Política Internacional

MÉXICO-EE.UU.

Viñedo de familia Trump solicita trabajadores inmigrantes

Una de las empresas de la familia Trump, solicita 29 visas de trabajo para migrantes al no encontrar trabajadores estadounidenses disponibles.

Joss Espinosa

@Joss_font

Jueves 23 de marzo de 2017 | Edición del día

Trump Vineyard Estates, viñedo de la familia Trump a cargo de Eric Trump, solicitó visas de trabajo para el sector agrícola, para 29 migrantes al no encontrar trabajadores de Estados Unidos que asuman dichas labores, no es la primera vez que pasa en una de las empresas Trump.

En diciembre el viñedo ya había pedido las visas H–2A, para tres trabajadores y recientemente pidió el permiso temporal para 23 migrantes más para realizar labores de cultivo y cosecha en dicha empresa.

A pesar de que la desocupación en Estados Unidos no es menor, este tipo de trabajos no son aceptados por estadounidenses y son ocupados por trabajadores migrantes, por las condiciones laborales.

Esto se veía venir, los trabajadores migrantes, desanimados por la persecución de Trump, pueden escasear, al no tener la certeza de qué trabajos eran a los que se refería Donald Trump con su discurso de “hacer América grande otra vez”, con políticas proteccionistas para devolver los trabajos que “los migrantes le quitan a los estadounidenses”.

Esto responde a dos cuestiones importantes. En primer lugar, que los migrantes en Estados Unidos significan una fuerza laboral importante en muchos de los gremios.

En segundo lugar, las condiciones laborales de este tipo de trabajos precarios, mal pagados o temporales, no son una opción para los trabajadores estadounidenses y son los migrantes lo que los aceptan por sus condiciones en ese país.

Más allá de que este tipo de medidas como tramitarles visas de trabajao sean para que los migrantes tengan “trabajos seguros”, éstos son temporales y la mayoría de los migrantes en Estados Unidos trabajan en condiciones aún peores por su condición “ilegal”.

La contradicción es escandalosa para Trump y no solo por este caso. Antes de asumir la presidencia Trump ya había solicitado visas de trabajo para migrantes en Estados Unidos para otra de sus empresas. Esta contradicción se forma a partir de que el magnate presidente no acepta que los migrantes significan una gran parte de la fuerza laboral que mueve el país y por tanto niega los derechos a dicho sector para mantenerlos en condiciones pésimas.

Los migrantes no sólo significan una fuerza laboral importante en Estados Unidos, también pueden ser una fuerza real para confrontar los planes de Donald Trump, junto con sectores de trabajadores a ambos lados de la frontera, exigiendo plenos derechos para los inmigrantes.







Temas relacionados

Política Internacional   /    Deportación   /    Donald Trump   /    Migrantes   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO