El sindicato tiene que pelear en contra de las provocaciones de Siderca y de todas las empresas en conflicto. Tenaris tiene que reincorporar a los despedidos acatando la conciliación obligatoria que dictó el Ministerio de Trabajo y dejar ingresar a la planta a toda la Comisión Interna.

Para que esto se lleve adelante lo mejor sería convocar a un plenario de delegados metalúrgicos con mandato de asamblea de los sectores para que podamos resolver medidas para garantizar la reinstalación a los lugares de trabajo de todos los despidos que están sucediendo. Y para fortalecer la lucha y que Rocca acate la conciliación, tenemos que aprovechar el enorme apoyo que hay en la población. La UOM podría convocar a movilizaciones que participemos despedidos, los que están adentro y la comunidad y se exprese que los trabajadores quieren ser reincorporados.

Seguí el conflicto y todas las novedades por La izquierda Diario.

Te recomendamos las siguientes notas: Techint de Paolo Rocca viola la conciliación obligatoria

Despidos en Siderca: “No es un mero conflicto sindical, sino un problema político”

Los Rocca: la historia criminal detrás del gigante de acero

Paolo Rocca: almuerzo con Fernández, despidos, suspensiones y flexibilización







Temas relacionados

Tenaris Siderca   /    Tenaris   /    Paolo Rocca   /    Techint   /    Provincia de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO