Mundo Obrero

CABA

Capacitación docente 2018: "Si tenés hijos, arreglatelas"

El Gobierno de la Ciudad anunció ayer en la agenda Educativa 2018 una condición para la semana de las masivas capacitaciones para todos los docentes de la Ciudad durante el mes de febrero: a las docentes con hijos se les prohibirá el ingreso.

Marilina Arias

Docente CABA Miembro del Consejo Directivo de Ademys

Jueves 28 de diciembre de 2017 | 13:47

La información circuló vía la Agenda Educativa 2018 de la Dirección del Área Primaria del GCBA para el preinicio de clases 2018.

En dicho documento no sólo se incluyó el cronograma de formación en servicio de febrero sino las condiciones para acceder a dicha formación: ¨No se podrá asistir a la capacitación con niños¨.

Este atropello no es nuevo. A comienzos de 2017 a muchas docentes madres se les prohibió el ingreso a las capacitaciones junto a sus hijos con el argumento de que “no los cubre el seguro”, o porque “es como cualquier empresa, no podés venir con tu hijo a trabajar” mandándolas nuevamente a que cumplieran horario en las escuelas, sin poder capacitarse.

Una vez más con este accionar queda en evidencia la violencia que ejerce el Estado sobre las mujeres y trabajadoras.

Este año, en vez de tomar nota y resolver la situación garantizando el seguro de esos menores, o en su defecto la apertura de un espacio acorde para que esos niños y niñas jueguen mientras sus madres trabajan y se forman, el Gobierno de Larreta agudiza aún más la discriminación y la violencia hacia las trabajadoras intentando imponer de antemano la prohibición de concurrir con sus hijos, desoyendo un reclamo histórico del movimiento de mujeres como lo es la exigencia de jardines maternales en cada lugar de trabajo.

Lamentablemente esta es la realidad de miles de mujeres trabajadoras que no solo continúan trabajando en sus casas luego de la jornada laboral sino que en épocas no escolares hacen malabares yendo con sus hijos a trabajar, pidiendo ayuda un día a la vecina, otro a la abuela, a la tía, porque no pueden pagar niñera o un jardín maternal privado y sus empleadores no contemplan esta situación.

En el caso de docentes, la situación no es la excepción si contemplamos que el 80% de las trabajadoras son mujeres, muchas sostenes de hogar, que trabajan entre dos y tres cargos para tener un sueldo que les permita llegar a fin de mes.

El Gobierno porteño y de Macri, parece desconocer esta situación y discrimina a las mujeres trabajadoras y sus hijos.

El problema de la falta de jardines maternales es muy grave. En el año 2016 se quedaron sin poder ir a la escuela más de 11 mil chicos, de los cuales 10 mil eran de nivel inicial.

En el 2017 no sólo continúa el problema de vacantes y falta de jardines donde las madres puedan llevar a sus hijos sino que se agudizó: faltaron 11.958 vacantes según el informe realizado por el GCBA tras el amparo impulsado por los legisladores del FIT, Myriam Bregman y Patricio del Corro junto a familias y docentes.

Las docentes tienen que ir a trabajar, es una obligación capacitarse, pero el Gobierno no les garantiza ni facilita cómo cuidar a sus hijos durante esos días.

Desde la Corriente Nacional 9 de Abril-Lista Marrón dentro del PTS-FIT sostenemos que tenemos que tomar e impulsar la lucha por todas nuestras demandas, como la necesidad de jardines en todos los lugares de trabajo, para todas las mujeres trabajadoras y madres. El Gobierno debe resolver la situación de las docentes para que ninguna quede sin capacitarse.

Tenemos que organizarnos porque el Gobierno busca avanzar con medidas de carácter antiobrero como la reforma laboral con el objetivo de ganar productividad y atacar aún más las condiciones laborales.

Los acontecimientos de las últimas semanas en torno a la contrarreforma previsional demostraron que la fuerza de los trabajadores está y que la organización y la lucha en la calle y en los lugares de trabajo es la forma de enfrentar a este Gobierno de y para ricos.

En este sentido exigimos a nuestros sindicatos que se posicionen repudiando y rechazando de cuajo esta condición que es un acto discriminatorio y de violencia hacia las mujeres trabajadoras y sus hijos.








Temas relacionados

Docentes   /    CABA   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO