Política

CONGRESO NACIONAL

Con reveses para Cambiemos, el mega-DNU llega al Congreso Nacional

Miércoles 21 de marzo de 2018 | Edición del día

Este martes por la tarde, tras varias idas y vueltas, el oficialismo tuvo que renunciar al intento de modificar la utilización de los recursos que maneja el Fondo de Garantía de Sustentabilidad. Se trató de un nuevo revés para Cambiemos en la negociación de la norma que modificaba decenas de leyes.

Será en ese marco que finalmente este miércoles llegará al Congreso Nacional la discusión del llamado megaDNU. El mismo, que había visto la luz en enero pasado bajo el número 27/2018, era un intento de avanzar en decenas de modificaciones legales sin pasar por la discusión legislativa.

La oposición en el Congreso -que expresaba el fuerte descontento social con el gobierno- obligó a reemplazar el contenido de ese megadecreto por tres proyectos de ley. El objetivo: impedir que una votación de toda la oposición hiciera caer el decreto e implicara una derrota política para el oficialismo.

Demorada en el tiempo, y con menos espectacularidad, la misma situación se expresará este miércoles en la Cámara Baja. En la sesión que está convocada alrededor del mediodía, lo relacionado con el decreto 27/2018 será discutido pero con muchos cambios. La agenda que Cambiemos se había trazado originalmente quedará devaluada.

Ese retroceso aparece ligado a un juego de presiones donde la negociación con la oposición más moderada –agrupada en el Bloque Justicialista- tuvo un lugar importante.

Tal como se había señalado en este medio, la modificación más importante sería la derogación del megaDNU. Esto implicaría la caída del conjunto del decreto.
Sin embargo, este no será el único golpe al oficialismo. A ello hay que sumar que, en la presentación de los proyectos sustitutos, el macrismo no pudo imponer algunas cuestiones que había defendido en la discusión.

Así, por ejemplo, debió ceder en el punto de la inembargabilidad de las cuentas-sueldos y en la modificación que proponía para el uso de los recursos del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) del Anses.

Sin embargo, eso no quita que las normas que terminarán siendo parte de los tres proyectos siguen siendo claramente favorables a los intereses de los grandes empresarios.

“No hay un solo artículo de este proyecto que plantee un solo beneficio para el pueblo trabajador”, señala parte de un dictamen de minoría presentado por Nicolás del Caño en la Comisión de Transporte.

El diputado nacional del PTS-FIT señaló ahí también que el proyecto solo contempla “beneficios para la clase social que hunde a la nación”.

Si el gobierno, a pesar del amplio cuestionamiento social, no sufrió una derrota política más evidente, eso se debió a los buenos oficios del peronismo.

Precisamente, la presentación de tres leyes por parte del oficialismo buscó negociar con el Bloque Justicialista para garantizar que no existiera una votación en ambas cámaras que rechazara el DNU. Una vez más, el peronismo le dio una mano a la gobernabilidad macrista.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO