Política

FALLO HISTÓRICO

Caso Daniel Solano: un paso en la búsqueda de justicia

En 2011 llegó desde Tartagal a Choele Choel para trabajar en la temporada de la cosecha. Ese mismo año Daniel Solano desapareció luchando por los derechos de los trabajadores golondrinas. La sentencia a los 7 policías imputados es un paso para acercarse a la verdad de lo que le sucedió.

Miércoles 1ro de agosto | 22:09

Daniel Solano desapareció el 5 de noviembre del 2011 cuando fue visto en el boliche Macuba de Choele Choel. Allí recibió una brutal golpiza y su cuerpo fue desaparecido para ocultar el crimen. Lo que disparó una red de encubrimiento y complicidades entre funcionarios de la justicia, del gobierno, y de la empresa Expofrut. Ninguno de los estuvo sentado en el banquillo de los acusados y los policías condenados gozan aún de la libertad hasta que la sentencia leída por el tribunal de General Roca quede firme.

La condena a cadena perpetua es por “homicidio agravado por alevosía” para los siete policías Pablo Bender, Pablo Albarrán Cárcamo, Sandro Berthe, Héctor Martínez, Juan Barrera, Pablo Quidel y Diego Cuello, es por estar comprobada su participación en la desaparición y muerte de Daniel Solano.

Te puede interesar: Siete policías condenados a prisión perpetua por el homicidio de Daniel Solano

Hoy la memoria de Daniel y de Gualberto, su padre, estuvo presente en todos los asistentes a la lectura de la sentencia, entre ellas las Madres de Plaza de Mayo Neuquén y Alto Valle que estuvieron presentes “para acompañar a la familia de Daniel Solano, porque esto es algo histórico, no porque vayan presos sino porque tienen que decir la verdad de donde esta Daniel, esa es la exigencia de Madres de Plaza de mayo Neuquén y Alto Valle pidiendo la verdad, memoria y justicia”.

Por su parte Raúl Godoy diputado del PTS-FIT recalcó que es “un paso importante adelante en la causa por la desaparición forzada y el asesinato de Daniel Solano”. Y recalcó que “considero que es un paso muy importante dado adelante producto de la lucha y de la enorme pelea gigantesca de su papá Gualberto, de sus abogados que han seguido el caso todo este tiempo y las comisiones de solidaridad y ayuda que se han formado en torno a esta causa que sensibilizo a mucha gente durante todo este tiempo”.

Y agregó que “el caso Solano desnuda toda la explotación al obrero, al obrero golondrina que reclutan en el norte del país y los traen de sus lugares para venir a hacer la cosecha, o para trabajar en los galpones de empaque de las multinacionales como Expofrut que entendemos nosotros es la responsable intelectual de la desaparición y asesinato de Daniel Solano. Por eso reivindicamos como un paso importante la condena a cadena perpetua de 7 policías, pero faltan los del encubrimiento, los autores intelectuales. Pero es importante por la memoria de Daniel, por la memoria de Gualberto y hoy por la memoria de Santiago Maldonado, hoy vamos a estar en las calles y vamos a levantar nuestros puños en bien en alto.”

Laura Santillán dirigente de PTS-FIT Río Negro se refirió a las condenas sosteniendo que “esta sentencia de perpetua, en un día tan importante como hoy a un año de la desaparición y asesinato de Santiago Maldonado, por parte de la Gendarmería, es muy importante gracias a la lucha inclaudicable de Gualberto Solano y de los abogados, sus familiares y todas las organizaciones que han acompañado desde el primer día en la exigencia de juicio y castigo para los responsables y que vamos a seguir exigiendo que sean enjuiciados y castigados los responsables intelectuales que tienen que ver con toda la mafia política, empresarial y judicial que Daniel Solano estaba denunciando en la empresa Expofrut”.

La abogada del Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH) Mariana Derni destacó que “en un momento en el que pretenden imponernos la absoluta impunidad para las fuerzas represivas y un avance en su política represiva, que hoy se condene a perpetua a los asesinos de Daniel es un gran aliento. La condena a perpetua para estos siete policías es un triunfo, parte de una enorme lucha, que se supo mantener en el tiempo sin quebrarse y mostrando lo que hay detrás de los grandes negocios de la fruta en la Patagonia, con trabajadores y trabajadoras superexplotados como Daniel. Y en esto la pelea continua junto a esos sectores porque la justicia no dejo de mostrar su carácter de clase. La sentencia descarta completamente la conexión entre las grandes empresas de la fruta y el Estado en estos crímenes”.

Daniel Solano trabajaba en Agrocosecha, una empresa subsidiaria de multinacional belga Exprofrut con la que terceriza la producción y la contratación de mano de obra. Sus trabajadores son principalmente captados en el norte argentino entre comunidades aborígenes, para reducir costos en una mano de obra que le aseguraba no tener reclamos. Un entramado de complicidades entre empresarios, funcionarios, policías son parte de la desaparición forzada y asesinato de Daniel Solano.

Hoy celebramos un primer paso en la búsqueda de la verdad. Por la memoria de Daniel y de Gualberto.

Te puede interesar: “Hoy lloramos y pedimos justicia por Daniel Solano, por Santiago Maldonado”







Temas relacionados

Río Negro   /    Neuquén   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO