Mundo Obrero

MUNDO OBRERO

“Con la reforma laboral quieren que las fábricas sean picadoras de carne"

Con la reforma y otros ataques que vienen haciendo, las patronales tienen un objetivo central: aumentar la productividad del obrero. Pero no invirtiendo en nueva tecnología, sino con mayor intensidad del trabajo y menos tiempos de descanso. En el neumático lo vemos todos los días.

Martes 14 de noviembre | Edición del día

El gobierno quiere avanzar con la "reforma laboral". Que en realidad es un ataque abierto a las conquistas y derechos que costaron décadas de lucha y vidas obreras.

Quieren lograr que despedir le sea más barato a las patronales. También facilitar que las empresas tengan muchos más trabajadores tercerizados, con menos derechos sin ninguna responsabilidad sobre ellos, y los que estuvieron “en negro” no puedan iniciar juicios o reclamar multas a sus empleadores. Además quieren manejar nuestra jornada de trabajo con el “banco de horas” y otras medidas para aumentar la explotación obrera.

El gobierno muestra desembozadamente su clasismo. Favorecer a los patrones de todo tipo y liquidar derechos a los trabajadores, lo que traerá como consecuencia salarios mas bajos y condiciones de trabajo mas vulnerables para la vida obrera. Es decir mas muertes por año de los trabajadores para acrecentar las ganancias capitalistas.

De fondo las patronales tienen un objetivo central, que no es nuevo, aumentar la productividad del obrero.

Pero no lo harán invirtiendo en nueva tecnología. Sino exigiendo mayor esfuerzo físico y mental. Mayor intensidad del trabajo y menos tiempos de descanso. Es decir, hacer de las fabricas picadoras de carne.

En el neumático lo vemos todos los días. En los últimos años en el gremio han aumentado los accidentes al calor de la suba de la producción, que trae aparejado el aumento de los estándares (productividad). Junto a esto se elevan cada vez mas el número de los compañeros "rotos", quienes después de algunos años trabajando en condiciones dañinas para la salud del trabajador que son impuestas por las patronales, sufren enfermedades laborales como hernia de disco, tendinitis, etc.

Hoy las patronales buscan sacarse de encima a los compañeros que ellas mismas lesionaron de por vida. Intentando que "arreglen" y se vayan. Y mientras hacen esto por un lado, por el otro toman jóvenes para cubrir los puestos de los enfermos y rotos que la empresa se juega a que no vuelvan.

Esta rotación de obreros en las fabricas es lo que las patronales quieren instalar y profundizar. Reduciendo el tiempo "útil" de los obreros a 5 o 10 años, según la industria. Para lograr tener un plantel de trabajadores mas disciplinados a la patronal y por lo tanto mas dóciles a las presiones de los capataces, debilitando al mismo tiempo la organización sindical.

Hoy en Fate está pasando esto. A los compañeros nuevos que ingresan la patronal les dice: "si te ven hablando con un delegado o yendo al sindicato te despiden".

Ante este plan de ataque a los trabajadores del gobierno y las patronales, la cúpula de la CGT rápidamente se sentó en la mesa para colaborar con el gobierno. Están negociando cuanto van a entregar de nuestros derechos. Esta "reforma" antiobrera nada bueno tiene para los trabajadores: solo cabe ser rechazada de plano y enfrentarla con los métodos de la clase obrera. Es decir, la huelga general hasta derrotar este plan patronal.

La CTA se pronunció por el rechazo a este ataque, pero hasta ahora no han convocado a ningún plan de lucha que esté a la altura para enfrentar esta política antiobrera.

Para poder derrotar al gobierno y las patronales en este intento de barrer con derechos y conquistas históricas, se necesita poner en las calles a los millones de trabajadores que hacemos funcionar todos los días la economía. Para esto tiene que haber una decisión firme de hacerlo.

Desde el Movimiento de Agrupaciones Clasistas que impulsamos los militantes del PTS en el Frente de Izquierda junto a cientos de compañeros independientes de distintos gremios del país, peleamos para desarrollar la mayor fuerza y unidad posible, de todos los que quieren enfrentar este ataque, para estar en mejores condiciones para exigirle a las direcciones burocráticas de las centrales sindicales que dicen estar en contra de esta "reforma" que dejen de lado cualquier negociación y llamen ya a un plan de lucha.

Ese es el camino para imponerle a los traidores de la CGT que rompan con el gobierno y llamen al paro general.








Temas relacionados

FATE   /    Reforma laboral   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO