Mundo Obrero

OPINIÓN

Cinismo: María Eugenia Vidal lanzó una app para denunciar violencia de género

"Participar en marchas no es suficiente”, declaró. La gobernadora anunció que las víctimas podrán hacer la presentación por medio de una aplicación desde el celular.

Sábado 27 de enero | 21:22

Una vez más la gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, dio muestras de cinismo al presentar una nueva herramienta en el marco del “plan puesto en marcha en el 2016 para erradicar la violencia hacia las mujeres”. Lo hizo acompañada por el secretario de Derechos Humanos, Santiago Cantón; la subsecretaria de Género y Diversidad, Agustina Ayllón, y el intendente de La Plata, Julio Garro.

En estos dos años de gestión tanto el Gobierno nacional como el de la provincia bajo su gestión, así como todos los gobiernos municipales del territorio bonaerense, han profundizado la problemática de la violencia de género de múltiples formas entre las cuales podemos destacar: quitando presupuestos a programas, precarizando y despidiendo a trabajadores de dichos programas y trabajadoras en general, dándoles la espalda a familiares de víctimas de redes de trata de personas y los movimientos que acompañan, alimentando desde el Estado a esas redes en lugar de desmantelar las, reprimiendo a trabajadores que pelean en contra de los despidos, sosteniendo la clandestinidad de los abortos.

Presenta como un logro que las mujeres víctimas de violencia no necesitarán concurrir a una comisaría para denunciar las agresiones, sino que se podrá hacer la presentación por medio de una aplicación móvil desde el teléfono celular y el trámite se seguirá directamente ante la Fiscalía que corresponda. Y ni una palabra dedica a los femicidios perpetrados en sus años de gestión en la provincia de Buenos Aires cuyas estadísticas señalan que son superiores a la estadística nacional. Tampoco se refiere a las más de 3.000 niñas, adolescentes y mujeres desaparecidas en nuestro país desde 1990 hasta la fecha, muchas de las cuales han sido secuestradas por redes de trata con la complicidad estatal, tanto policial como judicial. Nada dice de las condiciones precarias de las trabajadoras del mismo programa al cual tan alegremente hace referencia ni de los despidos en el Estado provincial. Tampoco de las muertes que se producen en la provincia de Buenos Aires por abortos clandestinos. Es decir, oculta deliberadamente la violencia de género que ejerce el propio Estado.

La presentación fue un derroche de desfachatez. La gobernadora afirmó que: "Participar en marchas no es suficiente”: claro, para ella que mandó a colocar un candado en las rejas de la casa de Gobierno en una de las tantas movilizaciones que se hicieron para reclamar por la aparición con vida de la joven Johana Ramallo en La Plata, quien mañana hace seis meses que está desaparecida en manos de las redes de trata, en vez de atender a Marta Ramallo, su madre, y a las organizaciones que la acompañaban, no, no es suficiente.

Vidal destacó también que se amplió la atención en el número de denuncias 144, atendido por setenta operadoras profesionales, pero omitió decir que el servicio de atención telefónica está tercerizado a través de Provincia Net, las trabajadoras están precarizadas y sufren persecusión gremial. En un comunicado que se difundió el 15 de Agosto pasado por las redes sociales señalaron que “El Estado no sólo no respeta sus derechos, valorando y jerarquizando a estas trabajadoras, sino que las violenta de diversas formas: precarización laboral, salarios por debajo de la línea de pobreza, test de embarazos para ingresar, firmas de declaraciones juradas sobre pertenencia política, son sólo algunas de las violencias que sufren quienes trabajan en la Línea 144”. En esta área de atención telefónica, las trabajadores denuncian que escasean “los recursos, humanos entre otros, para intervenir integralmente a favor de los derechos de las mujeres”.

Su discurso cerró en un tono profundo: “Necesitamos que en cada una de las casas, cada una de nosotros, y cada uno de los varones, críen a los chicos sin machismo. El cambio que tenemos que hacer es cultural. Es un enorme trabajo que va a llevar mucho tiempo. Mientras tanto, damos las respuestas de emergencia que son necesarias". ¿Respuestas de emergencia le llama la gobernadora a la implementación del fondo de emergencia de hasta 7.500 pesos que anunció para cada persona que necesite una respuesta rápida?.

Una vez más el Gobierno provincial muestra claramente que lejos está de tener entre sus objetivos la erradicación de la violencia hacia las mujeres. Pero el movimiento de mujeres Ni una menos, surgido a partir de la primer movilización nacional multitudinaria el 3 de Junio de 2015 y que crece cada día muestra el camino de la lucha y la organización por nuestras múltiples demandas, así como las comisiones de mujeres que impulsamos desde Pan y Rosas en los lugares de trabajo y estudio para acabar con las tremendas desigualdades producto de la opresión de género que llegará a su fin de la mano de la emancipación de la clase obrera. Ya estamos organizando las movilizaciones en todo el país que nuevamente se darán en el marco de un paro internacional de mujeres este próximo 8 de Marzo







Temas relacionados

María Eugenia Vidal   /    #NiUnaMenos   /    Mujeres   /    Violencia   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO